Intensidades de Mujer

Acto - Presentación
del
Libro
Intensidades de Mujer
Ediciones América Libre

Coordinación
Oscar Castelnovo
(Agencia Walsh)

Hotel Bauen

18 de Novienbre de 2006


Dieciocho compañeras presas en la Cárcel de Ezeiza crearon los escritos de este volumen, plagado de voces y aromas de mujer. De ese modo, sus sentimientos y sus rabias; sus amores y delirios; sus deseos, su pródiga fantasía de las noches en vela o la contundencia de la denuncia, traspusieron los barrotes y el silenciamiento que el poder impone sobre la barbarie represiva en las cárceles de mala muerte de la Argentina. La presentación será un acto en la lucha contra la invisibilizacíón de la política de devastación humana estructurada por el encierro y de la resistencia que protagonizan las mujeres cautivas, en este caso a través de la escritura.
Además de algunas chicas narradoras en el libro, que ya están en libertad condicional, y de aquellas que los jueces y los penitenciarios autoricen a concurrir, nos hablará Bianca, hija del preso por luchar José Villalba, y de la militante perseguida Bertha González, ambos del Frente Único de Trabajadores Desocupados y Ocupados (Futradeyo).

Las 18 que escriben tras los muros y las rejas son: Claudia/ La Rusita/ Sol/ Lidia/ Drika & Black Engel/ Carapálida/ Potrillo/ La Única/ Su/ Río/Sonia Braga/ Wally/ Mélady/ Blácida/ Gladys/Brenda/ Belén/ La Galle/. El volumen fue coordinado por Oscar Castelnovo, periodista de la Walsh. Hablaron compas presas o en libertad condicional y Bianca Villalba (Futradeyo), Alcira Daroqui (docente UBA), María del Carmen Verdú (Correpi); Graciela Rosenblum (Liga Argentina por los Derechos del Hombre; Claudia Korol (América Libre), Osvaldo Bayer (escritor) y Eduardo Soares (Fidela).



Para la libertad
Voces que atraviesan los muros y las rejas

Por qué

Porque la prisión murada nació con el capitalismo para control y disciplinamiento de los sectores sociales oprimidos.
Porque la cárcel es un depósito de seres condenados al aniquilamiento de su condición humana.
Porque los hombres y mujeres que la padecen, invariablemente, habitan el territorio de la pobreza y la rebeldía.
Porque no podemos derribar los muros y las rejas, pero sí atravesarlos con las voces de tantas compañeras, de tantos compañeros, quienes se hallan sentenciados al silencio y al olvido.
Porque de este modo podemos compartir con nuestros lectores, sus denuncias, sus tristezas y sus sueños, es que la Agencia Rodolfo Walsh promueve este sitio de expresión.
Porque las razones que nos impulsan, en conjunto, provienen del mismo dolor y de la misma terquedad en emprender el vuelo hacia un horizonte de justicia y libertad.


Oscar Castelnovo
(Agencia Walsh)
Coordinación

Teníamos la idea de que estén aca las chicas, trabajamos con los jueces para que pidan su permiso y así lo hicieron pero una vez más el Servicio Penitenciario Federal les negó, luego de que los jueces les otorgaran el permiso de que puedan estar acá, esta es la decisión de sus carceleros, nosotros seguimos adelante.
Algunas de la compañeras que están en libertad condicional, que escribieron el libro, están presentes y nada va a empañar la alegría de este libro, de esta obra colectiva que pudo trasponer los barrotes y las rejas y estar aca, entre nosotros, y juntarnos y hablarles de sus amores, de sus risas, de sus grandes penas, de sus fantasías, de sus hijos y de tantas como verán escritas en este libro.




Mirta Israel
(Pañuelos en Rebeldía)

Nos deleita con una obra de teatro de expresión corporal, mimo, etc. como punto de partida del evento

    




Maria del Carmen Verdú
(CORREPI)

En 1997 el total de presos de todo el pais no llegaba a 30.000, 10 años después en el 2007 se había más que duplicado, superado los 63.000. Hoy en realidad no sabemos porque esta es la ultima estadística que esta publicada en el ministerio de justicia, lo que si sabemos es que seguro no son menos. El sitema carcelario, tanto federal como provincial tiene habilitadas, lo que no significa que sean habitables, 52.000 plazas. Esto quiere decir que bastante màs de 11.000 personas, están todavía en peores condiciones que si estuvireran en penales, porque están asinados en comisarías o todavía peor amontonados como en salta en el caso de los presos federales en contenedores. Solamente el 39% de los presos, en carceles federales y provinciales, tienen condena. Hay unidades carcelarias con más de 700 u 800% de superpoblación. Sin embargo los indices oficiales, a pesar de su sostenida inconsistencia, no nos muestran en el mismo período, un crecimiento, un incremento paralelo a estos números, ni en el incremento del delito, ni en el incremento de esclarecimiento de casos. Es decir, esta duplicación o más que duplicación, casi triplicación de cantidad de personas presas, no se debe a que se cometan esa misma cantidad de veces más de delitos, ni a  que se esclarezcan tres veces más los delitos que son cometidos. Sencillamente es el efecto de años y años de reformas penales y reformas procesales para endurcer el sistema penal, pero cúal sistema penal?...el que se aplica a los pobres, porque las condenas más largas, la limitación a las posibilidades de excarcelación, todas esas medidas repetidas y reiteradamente contribuyen a que las cárceles estén cada días más llenas de pobres. En todos estos años el congreso nacional dictó una sola ley despenalizando una conducta: derogó la Ley de sunversión económica, no vaya a ser que algún banquero vaya preso. Claro que, junto con estas normas, pensada para los presos pobres, subsiste y se profundisa un regimen de ecepción que permite, al mismo tiempo que policías procesados por gravísimos delitos ; homicidios, delitos por gatillos facil, torturas, torturas seguidas de muerte; o empresarios o funcionarios públicos esperan el juicio en su casa, sea cual fuere el delito  del que están imputados y llegan al juicio si deciden presentarse a la audiencia y en el mínimo en el caso de que son finalmete condenados, tampoco eso significa que vayan presos ni los dueños del poder, ni los amigos, ni los sirvientes del poder, porque esos, cuando los poquitos casos que van presos terminan en jaulas de oro, rapidamente aparecen también las formas garantizadas para que no cumplan con integridad su condena, y ahi tenemos infinidad de ejemplos de policías condenados a prisión perpetua por tortura seguida de muerte que en menos de diez años henos encontrado con conocimiento del tribunal que los condenó, con conocimiento del patronato de liberados  no solamente excarcelados, sino trabajando en empresas de seguridad privada.     



El escenario de todas las cárceles del país, excepto la de los pabellones vip o los pabellones de ricos y famosos o sus perros guardianes, es más o menos el mismo: colchones en el piso, baños usados como dormitorios, inexistencia de servicios sanitarios, disciplina mantenida a fuerza de terror por los porongas en connivencia con  el servicio penitenciario, y todo tiene un precio, un precio que cobran los candados a través de sus buchones, una visita especial, una visita íntima, una targeta de teléfono, el acceso al teléfono, las pastillas, la merca, el alcohol...cuanto más asinamiento, más posibilidad hay de hacer negocios intramuros y cuanto más presos hay también, más posibilidad de hacer negocios afuera, de tercerizar servicios, mas movimientos de visitas  que compran mercadería en las estratégicas provedurías ubicadas junto a las cárceles...así es el mercado.
Mientras el aumento de la población carcelaria no se relaciona en lo absoluto ni con la cantidad del delito real, ni con su esclarecimiento, sí lo hacer de manera directamente proporcional  con el crecimiento pasmoso de muertes violentas de personas detenidas. Hoy estar preso es la segunda causa de muerte a manos del estado, solo superado por los fusilamientos del gatillo facil que representan el 51% del total del archivo de casos que  la CORREPI va estar presentando.
El gatillo facil representan el 51%, las muertes en comisarías, carceles o institutos de menores representan el 33%, la segunda causa de muerte a manos del estado. Y cada ves que una masacre como las de Coronda, las de Magdalena o las de Santiago de Estero desata por algunos breves minutos el escándalo, ahi aparecen los progresistas de siempre a rasgarse sus vestiduras. En tonces ministros de DDHH, ministros de Justicias,  comisiones gubernamentales de esto o aquello, contra esto o lo otro, corte suprema, diputados, senadores emseguida producen encendidos documentos, pedidos de informes, nos llenan lo oidos con convocatorias a generar políticas con la participación de las organizaciones de la sociedad civil, nos hablan de la porosidad carcelaria o reclaman colchones sin nífugos...gracias que a veces hay un colchón por preso, lo que no quiere decir que a veces haya una cama o un colchón seco donde ponerlo, pero ellos piden colchones sin nífugos.
En cada informe que elevan estas comisiones, estos institutos, estas secretarías u oficinas de lo que fuere, siempre aparece algún parrafito absolutamente escogido, bien útil para explicar que estas cosas terribles que pasan, son el resultado de defectos del sistema que la democracia representativa no ha sabido, no ha podido resolver. Nunca falta la cita a Fucault para explicar que la culpa de esta situación espantosa es aquello del micro poder y los mecanísmos que corrompen el sistema, nada, por supuesto para ellos que dse pueda resolver desde la propia estructura estatal, siempre, por supuesto con el apoyo inefable de la sociedad civil.



Nosotros queremos decir una cosa como ustedes quieren escucharla, con claridad.
El sistema carcelario como lo conocemos hoy, como lo conoceremos siempre en estas  actuales condiciones, es un producto necesario, es un requisito indispensable del orden jurídico burgues. No hay solución alguna al problema carcelario en ese marco, no lo hay para ninguno de los restantes problemas de la clase trabajadora, solamente nos podemos imaginar respuestas reformistas, que en una sociedad de opresores y oprimidos son tan estériles con imaginar una reestructura democrática del aparato represivo o soñar con los mecanismos de distribución de las riquezas sin cambiar las relaciones de producción .
Por eso, este libro que hoy estamos presentando, del que deliberadamente no hablé porque el libro si les habla de todo lo que sí les he hablado, es una buena forma de ponernos todos a pensar, no solamente en las páginas que están allí escritas, sino  en la realidad que trasunta detrás de cada una de esas palabras, y en la convicción absoluta, indispensable de que la solución a este y a todos los problemas de la clase trabajadora  solamente lo vamos a encontrar a través de la organización independiente de los trabajadores único sujeto de su emancipación.                  



Liliana Daunes
(Periodista - Locutora)

Lili nos lee algunas cartas y adhesiones que han llegado a la presentación del libro como el del Procurador Penitenciario de la Nación, Comisión por la memoria,  Asociación de Detenidos Desaparecidos y la Galle que no pudo estar presente, ya que el sistema penitenciario no le permitió estar presente a ella y las compañeras.

"Tener este libro en mis manos me llena de sensaciones. Es más que un libro. Representa sentimientos y voces que atraviesan muros, rejas y distancias para llegar a muchos. Tengo la esperanza que este trabajo colectivo sirva para acercar a cada persona de nuestra sociedad a que tome conciencia de la existencia de este submundo carcelario, que esta realidad se asuma como propìa y que a nadie se le escape"

La Galle (extracto de su carta) 




La Rusita
(ex detenida en la carcel de Ezeiza)

Le puse el toque irónico, uno tiene que canalizar la bronca que te da la policia ahí adentro, te cortan el chorro. Nosotras teníamos un taller literario una hora por semana, más alla de escribir, nos veíamos y nos enterábamos de todo lo que estaba pasando. Particularmente , llegaba al pabellón y me ponía a escribir las cosas que me pasaban que no podía contar, era dificil sacrlo a la calle porque con las requizas muchas cosas se perdían, entonces lo sacaba por la visita o por los abogados que me iban a ver...hasta que salí, me encuentro con mi amigo Oscar en una travesía para el penal de casualuidad. El estaba leyendo un cuento mio, "El Cartón Volador", lo estaba leyendo en voz alta, yo estaba sentada al lado y le digo:  Loco, eso lo escribi yo. Ahi lo conozco y nos ponemos en contacto, luego nace el libro, muy buena onda, más alla de las cosas duras que cuentan otras compañeras. Ahi una sufre muchas cosas y ahi las compañeras escribieron cosas mas duras, yo le puse el toque irónico y sexual, se van a enterar cuando lo lean. Quiero agradecerles a todos, para mies un honor, nunca pense que iba a salir algo en un libro y que lo pueda tener tanta gente. Me hubiese gustado ver a las chicas, a mis compañeras que la policía no las dejó venir como pasa, ya es medio costumbre, la verdad que no me sorprendió. Me hubiese gustado que estén porque ellas tienen que estar en la calle.




Nora
(Asociación de ex detenidas desaparecidas)

Nosotros, desde la asociación saludamos y festejamos la presencia de este libro porque  entendemos a la carcel, al sistema de reclusión tendiente a la destrucción de la personalidad de aquel que está recluido. cambió la forma pero en un sentido parecido u objetivo que padecimos nosotros. El objetivo siempre es destruir la moral, destruir la resistencia de aquel que se opone, de aquel que es visto como un peligro. El sistema capitalista no puede funcionar si esto, no es que seam malos...los son, sino que no pueden funcionar sin este tipo de sistema. El libro es una demostración de que de alguna manera no lo logran, y esto merece ser festejado.                   




Alicia Benavides - Wally
(ex detenida en la carcel de Ezeiza)

Cuando empecé a escribir lo que es una visita íntima, lo hice siempre desde mi perspectiva  y de lo que yo sentía cada vez que me tenía que levantar a las 7 de la mañana, pasar la requiza, fijarme qué lepodía llavar y qué no a mi marido, qué ropa meponía porque las celadoras no me permitían determinada ropa, o sea que yo no iba en plan de conquista , ni de retener a mi pareja, sino que tenía que ir lo más fea posible para no llamarles la atención , sin pamtalones ajustados, sin remeras ajustadas, o sea que pareciera lo menos agradable posible. Lo mismo pasba con los alimentos, ya que todo era descartable porque me lo tiraban a la basura, a veces me tiraban tortas completas, me tiraban postres completos  y nunca les llegaban a mi esposo, además de cortarme jabones y cosas por el estilo.                       



Lo de "Hotel Devoto" surge de la primera vez que tuve que ir, después de tres meses  de estar detinos yo y mi esposo, a verlo. Yo no tenía ganas de nada, ni de sacarme la remera pero lo hice porque consideré que era una de las mejores maneras para ir afianzando nuestra pareja y que le quería hacer sentir que estábamos en las buenas y en las malas juntos hasta el final. Llegar a Devoto era que nos desnudáramos, mostraramos la cola y nuestra parte de adelante y de atrás a las celadoras y delante del mismo grupo de compañeras que ibamos a ver a nuestros maridos, éramos 15 y las 15 nos veíamos todo, si las teníamos caídas, si las teníamos duritas la cola, los pechos. Lamentable, a veces bajaba la vista llorando porque me debe verguenza mirar a otra compañera y ver lo degradante del acto en sí. Luego pasábamos a un patio y nos llevaban en fila india como vacas al matadero y alla nos esperaban nuestros esposos en una pieza que realmente en el peor conventillo no existe una pieza así, mugrienta, los colchones llenos de sangre, manchados, ningún tipo de escotín, las paredes escritas, por cada pareja que pasaban dejaban su marca alli, el baño de goteo permanente, eso era como una música de trasfondo. Después nos cerraban con llaves y el celador que estaba en esa cantidad de piezas que eran en total 10, ponía una música de fondo de acuerdo a su gusto que nos acompañaba durante las dos horas que era la visita íntima.
Realmente, la primera vez tomé mate con mi marido y lo único que hice fue llorar, no pude hacer nada, ni quería hecer nada y creo que el tampoco. Pero nos fuimos acostumbrando que cada 15 días teníamos esas dos horas para nosotros, en los que, no solamente desnudábamos nuestros cuerpos sino que desnudábamos nuestras almas, nos poníamos a hablar cosas, nos poníamos a decir cosas que a veces por telérono nos estaban escuchando. Fue muy duro, pero fue una manera de darnos fuerza hasta que terminó todo.        




Yo estuve 2 años y nueve meses y salí sobreseida de culpa y cargo, nadie me va a devolver los tres años de mi vida que me robó el servicio penitenciario, que me robó la justicia de este país. Las cárceles no solamente tienen rejas, las cárceles también estan afuera, no se olviden de eso. No hay cárceles si uno piensa que solamente es Ezeiza, es Devoto, Rawson, como tantas del país, cárceles hay en todos lados., porque cuando salimos nadie nos da la mano, nadie nos tiende la mano como queremos, nadie nos reinserta en ningún lado. Yo tenía una profesión, yo no soy una tira bombas, no mato gente, no asesino chicos y creo que nadie metendría que mirar por encima del hombro y sin ambargo mucha gente lo hizo. Hoy, a un año de haber salido (12 de agosto de 2008) libre de culpa y cargo todavía estoy presa, estoy presa de los fantasmas que me acompañaron durante todo este tiempo y sigo presa de las cosas que viví, que a veces me despierto en las noche llorando y no se como resolverlas. No quiero pensar que yo al haber estado 2 años y nueve meses me pasa esto y que no lo puedo resolver, las chicas que están 10 años, que están mucho más tiempo, que no tienen a nadie y a veces cometen errores dentro del mismo penal y las vuelven a castigar y siguen quedando, siguen quedando. No tengo una explicación para decir lo que se siente porque realmente es devastador. No quedamos nunca la misma persona, yo creo que me quede hace 4 años atrás y para mi va a ser muy dificil volver, estoy volviendo pero de a poco, tengo familia, tengo una casa, no estoy viviendo en la calle, pero no soy la misma pesona de hace 4 años, la mitad de mi alma se quedó encerrada en Ezeiza y nadie me lo va a poder devolver jamás.
Para mi es muy importante lo del libro, ojala que mucha gente lo lea y entiendan, que nos juzguen solamente por haber estado presos porque nunca saben porqué una persona estuvo preso, que aprendan a mirar el otro lado, el otro lado de las personas, siempre hay una esperanza, siempre hay un renacer de vuelta, que nos dejen empezar de vuelta de alguna manera seamos o no culpables de algún delito, tenemos derecho a empezar de vuelta.
Ahora me siento importante por estar sentada al lado de gente tan importante como lo es la profesora Daroqui, el señor osvaldo Bayer, y esto nadie, nunca me lo van a poder sacar.  
        


Alcira Daroqui
(Socióloga - Docente en cárceles)
                           


Una de las cosas que más me emocionó al leer este libro fue haber encontrado a muchas de las chicas que conocí dentro de la carcel y que por suerte estám ahora afuera. Leerlas, leer algunas que todavía siguen adentro, que eso nos produce mucho dolor, pero poder descubrir aqui en estas páginas, en las que entraba en emociones que alguna ves en las clases, charlas estaban, pero que son muy difíciles de expresar en determinados espacios. Por eso digo que escribir brinda esa posibilidad. No sabía que Alicia escribía, para mi fue hermoso descubrir que había escrito, sabía de la Rusa, de Claudia, de la Galle escribían. Entonces a mi me pareció que este libro es el aporte hacia el afuera, es una puerta hacia el afuera, es una puerta para que se reconozacan emociones que están en historias, en poesías, en relatos, en broncas, en odios, en amores, en encuentros y desencuentros, en poder mostrar la brutalidad de la carcel pero a traves de una mirada que tiene que ver con una sensibilidad que es la mejor forma de resistencia, porque este libro es una práctica de resistencia. Siempre pensé que a la carcel hay que resistirla , porque la carcel no va a desaparcer, al contrario, se va a multiplicar. La peores violaciones a los DDHH se están produciendo en este momento, en las cárceles. Mientras no haya posibilidad en nuestro país de poner en diálogo el pasado y el presente en el marco de las violaciones a los DDHH, todas las personas que están hoy presas van a ser anónimas y lo que le suceda a ellas va a ser desconocido. entonces hoy no se puede negar la tortura, el maltrato, la degradación y la humillación, hoy se reproduce y se produce en estas cárceles de Ezeiza, de Rawson, del Chaco, en todas estas cárceles de la provincia y de todo el país se producen violaciones sistemáticas a los DDHH. sin embargo cuesta mucho poner en diálogo el presente con el pasado, sin embargo la memoria parece una memnoria esclerótica que solo se acuerda del pasado, la memoria solo es posible si habla desde el presente, y en el presente esta este libro que es una manera de construir memoria, es una manera de poner en diálogo el presente con el pasado. Ojalá no tengamos que celebrar libros que se escriban de adentro de la carcel , sino testimonios desde afuera, por que cada ves haya menos gente dentro de las cárceles.
Quiero, especialmente celebrar este libro, celebrar las voces, celebrar la palabra, celebrar que se ponga en palabra lo que sucede. Lamento mucho que no estén Claudia o la Galle , se de su compromiso militante, se de su resistencia y se que todas las compañeras que estan hoy aquí las representan y representan a todas las compañeras que todavía no han escrito y están esperando escribir un libro como este.       



Liliana Daunes
(Periodista - Locutora)

Lili nos deleita con un cuento de La Rusita, presente en ese momento, que escribió para el libro: "Pinceladas para un amor enjaulado".




Bianca Villalba
(FUTRADEyO)

Vengo en representación del FUTRADEyO (Frente Único de Trabajadores Desocupados y Ocupados). Los que no vienen siguiendo el tema de mis viejos, ellos son dirigentes de un movimiento social desarrollado en el corazón de la Matanza, en la Ferrere, donde empezaron con una comisión de mujeres trabajadoras, luego se amplio con compañeros varones, con lo cual se convirtió en FITRADEyO aproxiamdamente en el '99. ellos venían desarrollando una lucha bastante amplia con ejes fundamentales que son: contra el asistencialismo, por trabajo genuino y por el reparto de las horas de trabajo sin reducción del salario.
Ellos fueron perseguidos hace dos años aproximadamente, a mi viejo lo metieron preso, tuvo una huelga de hambre de 64 días, con lo cual consiguió la prisión domiciliaria. Mi vieja está en condición de prófuga, persiguida, hasta el día de hoy inclusive.
La siuación es compleja porque el juicio tenía que haber sido ayer (17 de Noviembre), al cual suspendieron y lo pasaron para el proximo año. De esta manera viene la cuestión de la causa.    




Nosotros desde el FUTRADEyO venimos a acompñar la presentación de este libro como parte de la lucha que venimos dando frente a la represión, persecución y encarcelamiento de las vistimas de este sistema hambreador. Estamosconvencidos que la única salida a esta situación que hoy padecemos, tanto en las carceles como en las barriadas, porque alli también padecemos la prepotencia policial, es tomar las cosas con nuestras propias manos, organizándonos en cada lugar por donde estemos, luchando juntos contra quienes nos oprimen. Si somos capaces de unirnos como en este libro, donde se juntaron vivencias pasadas y presentes, si pudiiéramos poner en el centro la necesidad de juntarnos para vencer a quienes nos oprimen, sin ligar a duda estaríamos rescatando la escencia de lo que para nosotros tiene este libro. Se puede, si nos juntamos y ponemos cada uno lo que tiene nada puede detenernos. No hay mundos, ni rejas, ni represión que puedan frenar la gigantesca fuerza con la que contamos los trabajadores.



Si el presente es de lucha, el futuro es nuestro
¡Libertad a Jose Villalba y a Bertha Gonzalez!
¡Libertad a todos los presos políticos!


Eduardo Soares
(Abogado de presos y presas políticas - FIDELA)

Es complicado, para algunos de nosotros hablar de las cuestiones carcelarias, hablar sobre la justicia, hablar sobre jueces, fiscales, policías, comisarios porque uno convive con eso todos los días y es parte de la vida de uno. De modo, que excepto cuando se tiran cifras muy prescisas como las que se tiraron aca, el resto son vivencias. Entonce uno tiene solamente la posibilidad de hablar de esas vivencias y como influyen esas vivencias, no solamente en nosotros sino en la vida cotidiana y de que manera esas vivencias pueden alterar, pueden contribuir a transformar esta situación que se  esta denunciando aca, una situación que surge perefectamente del libro que las compañeras nos han traido, nos han obsequiado, nos han regalado, esa pequeña lucecita que nos han regalado.
Sobre estas cuestiones, debo decir que a veces la evolución de la situación carcelaria, de la situación de la justicia y de la situación de la represión ha ido cambiando no ha sido la misma en los últimos 20 o 30 años, por lo menosen los que a mi me ha tocado ser preso o ser abogado. Siempre digo que en mi caso siempre he entrado a un penal , un juzgado esposado antes que mostrando una credencial, suele ocurrir. Es importante evaluar la evaluación de esta situación que denuncian las compañeras, la rosita, claudia, lo que se planteó en el libro no ha sido la misma hace treinta años. A mi me ha tocado ser preso político y preso común, me ha tocado defender practicamente el 50 o 60% de los presos políticos de este país de los último 10 o 15 años y además me toca defender a los presos comunes porqué vivo solamente del derecho y sobre todo del derecho penal, o sea que en los dos casos defiendo a los "malos", vivo de defender a los "malos".          




La situación que denuncian las compañeras no es la misma de antes, no es el mismo penal que hace 20 y 30 años atrás, los códigos no son lo mismos, los carceleros no son los mismos y el enemigo con el que nos tenemos que enfrentar no es el mismo y los números tampoco son los mismos y hacen la diferencia, porque tiene que ver también con el grado de corruptela, con el grado de degradación que viene teniendo, no solo el sistema de justicia que se viene aplicando en este país yel sistema carcelario y el sistemma represivo, sino también con el grado de degradación y de perversidad que nos muestra el sistema de explotación, el sistema capitalista. Cuanto más explotación, más degradación, más perversidad existe en el sistema de explotación las concecuencias honestas que estamos viendo.
Yo viví en una argentina donde, cuando uno tenía unos 20 o 22 años y entraba a un a carcel, entraba a un pabellón no tenía que defender las zapatillas con una faca. Viví la época donde uno entraba a un pabellón y el poronga del pabellón vanía y te decía: yo te explico como se camina acá y sinecesitas algo hasta que venga tu visita entre todos hacemos una vaquita y te damos. También viví la época donde teníamos que defender las zapatillas con una faca, viví las dos épocas. Que signifoca eso?...significa que en ese interín, en esos 20 o 30 años ha habido un altísimo grado de degradación, un altísimo nivel de perversidad. Donde está esa perversidad?...en el sistema penitenciario, en los guardias solamente?...no, no solamente ahí, sino sería muy facil resolver este problema , si el problema radicara solo en el servicio penitenciario, solo en la administración de justicia porque los jueces son corruptos y porque los directores, jefes del pabellón son corruptos y uno los puede arreglar, sería mucho mas facil resolver esto. Esto nos esta desnudando justamente el alto nivel de explotación existente en nuestro país, y a veces uno queda descolocado, para los tipos de mi generación uno queda descolocado.
También hay una evolución en la defensa de los presos políticos, esto era imposible  concebirlo o siquiera pensarlo, era imposible hacer esto hace 20 o 30 años atrás. Lo que hemos tenido que pelear para imponer los presos de la ORT etc, el esfuerzo que hemos tenido que hacer. Hoy en día, a veces, tenemos que pelear en discuciones estériles para ver si alguien tiene el derecho a decir o a embocar que alguien es preso político, sobre todo si se ha ganado el derecho para que los demás los apoyen. La degradación de este sistema de explotación también nos penetra, no solo a los oligarcas, no solo a los represores, nos penetra a nosotros mismos, llegan hasta nuestros huesos. Nos ha costado y nos sigue costando horrores el tema de los presos políticos y si no fuera por algunos compañeros que están aca, como los compañeros de la LIGA, los compañeros de Pañuelos, como cantides de compañeros y compañeras que desde el primer momento han hecho y han pujado, con todo el esfuerzo que han hecho para que nosotros podamos ir con el derecho por atrás, sino fuera por eso hoy estaríamos mucho más atrasado.


Viviana
(Movimiento Teresa Rodriguez - MTR)



Nosotros hemos sufrido todo lo que dijo el negro, con una prensa ensañada en cuatro compañeros que fuimos apresado el día 24 de mayo de este año, y novastó con eso que a los dos días detuvieron a diez compañeros más. Hoy, sigue la persecusión contra nuestra organización, contra nosotros, tenemos 5 procesados y al compañero Martino con pedido de captura. El día viernes (20) tenemos el desalojo contra nuestra casa que  hemos construido y ha funcionado durante muchos años, una fábrica abandonada en la cual funciona una textil, donde funcionan muchas de nuestras actividades diarias de los desocupados, ocupados, estudiantes que con mucho esfuerzo hemos logrado. Hoy la saña es muy fuerte contra nosotros. Además de esto, queriamos agradecer la invitación, agradecer a las compañeras que han escrito esto. Si bien estuve en lugar de las compañeras, solamente durante 55 días, he sufrido el encierro, el manoseo de lo que es la carcel, nunca fue tan dificil una situación como esa. Pero por algo me siento feliz y orgullosa de haber conocido a la Gallega quien me ha enseñado que "pueden encerrar mi cuerpo pero nunca mis ideas". Esto lo llevo como un tesoro muy grande en mi mente y mi cuerpo. Le cuento a mis compañeros de nuestra experiencia, de la gente que he conocido ahi adentro con los valores tan alto, que hoy es muy dificil que la sociedad nuestra pueda entender. Les agradezco a las compañeras por lo que escribieron y mostrar lo que se siente ahi adentro, pero sobre todo la dignidad con la que viven.


Graciela Rosenblum
(Liga Argentina por los Derechos de Hombre)
   


El libro significa la liberación, la necesidad de la resistencia, la capacidad de organizarnos de la mejor manera en las circunstancia que cada uno atravieza. No hay, en ellibro,traslado solo de angustia, lo que hay es una ferrea desición de no dejarse avasallar en ningún momento.Yo creo que el libro tiene esa virtud, la virtud de la poesía, la virtud fundamentalmente de la resistencia y de la organización.
Creo que se nos viene dificil con un nuevo código contravencional en la provincia de Buenos Aires, con el código contravencional en la ciudad de Buenos Aires, con la nueva policía, con presos, con Julio Lopez y con Luciano Arruga, con más deuda, con más despidos. Las cárceles se van a llenar, no solo de presos comunes, no solo de presos políticos, sino que en realidad este país va a ser una gran carcel. Si nosotros tenemos una posibilidad, es esta, la de resistir, la de organizarnos, la de recuperar los valores de solidaridad. Se puede hablar de muchas cosas, pero lo único que se es que mis manos, otros cuerpo; otras manos, otros cuerpos; los pensamientos de todos y todas es la única posibilidad de vencer no solamente al capitalismo, sino de vencer nuestras propias miserias. El libro apunta a eso, a vencer a nuestras miserias y a vencer al capitalismo que nos oprime.            



Liliana Daunes
(Periodista - Locutora)

Esta vez nos cuenta "Entrevista a un par de zapatos viejos" de Belén, nacida en capital hace 24 años con una hija de 4 años. Ya lleva 2 años en prisión y todavíal e falta otro tramo.

            


Claudia Korol
(Editorial América Libre - Pañuelos en Rebeldía)

América Libre tiene en su nombre la palabra libre, nació como editorial a hace más de 20 años tratando de pensar en la libertad  de nuestros pueblos y la libertad en todoslos sentidos, la libertad que se puede pelear cualquier en batalla en cualquier rincón de nuestro continente. A mi me gusta mucho esto de lo cual varios compañeros se han referido, esta posibilidd de que sea un encuentro de muchas resistencias de tantos años, de muchos y muchas compañeras que hemos peleado por los compañeros presos, las compañeras presas. es decir, aquie se encuentran muchas historias, no solo los DDHH de antes como se reclamaba y ahora se da batalla todos los días, sino distintos mundos que empiezan a reconocerse como parte de un mismo mundo ofendido, alpastado, golpeado, reprimido y que es hora de que podamos mirarnos a los ojos y reconocernos para poder fortalecer cada una de las resistencias.
Quisiera hacerle un homenaje a una compañera que muchos la sentimos aca, Sintia Castro que est6á presente. Porque fue una de esas presas políticas que nos enseñó también a ver toda la realidad de la carcel por completo. Cuando todavía había esas diferencias cuando a veces parecían abismales y creaban jerarquías, incluso hacia dentro de las cárceles, aprender a mirarnos y a sentirnos parte de un mismo mundo en resistencia, un mismo mundo en lucha contra todas las opresiones me parce que es fundamental.        





Lidia Perez
(ex presa - INADI)

Hoy recordaba como nos conocimos con Oscar, nos conocimos camino a Ezeiza, yo en libertad, el hablando de alguien que había escrito "El Cartón Volador" y yo escuchand, parando la oreja. Ibamos a la inauguración de un centro universitario en la carcel de mujeres. Era una locura que me enseño, en mi caso Alcira, a esto de que estamos presas, el cuerpo sí pero el alma estaba con mis hijos; la lucha que estaba con todos los compañeros que no conocía. En realidad estaba libre, estaba más libre que aquellos que llevaban uniforme porque ellos no sentían lo que yo sentía. Hoy tengo la oportunidad de haber concretado una partecita de mi sueño que es contar con los liberados en el espacio que me dió el INADI para buscar, esto que la sociedad nos sigue dando que es la condena perpetua, esta que nosotrospagamos con encierro pero que hoy dia a día lcada uno de los que salieron de la carcel siguen sintiendo, que es esa cadena perpetua, eso que vos vs a ser siempre un preso, por lo tanto sos malo para la sociedad. Desde adentro inicié esa lucha, juntemonos y demostremos que somos buenos, más buenos que ellos que nos cierran las puertas después de haber estado en un infierno. Esa es mi lucha hoy, es mi lucha ir a ver a cada uno de los compañeros sufre el encierro, es recordar cada una de las palabras que tuvimos con la Galle, con la cual aprendí lo que es la militancia y la lucha; es cada una de la veces que me cruzaba con la rosita en el pasillo, que me daba alegría; es recordar todos los días para no olvidarnos que adentro están compañeros encerrados y no importa si son presos políticos o políticos sociales, porque en definitiva todos los que están presos son todos pobres, y lo que es peor, como decían, van a seguir habiendo más cárceles con más pobres, porque a eso tiende esta sociedad que a nosotros nos concidera malos, malos para no darnos una oportunidad, malos para no darnos un trabajo, malos para demostrar que nos estamos reivindicando y que en definitiva somos mejor que todos ellos. Agradezco esto porque es una forma de unir la lucha y de resistencia, expresar y mostrar lo que es día a día una carcel argentina, sin importar si son federales, provinciales o bonaerenses. Esto es la carcel, el dolor que se trascribe en el libro pero también la resistencia y la lucha de todos expresada en palabras, en plástica, en pintura, en todo lo que podamos expresar todo lo que se sufre detrás de una reja.




Osvaldo Bayer
(Periodista - Historiador -  Escritor)

Gracias por esta noche tan profunda que hemos podido vivir,la palabra solidaridad ha estado volando aqui mirándonos en el rostro esta noche, ¡Que hermoso acto!, qué decir después de todo lo que se ha dicho, se dijo todo. Solo poder agregar que no tenemos que conformarnos, siempre digo y repito esas tres cosas que tenemos los argentinos, estas tres cosas increibles, los niños con hambre, los niños bajo el nivel de desnutrición, las villas miserias, tema increible. Siempre repito, la villa 31 a 18 cuadras del cabildo, aquel donde estaban los pensadores de Mayo, ahi tenemos una villa miseria desde hace cuántas décadas y ahí está. Las informaciones dicen que entre el 2007 y 2008, las villa aumentó en 10.000 habitantes, cda vezmás grandes las villas miserias, antes no había y ahora hay cuadras, cuadras y cuadras de casitas hechas con las maderitas de los cajones de fruta. El frío que deben sufrir esos chicos, esos niños.
No hay verdadera democracia, mientras haya niños con hambre; no hay verdadera democracia, mientras haya villasmiserias; no hay verdadera democracia, mientras haya  gente sin tabajo; tampoco habra democracia, como hemos aprendido hoy, mientras tengamos estas cárceles, este sistema penitenciario y también, por qué no, esta justicia que tenemos, que mira para otro lado, en ves de mirar ahi adentro viendo lo que ocurre en nuestras cárceles.     




Es muy valioso el libro. Este libro hay que pelearlo en todos nuestros sectores para que salga y se discuta en las universidades, en las cátedras, en el 5º año de los colegios nacionales, en los organismos culturales, en los barrios y en todos los lugares donde se trata de lograr un país mejor.
No es posible dormir en paz, mientras sepamos lo que ocurre en nuestras cárceles. lo digo, porque conozco las cárceles desde adentro y desde afuera y también las he visitado periódicamente. Conozco a estas autoras de estas páginas increibles, las he ido a visitar a Ezeiza, estas autoras que no se dan por vencida pese a lo que sufren día a día. Noté sus sonrisas tristes mientras las visité; sus ojos llenos de esperanza, pero con algo de lágrimas en su presencia.
No quisiera repetir esto de los malos tratos a los cuerpos y torturas en las cárceles federales, poder leer algunos párrafos de estas queridas compañeras que han estado detrás de las rejas y por eso tenemos que luchar en este asunto también, recordarlos, verlo cada uno en su profesión, llamar la atención, no podemos mirar para otro lado, tenemos que ser protagonistas en esta lucha por modificar esto, las cárceles, este trato a las mujeres y por supuesto también a los hombres.
 



















Fotografía y desgrabación: Martín Vidal

Para más información sobre el libro: 
Esta dirección de correo electrónico está protegida contra los robots de spam, necesita tener Javascript activado para poder verla