2007 Santa Cruz perdió el miedo Imprimir E-Mail

 


 

“A LOS CAIDOS POR LA LIVERTÁ, 1921”
(Inscripción en una cruz, en una de las múltiples tumbas de la Patagonia Rebelde – Santa Cruz, cuando el Ejército Argentino reprimió-fusiló a los obreros rurales huelguistas).


“ENSEÑAMOS CON EL EJEMPLO”
(DOCENTES EN LUCHA)
(Pancarta instalada frente a la vallada  y militarizada Gobernación de la Provincia de Santa Cruz, junto a la Carpa de la Dignidad instalada el 19 de abril de 2007, por los trabajadores de la educación en huelga).


“2007 – SANTA CRUZ
PERDIO EL MIEDO”

(Pintada en las calles de Río Gallegos - Sentimiento popular)


TODAVÍA ME EMOCIONAN CIERTAS COSAS…
TODAVÍA CREO EN MIRAR A LOS OJOS…
“TODAVÍA TENGO EN MENTE CAMBIAR ALGO”
VOLVEMOS CON DIGNIDAD
DOCENTES EN LUCHA – A.DO.SAC
.
(Junto a estas palabras está la foto de Carlos Fuentealba.
 Cartel con el cual retomaron las clases, el lunes 28 de mayo, los docentes en huelga en Caleta Olivia).

 


“Aquí en Río Gallegos vivimos una especie de revolución”.
 “Nunca pensamos que podríamos haber generado todo esto”.
 “Fue un hecho histórico, como en la década del 20, la Patagonia Rebelde”.
“Un reclamo salarial-sectorial, no resuelto, derivó en un hecho político-social-cultural que aún no se alcanza a analizar en todas sus manifestaciones”
“Si uno hace un análisis de todo lo que pasó, pienso que es un momento histórico, nunca en la historia de la provincia hubo manifestaciones tan numerosas y reclamos fuertes”
“Veníamos ya con la convicción de que no teníamos que dejarnos pisotear nunca más”
“El miedo se fue, se fue, directamente tomó alas y desapareció”
“Enfrentarse palmo a palmo, cuerpo a cuerpo con un gendarme, son cosas que realmente… se fue el miedo, se fue el miedo y surgió esto de decir yo voy a luchar hasta lo último porque corresponde, porque es justo, porque me lo merezco”
“Acá se vivió y se está viviendo en forma permanente un despertar de la conciencia, un despertar de la lucha y la conciencia de que se puede”


 


Santa Cruz. 5 de marzo de 2007. Reclamos docentes por aumentos salariales y mejoras en las condiciones laborales. Salarios Básicos de 161 pesos. Huelgas progresivas. 48 horas. 72 horas. 96 horas. Tiempo indeterminado. Las propuestas de los gobiernos provincial y nacional son rechazadas en reiteradas oportunidades, por las asambleas docentes de las filiales de la Asociación Docentes de Santa Cruz (A.DO.SA.C.). Decisiones en asambleas, reunión en congresos, delegados con mandatos de base, diálogo-discusión con “autoridades”, vuelta a las asambleas para refrendar un posible acuerdo o no. Luego de tres meses de intensas luchas, el sábado 26 de mayo en la asamblea provincial realizada en Río Gallegos, se decide suspender las medidas de fuerza y que el gobierno cumpla con los acuerdos. Si no hay cumplimiento…

Al llegar a las tierras patagónicas, “la nueva política” corre su velo y muestra –en la práctica, en la experiencia histórica- no sólo las continuidades sino las profundizaciones de la “vieja política”. La privatización del petróleo, recurso – bien de la naturaleza estratégico en la lógica capitalista de desarrollo, avalada e impulsada en “la década de los ´90” por el actual gobierno nacional, se profundiza con “los nuevos aires”.
¿A qué intereses responde un gobierno que entrega el petróleo en manos de las empresas multinacionales por 40 años más? ¿Seguridad Jurídica? ¿País confiable para las inversiones de capitales multinacionales?
Recuerdo haber escrito por aquellos días, al equipo de educación popular la siguiente información:
“Hoy 24 de mayo de 2007, la Legislatura de Chubut ya contaba con los votos suficientes 23-24 sobre 27 para aprobar en el día de la fecha el convenio de extensión contractual entre el gobierno provincial y Pan American Energy; la operadora petrolera ratificó su continuidad laboral y exploratoria hasta el 2047, a partir del 2027 ya en calidad de operadora contratada por Petrominera.
Los beneficios para el pueblo saltan a la vista, incluso con los números oficiales.
887 millones de dólares recibirá la provincia de Chubut en 10 años; 88,7 millones por 1 año. Teniendo en cuenta que la población de Chubut son cerca de 451.600 habitantes, a cada uno de ellos le correspondería 196,67 dólares por año, 053 centavos de dólar por día. Mientras que la empresa recibirá 1.500.000 dólares por día.
Negociado redondo para los saqueadores y también para los entreguistas del oro negro.
Claro que además la provincia logró el "compromiso" de Pan American Energy de:
- Inversiones por 3.000 millones de dólares.
- Otros 500 millones de dólares por exploración off-shore.
- La suba en un 3% de las regalías (en la práctica será menor).
- El aporte de 120 millones de dólares a la provincia como reparación histórica.”
Similar convenio de extensión contractual, según los propios funcionarios del gobierno de Chubut, ya estaba “acordado” con el gobierno provincial de Santa Cruz, pero no se daba a conocer por la conflictividad social reinante en la provincia, ya que la medida exasperaría aún más a los manifestantes.
El 9 de julio de 2007, en Río Gallegos y en Caleta Olivia, provincia de Santa Cruz, se realizaron manifestaciones organizadas por distintos sectores sociales para repudiar la firma del contrato, realizada el 25 de junio, con Pan American Energy. Vienen solicitando al gobierno provincial la suspensión de la firma del acuerdo de las renegociaciones petroleras con Pan American Energy. En toda la provincia se está firmando una planilla, para entregar al gobierno, a fin de que se promueva una consulta popular sobre el tema.
 
En “La Carpa de la Dignidad” había calor humano, lazos que se construían y profundizaban en el día a día. Cotidianeidades modificadas, transformadas al calor de la lucha, al calor de las fogatas compartidas para enfrentar al intenso frío que llegaba a 10 grados bajo cero o más. Turnos y guardias compartidas para estar alertas de amenazantes intentos de desalojos, por parte del brazo armado y de los matones de turno. Soportando agresión tras agresión: incendio del auto de la ADOSAC; rotura de vidrios en las sedes de Puerto Santa Cruz y en Río Gallegos; pintadas en los paredones de las escuelas: ADOSAC SE LA COME - BONTEMPO SE LA DA (Bontempo es el ministro de Economía, quien dijo que no mas de 400 manifestantes estaban instigando a la violencia y que buscaban victimizarse pretendiendo otro Neuquén, en alusión al asesinato de Carlos Fuentealba); Afiches contra la ADOSAC; Aprietes en la calle; secuestro del hijo de una gremialista; fracasada contramarcha de padres, organizada por el gobierno; utilización de camionetas de empresas del estado para trasladar supervisores con el objetivo de intimidar a los docentes de paro pidiendo las listas de los adheridos a la medida de fuerza; compra de estadísticas y difusión mediática de la no adhesión al paro; censura a los medios alternativos que difundían las manifestaciones y los reclamos; utilización y presión política con el uso de la publicidad oficial.,... Ante esta situación la solidaridad reforzó el compromiso con el compañero y con la compañera que luchaba codo a codo.
El trabajo colectivo y organizado daba un ejemplo a la población que circulaba alrededor del espacio público ocupado por “La carpa de la Dignidad”.
En las multitudinarias asambleas realizadas en las diferentes localidades nacían, crecían y se potencializaban colectivamente nuevas y nuevos protagonistas de las luchas populares.
Pedagogía del ejemplo, pedagogía de la resistencia, pedagogía de la rebeldía.


La despedida de Río Gallegos - Santa Cruz se tiñó de verde oliva. El miércoles 30 de mayo mientras iba en auto por las rutas sureñas, arribaban a Río Gallegos, 4 camiones más de Gendarmería Nacional, supuestamente para la “seguridad” del presidente de la nación que iba a realizar un acto el viernes, en Río Turbio, luego suspendido. La “gendarmerización” de la provincia es una de las tantas respuestas que dieron los gobiernos provincial y nacional, a través del ministro del interior Aníbal Fernández, al reclamo de las trabajadoras y trabajadores de la educación.
Gendarmería Nacional manchada con sangre del pueblo, sangre que no se olvida, que no se perdona, sangre que recorre nuestras venas. Gendarmería Nacional tiene la facultad “legal” de actuar en seguridad interna frente a un colapso de las fuerzas policiales. Gendarmería Nacional que tiene antecedentes de asesinatos en represión de puebladas y protestas sociales. La represión asesina en Tartagal y Mosconi, el asesinato de Mauro Ojeda y Francisco Escobar en el desalojo del puente Chaco-Corrientes (operativo conjunto con Prefectura), y la participación en la masacre del Puente Pueyrredón, el 26 de junio de 2002, son sólo algunos de los casos, con distintos gobiernos. Además son acusados de al menos 21 casos de gatillo fácil denunciados por la Correpi. En las estaciones de trenes de Buenos Aires, lugar donde cumplen “tareas de seguridad”, y que recientemente fue ampliada la cantidad de gendarmes, tienen también denuncias por amenazas, secuestro y torturas realizas en “los cuartitos” de las estaciones bonaerenses de Burzaco, José C. Paz y Moreno, entre otras.
Control y disciplinamiento; desde niños es mejor. Desde su creación hasta la fecha, han transitado por las filas de Gendarmería Infantil, más de 180.000 niños y jóvenes argentinos; una de las condiciones de ingreso es la de tener entre 8 y 10 años. A julio de 2007, la página web de la Gendarmería Nacional, destaca que son 5.529 los integrantes de la Gendarmería Infantil.
Entrelazando historias de luchas populares del norte y del sur del país, provincias petroleras, multinacionales y gobiernos cómplices.
A fines de mayo de 2001, los obreros que trabajaban en la construcción del hospital de Mosconi  pedían un mínimo salarial de dos pesos con cincuenta por hora laboral. Ante la negativa, deciden ir a la ruta, con el apoyo de Unión de Trabajadores Desocupados de General Mosconi.
Con más de dos semanas de corte sin respuesta del gobernador Romero, los piqueteros convocan para el 17 de junio una asamblea nacional de agrupaciones piqueteras. Mientras tanto, el gobernador Romero declaraba ante la prensa que no realizaría ningún tipo de negociación con “delincuentes” y “sediciosos”, refiriéndose con estos términos a los desocupados.
El 17 de junio el juez federal Abel Cornejo ordena a la Gendarmería Nacional la recuperación a cualquier precio de la ruta nacional 34. En el llamado “Operativo Recuperación de la 34”, el juez argumenta la decisión por una denuncia de la petrolera del lugar acerca del supuesto ingreso de un grupo de encapuchados a sus instalaciones.       
En las primeras horas de la mañana del domingo 17, los pobladores de Mosconi se aprestaban a celebrar el día del padre, ignorando la magnitud del operativo represor que implementaría la Gendarmería Nacional avalada por el juez del caso. En el asalto al pueblo asesinan a Omar Barrios y a Carlos Santillán. Manuel, hermano de este último, se encontraba a su lado en el momento del crimen: asegura que lo fusilaron los francotiradores de Gendarmería que estaban apostados sobre los tanques de combustible de la petrolera.
Durante el Operativo Recuperación de la 34, según la versión del juzgado federal, hirieron casi a un centenar de civiles. Sólo un ejemplo, el joven Iván Dorado quedó parapléjico por un disparo que recibió en su espalda.
En el transcurso del acto represivo los medios de comunicación nacional daban a conocer la versión oficial. El juez Cornejo, el ministro del interior Mathov, y el ex secretario de seguridad provincial Daniel Nallar, decían que las fuerzas de seguridad habían sido emboscadas por los piqueteros, quienes además serían apoyados por grupos de francotiradores civiles escondidos en el monte. Desde luego, negaban la evidente presencia de francotiradores del grupo de elite de gendarmería y las municiones de guerra disparadas, prohibidas para represión a población civil.
En General Mosconi, en el 2001, en aquella represión, los manifestantes pechearon, hicieron retroceder a la Gendarmería y lograron sacarla del pueblo, y allí todos los compañeros y compañeras que tenían pedido de captura acompañados por el pueblo, se instalaron acampando en la plaza del pueblo, en “La Plaza del Aguante”.  
En Río Gallegos y en otras zonas de la provincia de Santa Cruz, en el 2007, fueron las trabajadoras y trabajadores de la educación quienes instalaron “La Carpa de la Dignidad”, quienes recibieron la solidaridad del pueblo y de otros gremios, y a quienes se les envió la gendarmería, entre otros grupos de choque como las patotas policiales, para-policiales, la militancia partidaria,…

A la semana de la vuelta de Santa Cruz, le tocó a la Cámara de Senadores, y a la otra semana a la Cámara de Diputados, dar el aval a la ya tomada decisión política del gobierno nacional de aprobar la “ley antiterrorista”.
La terrorista ley antiterrorista. El miércoles 6 de junio de 2007, la cámara de senadores del congreso de la nación dio media sanción al proyecto de “ley antiterrorista”, norma que modifica el código penal. Enviado el 20 de diciembre de 2006 por el poder ejecutivo nacional, en el día de la conmemoración de los 5 años de la rebelión popular, y de los asesinatos de más de 35 manifestantes. La senadora Vilma Ibarra - hermana de Aníbal Ibarra, quien en marzo del 2006 fue destituido como jefe de gobierno de la ciudad de Buenos Aires por tener responsabilidad política en la masacre de Cromañón, donde hubo 194 víctimas - llevó adelante la defensa pública del proyecto en consonancia directa con la senadora Cristina Kirchner, impulsora del mismo en la cámara alta. El proyecto aprobado por el senado, por 51 votos a favor y 1 en contra (Rubén Giustiniani, del Partido Socialista) fue girado el mismo 6 de junio a la Cámara de Diputados. Al día siguiente, con rapidez, la Comisión de Legislación Penal de la Cámara de Diputados empezó a juntar firmas para un dictamen favorable al proyecto.
En la sesión del miércoles 13 de junio de 2007, la cámara de diputados aprobó el proyecto por mayoría y lo convirtió en ley.
Para sancionar esta ley, se logró que el Congreso sesionara dos semanas seguidas, a pesar del acuerdo de funcionar este año cada quince días, debido al calendario electoral.
Ahora el proyecto pasa a manos del presidente de la nación, Néstor Kirchner, para su promulgación, la cual se descuenta ya que él mismo la ha promovido.
Así el Gobierno Nacional dice cumplir con una exigencia de Estados Unidos y del Grupo de Acción Financiera Internacional (GAFI) que había adelantado que consideraría a la Argentina como “país no confiable para las inversiones” si no sancionaba una norma que castigue al terrorismo antes del 23 de junio de 2007. Velocidad de los senadores y diputados argentinos, que 10 días antes del límite establecido y determinado, entregaron la sanción de la ley.
“Ley antiterrorista”. Cuidado con la izquierda siniestra, “con los cobardes patoteros”, con los delincuentes, con los sediciosos, con los internacionalistas, con los subversivos, con los que protestan, con los que se solidarizan, con los que quieren vivir dignamente, con los que luchan por romper las cadenas explotadoras, opresoras del capitalismo, del imperialismo, del patriarcado.

Caminos…

Día de llegada jueves 24 de mayo de 2007 a Comodoro Rivadavia, provincia de Chubut. La Legislatura de Chubut se aprestaba a aprobar, (ya contaba con los votos suficientes) el convenio de extensión contractual entre el gobierno provincial y Pan American Energy; la operadora petrolera ratificó su continuidad laboral y exploratoria hasta el 2047. Sí, hasta el 2047. Idéntico convenio se ejecutaría en Santa Cruz.
Por la tarde llegada a Caleta Olivia, provincia de Santa Cruz. Caleta Olivia es una de las bocas de salida de toda la explotación petrolera de la Cuenca del Golfo San Jorge. La principal multinacional que opera en la zona es Repsol YPF SA, que concentra casi el 50% de la extracción de la Cuenca. La segunda es Brittish Petroleum y Bridas, unidas en Pan American Energy, que tiene el 24% de la extracción. Es, además, la tierra de Tecpetrol, el alias petrolero del Grupo Techint. Y la anfitriona de las empresas prestadoras de servicios como Halliburton Argentina SA, Western Atlas, Schlumberger SA, Río Colorado-Servoil, Pride International, BJ Services y San Antonio, entre otras. Nombres, todos, que confluyen en una central operativa bautizada con un nombre de fantasía: “Termap”. Es el consorcio que une a las multinacionales del Golfo San Jorge con el objetivo de compartir los costos de instalar la central a donde el crudo extraído se carga en los buques que lo trasladan hacia el norte.
Confraternización con las trabajadoras y trabajadores de la educación de A.DO.SA.C (Asociación Docentes de Santa Cruz), que desde el 5 de marzo están con diferentes medidas de fuerza.
En asamblea convocada en una de las escuelas de Caleta Olivia, se resuelve la posición de la filial a ser llevada por las delegadas y delegados a la asamblea provincial que se realizaría el sábado 26 de mayo en Río Gallegos, donde se resolvería si se suspendían las medidas de fuerza de acuerdo al balance que se hiciera de lo conseguido con la lucha hasta el momento.
Visita y diálogo con Marcela Constancio, ex – presa política, detenida por la ocupación de Termap, en demanda de trabajo, liberada en mayo de 2005, luego de soportar 8 meses de prisión acusada de “usurpación con impedimento de funciones públicas”, “privación ilegítima de la libertad y daños”, “usurpación”, “entorpecimiento de la actividad económica”.
El viernes 25 de mayo por la mañana, en el monumento “El Gorosito”, centro de Caleta Olivia donde estaba instalada la “Carpa de la Dignidad”, la A.DO.SA.C realizó un acto ceremonia, en relación al 197° aniversario de la Revolución de mayo de 1810. En la calle, en lucha y junto al pueblo que se solidarizaba de diferentes maneras. Mientras tanto, la intendencia realizó el acto en un lugar privado.
Por la tarde. Caminata hasta Termap (Terminales Marítimas Patagónicas), serie fotográfica interrumpida por el personal de seguridad y por seguridad.
En la “Carpa de la Dignidad” diálogo con María Aibar, trabajadora docente de ATEN (Asociación de Trabajadores de la Educación de Neuquén).
El sábado 26 de mayo, en Las Heras. Situación de los presos políticos de Las Heras. Diálogo con el cura párroco Luis Vicego. Visualización del destacamento y presencia de la Gendarmería Nacional. Diálogo con Alfredo Carrizo, periodista de Radio Soberanía.
Domingo 25 de mayo. Intento de visita al puerto público de Caleta Olivia, impedido por personal de Prefectura Naval, al no ser poseedor del permiso emitido por la secretaría de turismo provincial. 
En Caleta Olivia se levanta la “Carpa de la Dignidad”. Diálogo con Daniel Gómez, secretario general de A.DO.SA.C de la filial de Caleta Olivia.
Lunes 26 de mayo llegada a Río Gallegos. En la sede provincial de A.DO.SA.C. diálogo con Verónica, Gabriel Porras y Ezequiel Alos, trabajadores de la educación, “referentes” de la “Carpa de la Dignidad” de Río Gallegos.
Por la noche, comida – confraternización en la “Carpa de la Dignidad” ubicada frente a la vallada casa de gobierno provincial, en conmemoración por el día de la maestra jardinera.
Martes 27, diálogo con Héctor Barabino, periodista de FM Abril. Caminata y visualización de una de las casas del presidente de la nación Néstor Kirchner, militarizada por la presencia de gendarmería nacional, policía provincial, grupos especiales, entre otros.
Por la tarde, regreso a Buenos Aires.


Cánticos realizados el domingo 27 de mayo, en Caleta Olivia, cuando los docentes suspendieron las medidas de fuerza y levantaban la Carpa de la Dignidad instalada en pleno centro frente al “Gorosito”. 

CARPA DOCENTE
HOY VAMOS A DESARMAR.
SI EN AGOSTO NO PAGAN,
LA VOLVEREMOS A ARMAR.
SI EN AGOSTO NO PAGAN,
LA VOLVEREMOS A ARMAR

NOCHES DE GUARDIA,
DE FRIO Y SOLEDAD.
LE PEDIMOS AL PUEBLO,
QUE SE LEVANTE YA.
LE PEDIMOS AL PUEBLO,
QUE SE LEVANTE YA.

CARPA DE LOS RECUERDOS,
DE LAS MATEADAS Y HORAS DE HABLAR.
SI EL GOBIERNO NO CUMPLE,
NOS VOLVEMOS A JUNTAR.
SI EL GOBIERNO NO CUMPLE,
NOS VOLVEMOS A JUNTAR.

CARPA DOCENTE
HOY VAMOS A DESARMAR.
TANTAS NOCHES DE ESPERAS
Y DE JUNTOS LUCHAR.
TANTAS NOCHES DE ESPERAS
Y DE JUNTOS LUCHAR.

NOCHES DE GUARDIA,
DE FRIO Y SOLEDAD.
HOY DECIDIMOS JUNTOS
DAR UNA TREGUA MÁS.
HOY DECIDIMOS JUNTOS
DAR UNA TREGUA MÁS.

CARPA DE LOS RECUERDOS,
DE LAS MATEADAS Y HORAS DE HABLAR.
SI EL GOBIERNO NO CUMPLE,
NOS VOLVEMOS A JUNTAR.
SI EL GOBIERNO NO CUMPLE,
NOS VOLVEMOS A JUNTAR.
SI EL GOBIERNO NO CUMPLE,
NOS VOLVEMOS A JUNTAR.

Ser docente, es un sentimiento
No se explica, se lleva muy adentro.
Y por eso levanto mi bandera,
Soy docente hasta que me muera
Vamos ADOSAC, Vamos ADOSAC
Vamos ADOSAC, Vamos ADOSAC

Se va a acabar, se va a acabar.
La dictadura provincial.
Se va a acabar, se va a acabar.
La dictadura provincial.

Yo te decía, yo te decía
Que hacer el paro, sí se podía.
Yo te decía, yo te decía
Que hacer el paro, sí se podía.

CARLOS FUENTEALBA.
¡PRESENTE!
AHORA.
¡Y SIEMPRE!



Las palabras, los sentimientos, las sensaciones de algunos y algunas protagonistas de las batallas libradas con valentía y dignidad en los territorios sureños.
 
Sus análisis y reflexiones, desde la práctica concreta. Con las vivencias y exigencias de una lucha muy reprimida, y con el intento de silenciarla, aislarla, cercarla, invisibilizarla.

Sus voces se hacen presentes. Por medio de ellas podemos analizar algunas marcas, huellas históricas que han provocado un cambio profundo en la población.
Santa Cruz no es la misma, en Santa Cruz se perdió el miedo. Las luchadoras y los luchadores populares se hicieron y se hacen escuchar.


** Trabajo realizado por Aníbal Mosquera, con la colaboración de Analía Curci.
 Integrantes de Pañuelos en Rebeldía
equipo de educación popular**

Estamos, hoy domingo 27 de mayo, dialogando con Daniel Gómez – secretario general de ADOSAC filial Caleta Olivia. Quizás para entender el conflicto docente actual, tengamos que hacer una pequeña reseña histórica, ¿nos podés contar lo sucedido en aquel paro del año 2004?

Bueno, el del 2004 fue un paro atípico, podemos decir. Porque en aquel momento fue sólo Caleta Olivia la que salió a plantear la necesidad primero de ser escuchados, porque la característica que tiene este gobierno es no dar respuestas a los reclamos concretos que hoy podemos decir que no es solamente el reclamo de los trabajadores docentes.
En aquel 2004 Caleta Olivia salió a jugar muy fuerte y es por eso que no se iniciaron las clases en aquel momento, el paro pretendió ser provincial pero solamente fue acompañado por algunos docentes de otras localidades, pero en número no tan significativo. El reconocimiento por supuesto a los compañeros de Río Turbio que pararon, a los compañeros de Río Gallegos que en un número cercano a los cien docentes también pararon, acompañando a lo que nacía aquí en Caleta Olivia.
En aquel momento en Caleta Olivia el acatamiento fue bastante importante, rondábamos entre el 90 y el 95 % de los docentes haciendo paro. Y luego lo que, a manera de receta aplica el Frente Para la Victoria ante los reclamos populares, los descuentos que fueron realmente importantes, fueron muy arteros, hasta criminales podemos decir. Ya que hubo compañeros que cobraron centavos solamente y no lo digo en el orden figurativo sino que hubo compañeros que cobraron 10 centavos en el recibo. Eso, podemos decir, fue un condicionante para lo que vino después. Fijate que nos costó un tiempo volver a reunirnos, reagruparnos, volver a crear conciencia hasta llegar a este 2007.
En este 2007, me acuerdo que en las asambleas anteriores a la medida, la medida se inicia el 5 de marzo, en la última asamblea donde sacamos el mandato, no éramos muchos tampoco, no éramos más de 120 o 150 docentes de aquí de Caleta Olivia. En aquel momento votamos por el no inicio, si uno lo compara con lo que pasó después, fijate cómo tuvimos que trabajar creando conciencia primero entre los compañeros que éste era el momento donde se estaban despertando todas las filiales a la vez, y Caleta Olivia estaba sumida en un letargo producto de lo que habíamos atravesado en el 2004.
Vamos con un no inicio hacia el congreso, que creo que el congreso en esos momentos fue en puerto San Julián, y donde se determinó el paro por 48 horas. Y a la vuelta en el viaje, esto te lo comento a manera de anécdota, veníamos hablando y , de acuerdo al ánimo que habíamos apreciado en la última asamblea en Caleta Olivia, decíamos que los únicos que íbamos a garantizar el paro, aparentemente íbamos a ser la comisión directiva y el cuerpo de delegados, porque veníamos ya con un mandato de 48 horas de paro desde el congreso. Pero bueno, tuvimos la posibilidad de explicar bien cuál iba a ser el alcance de la medida, cómo estaba el resto de la provincia – muy fortalecida por el alto número de participación en asambleas y el alto índice de convencimiento de que algo se tenía que hacer. A pesar que veníamos con una respuesta contundente por parte del gobierno que decía que no había plata.
Ahí se empezaron a tejer otro tipo de situaciones. Vino el paro, que se inició el 5 de marzo, no se iniciaron las clases. En aquel momento, el bombardeo mediático que hizo el gobierno era que garantizaban el inicio del ciclo lectivo, promocionaban el acto inaugural del ciclo lectivo en comandante Luis Piedra Buena, allí iba a estar toda la cúpula gubernamental haciendo el acto correspondiente. Se llega al día 5, el acto fue a las 10 de la mañana, y desde ahí viene el anuncio del aumento del 15% para todos los empleados públicos. Claro que fue un nuevo aumento muy a lo que nos tiene acostumbrados el Frente Para la Victoria, no remunerativo, no bonificable. Y eso le jugó muy en contra al gobierno, porque nos terminó de dar la razón. Nosotros veníamos pidiendo un aumento del salario al básico y basta de sumas en negro. Se vienen con una nueva suma en negro y el básico no se tocaba.
A partir de ahí, marzo significó comprender, por parte de los docentes que realmente todos los pasos que había dado el gremio estaban bien dados y estaban muy firmes. Y veníamos ya con la convicción de que no teníamos que dejarnos pisotear nunca más.
La medida transcurrió primero por 48 horas, se repite por otras 48 horas en la segunda semana, y ya después empezamos con paros progresivos de 72 y 96 horas. Y el gobierno empieza a sacar a relucir todas sus cartas y ahí pagamos muy caro esta osadía de tratar de reclamarle al gobierno de la provincia del presidente; tal es así que en un acto en Ituzaingó creo fue, el presidente le dedicó un párrafo muy especial a los docentes de Santa Cruz, que él consideraba que lo estábamos extorsionando. Siendo que después esas palabras se le vuelven en contra, porque si hay alguien extorsionado en Santa Cruz es precisamente la clase trabajadora. Porque mientras que nos venden que hay una bonanza tremenda en la provincia con obras públicas, con mucho dinero que a manera de anuncios, que prácticamente si uno agarra un diario de Santa Cruz y los millones caen de esas páginas en materia de anuncios. Y al trabajador se le dice que no hay aumento salarial, que no hay aumento en serio, un aumento al básico.
Siempre nosotros, desde el sector docente, pudimos mantener el grado de coherencia, que no lo cambiamos porque siempre transitamos por una misma vereda. Y amparados en esa coherencia, decíamos que no es lógico que en una provincia que tiene 200.000 habitantes, que se habla de tanta bonanza y de tanto superávit, tengamos los sueldos que tenemos. Y por eso nosotros también decimos que al momento de la reparación, que tiene que haber una reparación para todos los empleados públicos. Porque nosotros los docentes, por ahí podemos ser un casta privilegiada si se quiere, y tomándolo muy entre comillas, porque tenemos un sueldo básico de 161 pesos; pero los empleados de servicios públicos, yo tengo un compañero que me dice: Daniel nosotros tenemos 14 pesos de básico, y tengo 21 años de antigüedad. Los compañeros de la salud tienen 50 de básico, los municipales 70 y 75 la policía.
Ante ese panorama y ante la caída del cerco mediático que había impuesto precisamente Kirchner con todos sus secuaces, porque acá no podemos hablar de funcionarios, tenemos que hablar realmente las cosas como son. Con todo el cerco mediático que habían impuesto para que la noticia no saliera de los límites de la Provincia de Santa Cruz, la gente se empieza a enterar y se empieza a enterar y empieza a darnos la razón. Y eso también fortaleció la lucha docente. Y pasa un caso muy singular, llegamos a los últimos días de marzo y todos sabíamos que venían los descuentos, y a esos descuentos había que hacerles frente y por eso armamos la red solidaria que es muy marcada y muy fuerte en el sector docente. Le garantizamos la comida por lo menos a todos los docentes que iban a sufrir los descuentos más grandes, se armaron los bolsones de comida, se echó mano al fondo de huelga. Y el gobierno siguió utilizando las herramientas de la vieja política, a pesar que ellos dicen que son la nueva política. En el medio nos queman el auto de la filial de Río Gallegos, es decir de la provincial, nos cascotean todos los frentes de varias filiales en la provincia, nos bajan los vidrios; y la publicidad mediática nos hacía aparecer como verdaderos vándalos y un mensaje muy artero a lo que nosotros reclamábamos, se quería dividir la opinión pública. Pero claro, todo esto cayó muy mal en la gente, porque podemos decir que quizás hoy el epicentro se trasladó a Río Gallegos por la masividad de la protesta, pero acá en pueblo chico nos conocemos todos. Y por ejemplo podés decir que este docente trabaja en tal lado, está casado con fulana de tal, lo conozco cómo es como persona y no sólo como docente. Bueno creo que a la gente le cayó muy mal la propaganda del gobierno y esas son cosas que le empezaron a jugar en contra. Funcionarios como Daniel Varizat, ministro de gobierno, que hasta le salió a aconsejar al obispo de Santa Cruz que se haga un estudio psiquiátrico. O sea que todas las herramientas que ellos utilizaron se les volvieron en contra.
Y llegamos a abril donde la medida se empieza a incrementar en cuanto a la aceptación entre los compañeros, y transitamos abril con la misma publicidad en contra por parte del gobierno. El habernos dictado una conciliación obligatoria, en medio de un congreso la estuvimos debatiendo por tres horas, y luego llega una segunda célula que dejan sin efecto esa conciliación; y como es costumbre de este gobierno, a una funcionaria que quiso tomar algún tipo de decisión sola, inconsulta, terminó con una patada donde todos sabemos y dejó de pertenecer al staff gubernamental.
Tuvimos la posibilidad en todo este tiempo de ir a entregar un petitorio a casa de gobierno, la mejor respuesta que encontró el gobierno fue vallar la casa de gobierno, militarizó todas las escuelas y no tan sólo con policías sino también con el Grupo Especial de Operaciones, que es una policía bastante brava dentro de lo que hay acá en Santa Cruz, y a todo esto los casi 600 gendarmes que vinieron a custodiar ¿qué?, esa es la pregunta. Esas son herramientas de la vieja política que el gobierno volvió a utilizar.
Transitamos abril, se cae Sancho. El acompañamiento de la gente prácticamente ya era masivo. Estuvieron los cacerolazos a la orden del día, estuvieron los escraches; hoy podemos decir que ningún político de Santa Cruz que esté identificado con el gobierno, con el Frente Para la Victoria, puede salir con la frente alta a caminar por cualquier vereda de cualquier pueblo de la provincia. Tuvieron que cambiar los cronogramas de los actos oficiales, la clara muestra fue el 25 de mayo cuando el acto oficial se realiza a unos 10 kilómetros de Río Gallegos en la Escuela de Suboficiales de la Policía, muy alejado del pueblo. De esto también hay un antecedente porque el último aniversario de Caleta Olivia, el presidente de la nación, tuvo que hacer el acto aquí en Caleta Olivia encerrado en el puerto, donde simplemente concurrieron los acólitos de siempre; pero él no se juntó con el pueblo, no se juntó con la gente.
Llegamos prácticamente a finales de abril y todos decíamos ahora sí que tenemos otro gran problema: vuelven los descuentos. Ya se había abierto la mesa de negociación en Buenos Aires, y ahí nos empezamos a dar cuenta lo que habíamos conseguido: se había tenido que ir un gobernador, la gente del gobierno nos estaba llamando a negociar con un paro en el medio, el paro no era condicionante para el diálogo, de a poco la conciencia que empezamos a sembrar al principio estaba dando sus resultados. Nuevamente nos amenazan con la conciliación obligatoria, pero esta vez venía de Nación, qué hacemos ¿la saltamos? Consultamos a los asesores letrados, dan su óptima jurídica por supuesto, pero hasta esos momentos podemos decir que si bien teníamos un alto índice de acatamiento, a partir de que se conoce que nos dictaron la conciliación obligatoria llegamos acá en Caleta a casi un 80% de docentes en paro. Se ratifica lo de Turbio, se ratifica lo de Río Gallegos donde el paro era muy fuerte, muy sentido.
Y llegamos a mayo, donde podemos decir que esta gran bola era imparable y hoy el gobierno sigue preocupado porque este reclamo, como decíamos al principio, era pura y exclusivamente de los docentes hoy goza de la simpatía de todos los empleados públicos y de varios sectores políticos que por ahí están mirando cómo sacar tajada de esto, pero nosotros somos concientes dentro del gremio de que las conducciones estamos para conducir el destino o los destinos del gremio y no para por ahí aprovechar una situación política si se quiere.
Fijate que una cosa es palparlo, otra cosa es verlo y sentirlo como lo sentimos nosotros y acá lo más significativo es el reconocimiento que hacemos al afiliado común, aquel que al principio tímidamente acompañó, luego se empezó a enterar de cómo venía la mano y luego empezó a ser protagonista y no quiso quedarse afuera. Apoyó a su conducción, le dio podemos decir la confianza que necesitaban los negociadores en Buenos Aires y tenemos esta realidad. Es cierto que conseguimos una reparación en cuanto al sueldo básico, pero lo significativo es lo otro, lo que te contaba hace rato, que nos tuvieron que atender después de 17 años, que se sentaron en la mesa de diálogo con un paro clavado en el medio, que a pesar de toda la publicidad en contra pudimos hacer varias cosas que despertaron a los demás sectores de la provincia. Hoy estamos suspendiendo la medida, no la estamos levantando.
Varios factores que también pesan, y que pesan mucho. Cuando pase el tiempo nadie se va acordar cuánto te descontaron, dentro de 10 años nadie se va a acordar de cuánto aumentó tu básico; lo que sí se van a acordar son de los hechos que son altamente significativos. Hoy los docentes de Santa Cruz están siendo vistos, mirados y seguidos por un sector bastante importante de la Argentina.

Comentanos cómo se organizan en asambleas, en congresos. ¿Cómo es ese proceso?

Bueno nosotros tenemos un mecanismo que enferma mucho al gobierno. Mientras que acá hay antecedentes que algunos dirigentes gremiales les mandan el avión tango 01, los pasan a buscar por Comodoro para llevarlos a negociar a Buenos Aires para que firmen. La realidad que tenemos nosotros es muy distinta, nosotros consultamos siempre a las bases, tal es así que tanto Pedro, Mónica o Eduardo que son los negociadores nuestros, todo lo que ellos dialogaban en Buenos Aires con la mesa negociadora luego lo bajan a cada una de las asambleas y las filiales reunidas en asambleas escuchaban a sus afiliados, de ahí se sacaba el mandato correspondiente de esa filial y luego al día siguiente nos reuníamos en congreso y se elaboraba un documento en conjunto. Así que esa es la modalidad y eso es lo que realmente le cae muy pero muy mal al gobierno porque acá realmente está hablando el gobierno con el afiliado cara a cara si se quiere.

¿Qué exigían? ¿Qué consiguieron? ¿Cómo continúan?

Lo que exigíamos: un aumento salarial al básico, que sea realmente importante, basta de sumas en negro. Y lo que conseguimos es un 300% de aumento al básico, porque de 161 pesos pasamos a 500 pesos; la suma que estábamos cobrando en negro ahora se ha blanqueado, los dos decretos el de Sancho y el de Acevedo antes de irse ahora los vamos a cobrar como remunerativo, se nos va a incrementar sustancialmente el aguinaldo. Y solamente queda para seguir en la mesa de la discusión en cuanto a lo inmediato, el presentismo que por cargo es de 250 pesos y nosotros consideramos que si esos 250 pesos sumados a los 500 pasan a engrosar el sueldo básico, estaríamos muy cerca de lograr lo que nos habíamos fijado en un momento, es decir 780 pesos al básico para luego llegar a los 1050 pesos. Queda todo un camino por recorrer, pero lo importante y lo significativo es que estos pasos que dimos, los dimos todos juntos. Marchamos juntos, aceptamos tomar una medida realmente importante todos juntos y ahora estamos aceptando es cierto, no es todo lo que pedíamos pero nos permite también parar la pelota, detener un poco la marcha, analizar cómo estamos Suspendimos la medida pero si tenemos que volver por algún tipo de incumplimiento por parte del gobierno, que no le quepa la menor duda a nadie que vamos a volver todos juntos.

En otro conflicto docente, en la provincia de Neuquén fusilaron a Carlos Fuentealba, ¿Cómo lo sintieron, cómo lo vivieron?

La noticia de Carlos Fuentealba fue una noticia terrible, eso creo que también marca un antes y un después. Luego del paro convocado por Cetera, que nosotros consideramos que fue insuficiente también, porque hasta esos momentos ni Neuquén, ni Salta, ni Santa Cruz eran acompañados por Cetera. Prácticamente la presión popular fue enorme y Yaski se ve obligado a tener que salir a convocar un paro. Esas son las consecuencias que se pagan por estar al lado, en las fotos con Kirchner, todos sabemos lo que significa Yaski o lo que significa Kirchner para Yaski. Pero bueno, a partir de eso se produce un clic y ahí hay compañeros que nos empezaron a acompañar en forma férrea y muy firme en cuanto al reclamo nuestro, pararon por ese día y luego se quedaron dentro del paro. Por ahí es cierto, nos duele y lo tenemos que decir porque no queremos ser simpáticos simplemente queremos contar las verdades, por ahí algunos compañeros no se detuvieron ese día a parar en sus trabajos como protesta por lo que le había pasado a este docente de Neuquén.
Hoy nosotros volvemos a las aulas con un distintivo que precisamente está la cara de Carlos, y es algo muy sentido, va a pasar el tiempo y seguramente esto se va a seguir recordando muy fuertemente.

Aquí en la provincia de Santa Cruz han dejado algunas semillas que están germinando, ¿qué mensaje tenés para otros trabajadores que también están en lucha a nivel nacional?

Lo más importante que tenemos que rescatar es que tenemos derechos, que esos derechos tienen que ser inclaudicables, que la fortaleza la da la misma lucha sabiendo y conociendo al compañero que tenés al lado, y creo que de eso los docentes venimos dando acabadas muestras en cada conflicto que tuvimos. Por eso digo que la pelea o la lucha del docente no es una lucha que le compete solamente a nuestro sector. Nosotros donde hubo un reclamo social siempre estuvimos, estuvimos en Termap, estuvimos acompañando a los compañeros municipales de Pico Truncado cuando cortaron la ruta, estuvimos haciéndole el aguante si se quiere a los policías cuando se auto acuartelaron. Fijate que no hicimos distinción de sectores, los compañeros de la salud contaron con nuestro total e incondicional apoyo cuando necesitaron parar, y bueno cada sector que tiene un problema, que tiene una realidad y que tiene un reclamo por hacer encuentra en el sector docente un acompañamiento. Una cosa es contarlo y otra es vivirlo, ellos mismos pueden ser las verdaderas muestras de lo que estamos diciendo.

Bueno, muchas gracias.

No, Aníbal, gracias a vos.


Viernes 25 de mayo de 2007. Provincia de Santa Cruz
Estamos en Caleta Olivia, dentro de la cálida Carpa de la Dignidad, carpa sostenida por los docentes en conflicto desde el 5 de marzo, en la provincia de Santa Cruz. Nos encontramos con una compañera que vino a manifestar su solidaridad.
¿Nos podés decir tu nombre y a qué organización perteneces?

Mi nombre es María Aibar, soy de la provincia de Neuquén, docente de ATEN. Aprovechando este fin de semana largo para visitar a la familia y para venir a acompañar a los docentes en lucha. Realmente los docentes de la provincia de Santa Cruz están dando un ejemplo de dignidad, de lucha; un ejemplo de que realmente se puede estar de pie y no de rodillas en este país.

Contanos ¿cómo sucedió el conflicto del sector docente en la provincia de Neuquén?

El conflicto en la provincia de Neuquén tiene larga data, tiene que ver con un sistema educativo, entre otros, que prácticamente ha colapsado en la provincia.
Para situarnos concretamente en este año, el reclamo surge por una recomposición salarial en el presente ciclo lectivo y por mejoras laborales.
Yo trabajo en un instituto de formación docente, el instituto n° 6 de Neuquén ciudad capital, que es una institución que tiene un edificio de más de 25 años; el año pasado, parte del techo se cayó. Llegamos a terminar el ciclo lectivo por buena voluntad de los docentes, por la colaboración también de los padres. Lo que tiene que ver con el mantenimiento de las escuelas, el Consejo Provincial de Educación realmente no hizo el aporte ni la presencia que tenía que hacer en ese momento.
En este año 2007, en el Instituto n° 6 no comenzamos las clases, o sea que el conflicto nos encuentra con una escuela que estaba prácticamente en refacción porque obviamente el techo seguía en las mismas condiciones.
El 4 de abril que ocurre el hecho desgraciado, el asesinato de nuestro compañero Carlos Fuentealba, realmente ha sido un hecho terrible que marcó un antes y un después en la historia de la docencia neuquina.
Un conflicto largo, durísimo. Teníamos en claro que contra quien estábamos peleando era contra un sistema político, contra un sistema perverso que tiene un nombre y un responsable que se llama movimiento popular neuquino y su representante el actual gobernador Sobich.
Actualmente estamos en la instancia a la que arribó el conflicto, la instancia en la que nos encontramos es la siguiente: los docentes de la provincia de Neuquén no tenemos cerrado el conflicto porque seguimos luchando por las reivindicaciones salariales. Vamos a seguir muy de cerca el acta que se firmó, que tiene que ver con trabajar seriamente en la recomposición salarial y hay un pedido muy concreto y con el que nosotros estamos trabajando actualmente que tiene que ver con el juicio y castigo a los responsables del asesinato del docente neuquino; el juicio a la persona que ha sido el gestor ideológico, estoy hablando del gobernador y de quien llevó a cabo ese crimen que fue el policía Poblete.
Aprovecho para hacer una denuncia. Muchos compañeros docentes que trabajan en algunas unidades carcelarias en Neuquén, han denunciado que Poblete no está preso; entonces eso ha creado una gran inquietud en toda la comunidad. Hay comisiones que están trabajando y en estos momentos estamos abocados a juntar firmas para nacionalizar el pedido de justicia por quien perdió la vida en un acto terrible que fue la represión en Arroyito, en el mes de abril.

El policía Poblete, también está involucrado en el asesinato de Teresa Rodríguez, ¿no?

Claro, Poblete es un siniestro personaje que pertenece a la policía. En su historial, cuando asesina al compañero Carlos Fuentealba, descubrimos que también había sido uno de los implicados, investigados en el asesinato de Teresa Rodríguez en el conflicto también docente que sufrimos, vivimos en 1997, donde los docentes sufren una represión, esta vez por parte de la gendarmería nacional y en ese momento el gobernador era Sapag. El conflicto surge en Neuquén capital, con las mismas características actuales: reclamo salarial, mejoras de condiciones laborales. El conflicto se extiende por toda la provincia y en Cultral-Có, muere en una represión, una trabajadora: Teresa Rodríguez.
En ese momento, este mismo personaje tiene que ver en esta causa del asesinato de la compañera, de una compañera trabajadora.

¿Cómo viviste, cómo sentiste el asesinato de Carlos Fuentealba y cómo lo vivió la población de Neuquén?

Realmente ha sido un hecho terrible. En lo personal lo viví con muchísimo dolor porque prácticamente tengo 20 años de docencia, siempre estuve en las luchas pero jamás había llegado a presenciar la muerte de un compañero.
El día que ocurre lo de Arroyito, los docentes nos habíamos agrupado, nos habíamos organizado. Un grupo hacía el corte a la mañana y los otros nos íbamos relevando, de esa forma nos habíamos organizado después que en una asamblea se decide cortar Arroyito.
Yo no llegué a alcanzar el corte porque me había anotado en otro turno. Me llega a través de internet, porque nosotros estábamos comunicados con los msn, con los compañeros del interior; porque así como en todas las provincias también en Neuquén el oficialismo maneja los medios de comunicación y nos limitan muchísimo la información. Entonces los docentes nos las ingeniamos a través de los celulares, a través de internet para informarnos lo que estaba ocurriendo.
Yo estaba en casa cuando recibí la noticia de la represión en Arroyito, estábamos organizados de tal forma que como aquí en Caleta Olivia la gente se reúne en el Gorosito, en Neuquén nos vamos al monumento. Y así nos fuimos juntando los docentes porque ya estábamos recibiendo a través de los mensajes que había más de 20 docentes heridos. Entonces los que teníamos vehículo y que podíamos llegar a la localidad de Senillosa para ir a buscar a los compañeros, unos heridos y otros shoqueados por lo que habían tenido que vivir. Llegamos a Senillosa y pudimos presenciar el momento en que se reagrupaban los docentes, conmocionados porque fue prácticamente ver morir al compañero en la ruta.
Una muerte marca un antes y un después, la comunidad de Neuquén nos acompaña masivamente en una marcha el 9 de abril, donde la marcha rondaba alrededor de 35.000 personas, una marcha histórica, una marcha que realmente nos fortaleció, nos emocionó. La gente en ese momento realizó un acompañamiento formidable, que se manifestó en contra de la violencia, la gente se manifestó en contra de la muerte, que podría haber sido la muerte de cualquier trabajador, la muerte de cualquier ciudadano. La gente de Neuquén salió a la calle ese día para decir nunca más queremos un muerto porque sale a reclamar un salario digno, este era el caso del compañero que había caído en la ruta.

El gobierno provincial neuquino habló de enfrentamientos en vez de fusilamiento como se vió claramente a través de diferentes imágenes, ¿qué opinión te merece?

No hubo enfrentamiento porque los docentes en ese momento estaban caminando por la ruta mientras la policía les advertía que no debían cortar. No hubo ni siquiera corte. Los compañeros estaban caminando por la ruta cuando ellos comenzaron a reprimir con los gases, con los camiones hidrantes. Los docentes se dispersan al primer ataque y después que ellos se dispersan por el campo, corrían a campo traviesa, sufrieron dos ataques más. Algunas compañeras se habían recluido en una estación de servicio y hasta allí llegaron los policías de esta unidad especial que es un grupo que está preparado para reprimir; llegaron hasta ese lugar y los dueños y empleados salían a contener, a pedir por favor que no siguieran reprimiendo porque corría riesgo la estación de servicio.
No hubo enfrentamiento, eso lo vamos a gritar, a denunciar hasta el cansancio: hubo un fusilamiento. Un policía que tiró un cartucho de gas lacrimógeno, que impactó en la luneta de un fiat 147. El compañero Carlos era el último que había subido, porque iban subiendo otras compañeras al auto y el último que subió se instaló en la parte de atrás del auto. Cuando este policía arroja el gas lacrimógeno, impacta en la luneta, la rompe y le estalla en la cabeza.
El gobernador habló de enfrentamiento, eso fue lo que nos enardeció. En ese momento nosotros estábamos en una asamblea docente, cuando el gobernador estaba haciendo esas declaraciones en una conferencia de prensa.
No fue un enfrentamiento, los docentes estaban desarmados, se puede ver claramente en las imágenes que muestran los videos que circularon por internet, que circularon por todo el país, donde se muestra que no hubo un enfrentamiento, que ni siquiera habían cortado la ruta. Con esto queremos demostrar, queremos contar que lo que quiso hacer el gobierno fue disciplinarnos, quiso que esto fuera un acto ejemplificador, un acto a mansalva, quiso mostrar a todo el país que al que quiera salir a protestar le puede suceder eso. Este es el mensaje más doloroso y más terrible que quedó, porque lo que quiso hacer fue disciplinarnos.

Como trabajadora de la educación, como trabajadora, como luchadora, ¿qué mensaje tenés para darles a otros trabajadores y trabajadoras que están luchando en diferentes conflictos a nivel nacional?

De estar aquí en Caleta Olivia me voy fortalecida, porque este gremio docente el cual en algún momento pertenecí porque yo también soy santacruceña, hace 15 años que vivo en Neuquén. Me enorgullece el espíritu de lucha, el espíritu combativo, el espíritu de unidad que han manifestado en todo este tiempo de conflicto.
La ADOSAC, los docentes santacruceños hoy están peleando, hoy están luchando contra un sistema, un gobierno, un poder político que sabemos que está en la Nación, que es el presidente. Porque lo que no se dice de la provincia de Santa Cruz es que hay una intervención encubierta. Aquí como si nada, el presidente cambia a los gobernadores, por supuesto que los elige; los elige con un perfil, deben tener un perfil, deben responder muy claramente a su ideal político. O sea que deben demostrar obediencia, sumisión y por supuesto la obediencia debida. Esto significa muy claro que podemos cambiar de nombres, de gobernadores, pero el que sigue realmente conduciendo las riendas de la provincia es el presidente Kirchner.

Haciendo un taller de educación popular con jóvenes, adolescentes, nos decían que los sueños, las utopías son el motor, las energías de la lucha, ¿cuáles son tus sueños, tus utopías?

Mirá, yo sigo teniendo utopías y creo que las utopías, los sueños, los ideales no se deben perder.
Yo veo la gente joven, los chicos jóvenes, y realmente me encanta, chicos como ustedes que pueden llegar a solidarizarse con la lucha de los trabajadores, porque esta es una lucha de los trabajadores. Y me enorgullece y me llena de emoción, y me renueva esta cosa de sueños que tengo yo y de utopías.
Yo realmente sueño con que es posible que los trabajadores puedan vivir dignamente, sueño con que podemos tener un mundo mejor, sueño con que en este mundo, en este país no existan excluidos y que realmente la educación pueda llegar a todos.

Muchas gracias.

Muchas gracias a ustedes por darme esta oportunidad. Gracias.


Estamos en Río Gallegos, en la sede provincial de ADOSAC, dialogando con una compañera y un compañero docentes. Les voy a pedir que se presenten.

- Mi nombre es Verónica Alcano y soy docente de nivel inicial.
- Mi nombre es Gabriel Porras y soy docente de nivel EGB 3 y Polimodal, y profesor en historia.

¿Por qué se organizó la Carpa de la Dignidad?

- Gabriel: Ya habíamos hecho varias movilizaciones y también ya había en la ciudad un proceso de militarización, no se podía llegar a la casa de Kirchner, no se podía ni siquiera pasar cerca, no se podía llegar a la casa de gobierno. Veíamos limitadas nuestras posibilidades de recorrer la ciudad con la movilización, que era la herramienta inicial que tuvimos gremialmente; la movilización fue lo primero que se hizo. Eran bastante seguidas y fue una herramienta principal, el problema es que el poder político decidió militarizar y coartar todo tipo de posibilidades de que lleguemos a los puntos referenciales como era la casa de gobierno, la casa de Kirchner acá.
Aquel 19 de abril, se hizo una movilización multitudinaria, se había tomado en el gremio la decisión política de que se iba a llegar a la casa de gobierno a pesar de la Gendarmería. Había una cobertura de 100 metros cuadrados en toda la redonda, donde no se podía llegar, ese era el límite. Entonces había una decisión política en el gremio de que ese día, ante la cantidad de gente que venía, como la gente del interior y la comunidad en general que estaba acompañando…
- Verónica: Y ya acordado también, porque ya se estaba trabajando con la Mesa de Unidad Sindical, donde estaban involucrados y venían acompañando otros sectores, otros trabajadores de la sociedad.
- Gabriel: Así que el poder político se dio cuenta de la situación y decidió sacar la guardia que tenía la casa de gobierno y dejó Policía y Gendarmería en la casa de gobierno, no en la calle, no cortando la calle. La idea del poder político fue dejar que la movilización llegue a la casa de gobierno, pero impedir a toda costa y bajo ningún punto de vista pisar la vereda…
- Verónica: Había un triple cordón, empezando por los policías que estaban amarrados formando una cadena, estaban sin armas, eran más de prevención-precaución que de otra cosa. Después a unos escasos metros había otro cordón de Gendarmería, el cual se repetía en la puerta de la casa de gobierno, y en los costados había otro cordón del Grupo de Operaciones Especiales que ellos sí estaban fuertemente armados, más que los de Gendarmería.
- Gabriel: Ese día, en este mismo lugar donde estamos, en la sede provincial, en una reunión con los secretarios generales de todas las filiales de la ADOSAC se había decidido que si podíamos llegar a la casa de gobierno y ante la situación que teníamos de que no éramos escuchados de ninguna manera por el gobierno e incluso éramos agredidos permanentemente, y al ver que nuestras fuerzas en las calles eran grandes, se decidió instalar una carpa.
El tema de la carpa, ante la dinámica de nuestro gremio que es extremadamente democrático ya que todo se vota en asamblea y pasa por el congreso provincial, ya se había votado que era una carpa itinerante. Por eso anteriormente se había instalado en lugares simbólicos de la ciudad como Roca y San Martín, que representa a la lucha en general, que es nuestro lugar. Allí se había instalado en dos oportunidades, y entonces ante esa situación, consideramos pertinente instalar la carpa en la casa de gobierno.
- Verónica: En ese momento, luego de un forcejeo que hubo entre los manifestantes y la policía, donde se pensaba que la situación se iba a desbordar, en un momento dado cuando se logró calmar a la gente, Pedro Muñoz dijo que se iba a instalar la carpa. Entonces se quedó automáticamente, como si hubiese sido una convocatoria fehaciente, en ese momento había gente que no se quería mover de ahí como para que tampoco nos echaran. Ahí fueron un montón de corridas, porque te digo sinceramente que no había una logística, en ese momento salimos corriendo, vinimos hasta acá, empezamos a llamar por teléfono; era una noche que ya estaba fresquito, conseguimos primero una carpa de arpillera, muy chiquita, muy desprovista de todo; adentro lo único que teníamos era una virgen, no teníamos nada más.
Esa noche, algunos llevaban termos, los mismos compañeros que iban y venían traían galletitas o lo que fuera. Nos quedamos ahí, sumada la gente que había venido para esa marcha que era provincial y había venido la gente del interior, por ejemplo los del 28, del Turbio, de Deseado, de Caleta, de varias localidades. En ese momento eran grupos reducidos de distintas localidades y esa fue una noche… fue la primer noche donde nos apostamos ahí, donde también había padres acompañando, había trabajadores de todos los sectores sociales, fue realmente una conmoción. Pero en ese momento nunca se planteó que eso iba a durar un día, una semana, o lo que sea; bueno ya llevamos más de 40 días.
Y eso tuvo todo un proceso que fue cambiando hasta lo que es hoy la Carpa. En un primer momento fue todo muy espontáneo, no de sentarse a hablar sino de querer colaborar como fuera.
- Gabriel: Hay que tener en cuenta que instalar una carpa frente a la casa de gobierno ante una situación que se venía negando tan solo el llegar a la casa de gobierno, ya que había cordones policiales y de gendarmes por todos lados, que teníamos prohibido ese paso; bueno instalar la carpa en la casa de gobierno significaba algo extraordinario, un logro impresionante y decirle al poder político: ¡estamos acá presentes, y no nos vamos a ir hasta que nos atiendan!
- Verónica: Fue una noche muy estremecedora porque además del frío que nosotros tenemos permanentemente, era una noche que se te enfriaba el alma porque venían los aprietes permanentemente; que nos iban a desalojar, que nos iban a tirar gases lacrimógenos, eso era permanente. Incluso no había un camión hidrante, pero aparecía y desaparecía un  carro de bomberos donde desplegaban mangueras y las volvían a enrollar, era como un apriete psicológico. Entonces en un momento dado, muy democráticamente, serían como las 3 de la mañana más o menos, cuando Pedro nos convoca en el centro de la carpa y nos dice: “recién el jefe de Gendarmería dijo que tenían la orden en 30 minutos de desalojar la carpa. Compañeros, la decisión está en ustedes, ¿qué quieren que hagamos?” Y ahí se votó y fue unánime, fue unánime y yo creo que en ese momento fue cuando el miedo se fue, se fue, directamente tomó alas y desapareció. Nos quedamos y ahí estamos. Fue así.

¿Por qué le pusieron como nombre “La Carpa de la Dignidad”?

- Verónica: Cuando recién se instaló, era la carpa de los docentes, primero era la carpa blanca, pero por los antecedentes que tenía la carpa blanca, dijimos no, no va a ser la carpa blanca, sino de los docentes. Después, los trabajadores por sus gremios, se fueron acoplando, acompañando, había muchos sectores, y entonces fue de los trabajadores, después fue del pueblo. Y la dignidad, la veníamos trabajando como lema en algunas movilizaciones, por nuestra dignidad, para valorizarnos y no nos pareció más digno, que sea la carpa, el paseo de la dignidad.
- Gabriel: También está vinculado a vulnerar una política que venía siendo, hacía ya 17 años, desde el inicio del gobierno de Kirchner, que estaba basada en el autoritarismo, en gobernar por decreto, en no escuchar a los trabajadores, en no escuchar a ningún sector, en los agravios, en lo patoteril de su conducta política. Tanto es así que se vivía un clima de temor, de miedo, de miedo a la patota, de miedo a que te echen del trabajo. Fue así incluso que a dos programas de radio, por hablar de la huelga docente, los censuraron, los levantaron. Acá con que te quiten la publicidad oficial, que te saquen el aporte oficial de la publicidad es casi una crisis para un medio de comunicación.
Así que había varias formas de apretar, igual que el caso del presentismo docente, que por cargo eran 250 pesos, lo que implicaba que una persona que falte un solo día a la escuela, perdía 250 o 500 pesos de golpe. Eso se consideraba un avasallamiento a todos los derechos en general y la Carpa de la Dignidad implica una contrapropuesta, una respuesta a esta política del gobierno.
- Verónica: De hecho, el modo de operar de ellos es así naturalmente, porque además de todo lo que decía Gabriel; durante el transcurso de esta lucha que comenzó el 5 de marzo hasta el 19 de abril que instauramos la carpa y hasta hoy en día que nos integramos a trabajar, el modo de operar del gobierno mandando gente, es totalmente mafioso y no tiene escrúpulos de ningún tipo.
Yo te voy a contar lo que me pasó a mí, en lo personal. A 4 o 5 días de haber comenzado el paro, fue el 5 de marzo que hicimos la primera movilización. Al sábado siguiente, siendo las 12 del mediodía, yo iba caminando por la calle con un cartelito que decía: “docentes en lucha”, iba a hacer las compras. Iba con mi hija de 5 años, y en ese momento, por la espalda me empiezan a agredir físicamente dos personas, me golpean, me lastiman la boca, me pegan trompadas, me rasguñan. El fin era: así les va a ir por hacer paro. Empezó el mensaje, era un mensaje bien explícito, no había nada entre líneas que leer. A medida que iba pasando el tiempo, a mí eso no me dio miedo, todo lo contrario, te genera otra fuerza para decir que ya tengo que seguir, no tengo que aflojar.
Seguido a eso, una de las tantas noches que corríamos riesgo en la carpa, donde se corrían rumores de que iban a venir los llamados “muchachos peronistas” comandados por Rudy Ulloa. En una de esas tantas noches que tuvimos varias, había salido en el diario una convocatoria desde las unidades básicas, supuestamente para recuperar lo que era de ellos, que era esa calle, la casa de gobierno; era todo un mensaje. Fue en ese momento donde dijimos que tenemos que estar, yo estaba en mi casa abrigándome para pasar otra noche más a la intemperie, y recibo una llamada a mi celular con amenaza de muerte hacia mis hijos, diciéndome que era la última vez que me avisaban, que me aleje de la carpa, de la casa de gobierno, que corte con el paro. No me dio miedo, pero tuve que hacer la denuncia penal, ir a derechos humanos junto con Gabriel, porque él es de la cátedra de derechos humanos. Tomaron la denuncia, pero no tuvo curso, hasta el día de hoy no hay respuestas de ningún tipo.
Sumado a eso, mi marido trabaja en el sector privado, y como se veía que yo no aflojaba, entonces dijeron, esta mujer no está cobrando nada porque los descuentos fueron desmedidos, entonces vamos a apretar por el lado de su marido que en este momento es la fuente principal que sustenta el hogar. Entonces lo llaman del directorio del trabajo para decirle que sería conveniente que su mujer no estuviera en la carpa, que no hiciera paro porque había que preservar el trabajo. Te iban atacando desde diferentes frentes. No lo lograron. Hoy, es el primer día que yo me reintegro junto con 5.999 docentes más.
Esa es la forma de operar de nuestro gobierno provincial y nacional.

A pesar de todos estos aprietes, represiones que sufriste, ¿cuáles son las convicciones para seguir caminando, para seguir luchando?

Verónica: Yo estoy totalmente convencida de que es un reclamo justo, que hasta ahora fue un sometimiento que tuvimos de todo tipo, pero no se puede tener a la gente encapsulada en el tiempo. Hoy yo contaba que en todo momento se dijo y se quiso convencer a la gente que los docentes de Santa Cruz teníamos los suelos más altos del país, que no sabían de qué nos quejábamos. Se supone que un aguinaldo es la mitad de tu sueldo, se paga dos veces al año y complementa otro sueldo; bien, si es la mitad, ¿cómo se explica que mi aguinaldo sea de 225 pesos? Cuando, yo en mano, hasta el 5 de marzo estaba cobrando 1.421  pesos. Esta diferencia se llega porque en el nivel inicial, donde yo pertenezco, cobra menos por horas cátedras que el resto de los docentes del polimodal o EGB. Pero si es la mitad, mi sueldo es de 556 pesos y para completar los 1.400, tenemos 250 en presentismo, que es en negro y extorsivo, y tenemos 600 pesos de sumas no remunerativas bonificables. Entonces te das cuenta que todo es una mentira y con esa mentira se sostiene. Porque incluso si vos escuchabas, hasta hace 15 o 20 días atrás, al presidente decía que un docente ganaba 1.800 pesos, mirá le tendría que hacer juicio al gobierno, porque a mí me están debiendo plata desde hace mucho tiempo; nunca en mi vida cobré 1.800 pesos. O sea que me están comiendo todos los meses 400 mangos, ¿no?
Eso es parte de la mentira y de la forma de ellos, entonces, ¿de dónde viene mi convicción? Escuchame, yo fui ayer al supermercado y un paquete de manteca me salía 4 pesos, a vos te parece que con 1.400 pesos… es totalmente indigno, injusto; trabajás, te rompes el lomo trabajando, no tenés capacidad de ahorro. Yo tengo tres hijos, si estaría sola con mis tres hijo, no sólo tendría un doble turno, un triple turno, sino que saldría a hacer animaciones de fiestas infantiles, no te da para vivir. Ni hablar el que paga una vivienda.
- Gabriel: Acá cuando estaban por comenzar las clases, la gente sufrió un aumento en los alquileres, acá hay mucha gente que alquila y si no está pagando un crédito hipotecario, hay poca gente que tiene su propiedad. Entonces de golpe la gente se encontró con que ganaba 2.000 pesos y el alquiler le salía 1.500 pesos. Ese fue un factor.
- Verónica: Ese factor fue producto del Gobierno, porque con el tema de la instalación, del asentamiento de tantas petroleras, se infló, se infló porque las propiedades no valen lo que están pidiendo, porque es algo que no tiene ni pies ni cabeza, los parámetros se fueron.
Yo estaba cobrando 1.400 y pagando una cuota de un crédito hipotecario que subió a 780 pesos. ¿Cuánto me queda para vivir? No es lógico para nada.
- Gabriel: Y se combinó ese factor con otro, la acumulación de autoritarismo político y de no escucha, se acumuló el cansancio de la gente, se acumuló el ver que el gobierno estaba haciendo inversiones millonarias de miles de millones de dólares en obras públicas y de golpe la gente no podía pagar el alquiler. Y se vió la negativa a escuchar, porque antes de que comience el paro hubo dos años donde se reclamaron más de 20 audiencias, 14 petitorios se presentaron que nunca fueron escuchados. Fue un momento de crisis para la gente, y eso creo que le dio la fuerza al movimiento social que no había tenido hasta ahora. Yo vi crecer el conflicto. Yo vi maestras que iban a las escuelas y que casi no hablaban y de golpe las vi discutir en las escuelas, de golpe las vi discutir en los núcleos que eran reuniones con otras escuelas, de golpe las vi en las asambleas gritando, las vi tomando posiciones, de golpe vi a docentes que jamás hubiesen ido a un corte de ruta estar en un corte de ruta,…
- Verónica: Enfrentarse palmo a palmo, cuerpo a cuerpo con un gendarme, son cosas que realmente… se fue el miedo, se fue el miedo y surgió esto de decir yo voy a luchar hasta lo último porque corresponde, porque es justo, porque me lo merezco. Cada uno desde su posición sabe que es por uno mismo, vos podés ser solidario, podés cooperar, podés hacer todo lo que uno pregona, pero vos en definitiva sabes que el bien es para vos  y vos tenés que salir a poner el pecho y salir de frente y muy orgullosa, pase lo que pase, y con la frente muy en alto. Porque vos no estás mendigando, no estas robando, no estas lastimando a nadie, estas reclamado y todos tenemos el derecho a reclamar.
- Gabriel: Y a la vez este fue un proceso que nos llevó, porque como Verónica decía, que nunca había tenido una experiencia de este tipo, en mi caso también. Yo tengo 38 años y nunca había vivido una experiencia de este tipo. Como yo soy vocal de la filial de Río Gallegos, del gremio, me había involucrado, me habían asignado tareas que ni siquiera sabía si las podía llevar adelante. Por ejemplo, organizar la seguridad de una movilización, organizar la seguridad de la carpa, participar como coordinador por ejemplo en una decisión difícil como era un corte de ruta, acá donde hay un montón de petroleras, donde hay muchos intereses en juego; y donde nadie tenía ningún tipo de experiencia en esto y en ese sentido fue todo un aprendizaje sobre la marcha. También ayudó la mesa sindical, porque había otros compañeros que tenían otras experiencias y fue de intercambio, y fue creciendo el conflicto y fue creciendo el conflicto y fue creciendo cada uno de acuerdo a la tarea que se auto-asigna o que le asignaban y fue creciendo de una manera impresionante. Tanto es así que hoy mismo, si bien es una minoría, hay una cantidad importante de gente que está bastante enojada con que se haya finalizado de esta  manera. Así y todo había mucha gente que estaba tan subida a este carro que no quería bajarse, pero bueno así es, así fue el proceso. Eso no quiere decir que esto haya terminado, bajo ningún aspecto, porque la carpa sigue; esa fue una decisión unánime, fue una decisión de la asamblea de la filial de Río Gallegos y luego del congreso provincial. La carpa va a seguir porque hay muchísimos puntos que tienen que tratarse en la agenda de negociaciones y que estamos totalmente convencidos que cuando el gobierno, que casi no tiene margen político, no cumpla con alguno de estos puntos, vamos todos a la calle y todos al paro, creo que eso es un convencimiento generalizado.

Estábamos en aquel 19 de abril, con la orden de desalojo por parte de Gendarmería, y tomaron la decisión de quedarse en la plaza. ¿Cómo se instaló y organizó la Carpa de la Dignidad?

- Verónica: Fue una autoconvocatoria de todos los que estábamos ahí. Era una marcha donde participaron entre 10.000 y 12.000 personas y cuando se dijo vamos a instalar la carpa y no nos vamos a ir hasta que se resuelva el conflicto, fue una ovación y un levantar la mano como todos dando su voto y dando su afirmación de que así era. La decisión fue unánime, y se mantuvo, de hecho estamos en la carpa todavía.
En el momento en que salimos corriendo para armar esa carpa muy precaria aquella primera noche, salimos corriendo algunos y se formó una comisión sin querer. O sea que no fue todo previsto y armado, no había logística. Esas tres personas que en ese momento salimos corriendo, es como que nos hicimos “dueños” de la carpa, es como que una la gestó, la parió desde ese momento. Todo nos costaba mucho en ese momento, con el correr de los días se pudo traer una cocinita con una garrafa, otro día se consiguió una carpa que era de nylon gruesa y es donde guardamos el audio, la leña. Después pedimos ayuda a derechos humanos, por intermedio de Gabriel y de Milagros Pierini, porque el frío cada día se hacía sentir más y no teníamos resguardo y, veíamos que no había una solución viable. Entonces se pidió por medio de ellos, al municipio, el préstamo de una carpa que es de plástico más resistente, donde hoy por hoy funciona el buffet de la carpa, donde las 24 horas del día, sin importar si sos un simple visitante o si sos de la carpa, se te va a dar algo caliente: chocolate, café, mate cosido, o lo que tengamos en ese momento, nunca va a faltar un pedazo de pan. Después instalamos la olla popular, sostenerla fue un sacrificio enorme, hemos cocinado muchísimas veces; fuimos calculando porque una cosa es cocinar para tu grupo familiar y otra es para 120 personas. Había compañeras que pelaban media bolsa de cebollas o media bolsa de papas, era increíble, íbamos tanteando, viendo las cantidades. Ahora todo es anecdótico y parece que pasó hace mucho tiempo…
- Gabriel: Podés contar cómo estaban organizados los turnos de la carpa.
- Verónica: Con el correr de los días, fuimos organizando por ejemplo el tema de las comidas. La gente de la Cuenca decidió quedarse, entonces había que tener un plato de alimento contundente, así fue como empezó el tema de la olla. Después vimos que nos estábamos matando, porque el primer día la mayoría estuvo 26 horas, nos fuimos, dormimos 2 horas y al día siguiente estaba la sesión del consejo deliberante sobre la devolución de los días caídos, que pasó a comisión. Y ahí automáticamente volvimos a la carpa y nos quedamos 22 horas. Con ese ritmo, al tercer día no dábamos más, entonces dijimos que había que buscar un mecanismo. Hay que tener en cuenta que estás a la intemperie, totalmente destemplado, sin comer bien. Así fue como los mismos que nos habíamos juntado para darle creación a esta carpa, dijimos que vamos a organizarnos por turnos, que no sean tan desgastantes. Como nosotros, ya nos habíamos conformado por núcleos para debatir, hablar sobre todo lo que iba aconteciendo, decidimos que esos turnos iban a ser por núcleos. En cada núcleo había 4 o 5 escuelas de diferentes niveles, desde los núcleos los delegados se comprometían a que sus compañeros asistieran, los delegados de cada institución y el delegado del núcleo. Así fue como hicimos turnos de 3 horas, con un único error que se cometió en ese momento, porque funcionó muy bien, se fue organizando los días para que no estuvieran los mismos en el mismo horario, que pudiéramos ir rotando. Entonces te tocaba un día de 9 a 12, al día siguiente de 12 a 15, en el otro de 15 a 18, y así sucesivamente, venía bárbaro, pero le pifiamos al copiar y pegar los turnos. Y quedó a todos los núcleos, una vez por semana, de 21 horas a 3 de la mañana, eran 6 horas; que hasta el día de hoy se cumplen, te juro que se cumplen, son desgastantes, pero se cumplen. Y pese a eso dijimos, bueno al principio estábamos 24, 26 o 22 horas y ahora no vamos a poder hacer 6 horas.
La cantidad de gente fue mermando, no es que estuvieran ausentes las instituciones, estaban todas representadas, pero por ahí en vez de ir los 10 iban 4, entonces los otros 6 que descansaban iban pasando por la carpa durante el día, en el momento que sus posibilidades le permitían. No te olvides que somos muchas mujeres, muchas mujeres y la mayoría o un gran porcentaje son mamás. Entonces una se tiene que ir dando esos espacios para no descuidar tu vida. Porque nuestras vidas cambiaron, no somos las que éramos antes, que después del conflicto. Hay un montón de cosas que fuimos delegando a nuestros hijos mayores, que fuimos delegando a nuestras parejas, que fuimos delegando por querer cumplir todo. Lo hemos logrado pero también tuvimos que ir cediendo espacios y por ahí recargar más a nuestros compañeros varones para que ellos hagan la noche y nosotras estemos durante el día, pero gracias a dios no han existido conflictos entre nosotros, al contrario, nos hemos fortalecido enormemente en cada una de las cosas que se fueron haciendo.
- Gabriel: A la vez la carpa tenía una alcancía que estaba en las esquinas, que era impresionante como la gente colaboraba, entre otras donaciones que se recibían, como por ejemplo leña, comida. La gente se solidarizaba y traía donaciones a la carpa porque veía que los docentes estaban ahí a las 5 de la mañana con 10 grados bajo cero de sensación térmica, con los tachos con fuego. Realmente es una proeza, un sacrificio enorme que se pudo lograr por un sentimiento, una conciencia de justicia de un reclamo y un acompañamiento social muy importante.
Y con respecto a mí, que al principio me tocó la seguridad de la carpa y después se organizó de otra manera, al principio fue bastante complicado. Porque teníamos la operatoria del gobierno que consistía en mandar mensajes de texto que a tal hora iba a aparecer la patota de Rudy Ulloa, o que la policía iba a dejar la zona liberada, o que iba a haber cortes de luz; todo eso era muy desgastante porque los compañeros tenían que estar es sus horarios y después toda la noche. Fue una situación muy de aprendizaje sobre la marcha, compañeros en las esquinas con palos para defender la carpa cueste lo que cueste. A pesar de que teníamos a la policía al lado, también hacíamos eso. La conducción iba y hablaba con los jefes de la policía, le preguntaban qué iban a hacer; por ejemplo una vez les pregunté qué iban a hacer si el jefe de policía les ordenaba, con una zona liberada, golpear a los manifestantes. Y bueno en la policía también había un gran descontento porque tienen 61 pesos de básico, y también muchísimos policías tienen parejas o hijos que están en la docencia y que estaban en la carpa. Entonces era una situación complicadísima para ellos.
- Verónica: Y al principio habían puesto en las primeras filas a muchos chicos recién recibidos, cadetes, y estaban sus propios profesores en la carpa. Era una situación sumamente conflictiva porque los chicos nos decían “disculpe profe”, con los ojos llenos de lágrimas, y yo les decía: no, vos no tenés la culpa. Era una situación muy complicada, porque además nosotros esperábamos que ellos se auto-acuartelen, pero tienen una presión impresionante. Nosotros bajo ningún punto y en ningún momento los acusamos a ellos, sabíamos que tenían órdenes y que era su laburo y como lo nuestro era defendernos, estar. Era totalmente angustiante la situación porque lo que tenemos muy claro desde el primer día y hasta el día de hoy, es que todo lo que hizo el gobierno le salió mal. Porque especulaban con dividirnos, con desgastarnos, con desprestigiarnos; y sin embargo a cada accionar de ellos, la respuesta nuestra era tan “señorial”, que todo le salía mal, todo le salía mal. Nos reforzaba a nosotros. Por una acción nuestra, hacían tres ellos metiendo la pata; ellos no tenían una logística. Nosotros, con el correr de los días estábamos tan bien armados y tan organizados, que llegó un momento en que como te decía Gabriel esos palos que estaban en las esquinas, hoy anda a preguntar dónde están, porque ya no teníamos miedo y no estaban los palos.
Fijate que primero habían dicho de preservar a las mujeres porque no podemos estar defendiendo la carpa y saber que le están pegando a las mujeres y defendernos nosotros, era muy complicado. Nosotras dijimos no, por qué, nosotras queremos estar, vamos a estar. Nos fuimos armando de un grupo electrógeno por si nos cortaban la luz, fuimos poniendo reflectores por todos lados. Nosotros decíamos antes de que pase esto, nosotros vamos a hacer aquello. Existe una organización muy fuerte y una comunión muy fuerte entre nosotros. Yo creo que si hoy se diera, suponete que nos vinieran a amedrentar, ya estamos muy organizados. Se perdió el miedo, yo creo que nadie se va atemorizar, ni se va a paralizar; de hecho anoche en una marcha auto-convocada, éramos 600 docentes, el agravio de los gendarmes, la burla hacia los docentes fue patética, y las que saltamos fuimos mujeres. Porque de qué te estas burlando vos si tenés que estar en la frontera y no acá haciendo ¿qué? Estaban con el bastón, golpeándolo en la mano, acompañando con el piecito, nos señalaban y te hacían señas de que te estaban mirando. Entonces ahí, los queríamos comer, decí que los varones más cautos nos dicen no chicas, vamos, vamos. Pero las mujeres enfurecidas, leonas totales. Entonces te das cuenta que eso, el 5 de marzo no hubiese ocurrido ni de casualidad, hubiésemos agachado al cabeza diciendo que mis hijos, que mi casa, mejor me voy; eso hoy no ocurre. Y no se te ocurra amenazar al compañero porque vos amenazas a uno y nosotros vamos a saltar veinte o cincuenta o cien. Y te estoy hablando de mujeres, al principio temerosas, tímidas, que hoy tienen una voz fuerte, potente, que le salió ese no sé que de adentro que es increíble. Y eso va fortaleciendo uno a otro, es un efecto en cadena, en dominó, es increíble.

¿Qué compartieron, qué construyeron, qué valores circularon en la carpa de la dignidad?

- Gabriel: El tema de la solidaridad, la voluntad y la solidaridad entre todos, porque si bien se armaron los turnos, cuando había algún problema y circulaban los mensajitos de que podía llegar a pasar algo, en la carpa era impresionante la cantidad de gente que se juntaba, había momentos en que no se podía caminar. Eran miles, era algo impresionante. Y también hay un gran convencimiento de lo que estamos haciendo, el objetivo que teníamos, y un gran convencimiento de que tampoco el gobierno tenía margen para hacer gran cosa y eso nos reforzaba más y nos convencía más aún de que estábamos en el camino correcto para lograr lo que queríamos.   
- Verónica: El compañerismo, el olvidarse de ser yo, yo, yo, por momentos te olvidabas de tu persona, lo que te decía recién, saltabas ante la mínima situación de que al otro le podía estar pasando algo. El coraje también. De hecho hasta en las mismas marchas que teníamos miedo de que se infiltrara gente, los que habían organizado el tema de seguridad tenían sogas que después se fueron ampliando porque la cantidad de gente que se fue sumando fue impresionante. Nosotros sabíamos cómo actuar, en determinados momentos ellos decían tengan cuidado con esto, con aquello y vos siempre pendiente de que al que tenías al lado siguiera a tu lado; te tenías que acordar de quien tenías a tus lados y dónde está. Y también eso de avisarnos ante el hecho de que desapareces de la carpa y te vas a tu casa, avisarnos. Porque había sucedido con otros compañeros de otros gremios, por ejemplo de ATE, que le habían secuestrado por el lapso de 2 horas al hijo. Entonces ante esas cosas fuimos aprendiendo a comunicarnos, pero realmente a comunicarnos; che voy hasta acá y vuelvo, hago esto y vuelvo, siempre una o dos personas sabían dónde estabas.
- Gabriel: Los mensajitos de texto fueron fundamentales para esta organización, fueron claves tanto para la organización de la carpa como para la organización de todo lo que se hizo acá. Incluso para la comunicación con el resto del país, porque acá hay muchísima gente de todas las provincias del país. Así que todas las provincias sabían lo que estaba pasando por los mensajitos de texto, eso fue realmente impresionante.
- Verónica: ante la negativa de los medios, nosotros teníamos otra forma de llegar a la gente porque vos le contas a alguien y ese actuaba como agente multiplicador.
- Gabriel: Lo otro que me estaba acordando, al ser el clima muy hostil y pasar la noche en la carpa era dificilísimo, estamos hablando de temperaturas de 10 grados bajo cero y un poco más también, justamente por esas temperaturas la gente se enferma. Por ejemplo, al principio yo me pasé tres días enteros en la carpa, me iba y volvía, tenía la sensación de que tenía que estar porque sino no la podía cuidar, me sentía imprescindible para la carpa. Después me enfermé, me tuve que quedar unos días sin poder hacer nada y la carpa seguía, y ahí es como que decís mirá sigue la carpa…
- Verónica: Sabes que lo que le pasó a Gabriel nos pasó a todos, era algo increíble, porque todo lo de la carpa es de uno, es de todos pero es de uno. Y uno dice que sin mi la carpa no va andar, se van a morir de frío, se van a morir de hambre, vos te crees mamá pata con tus pollitos; y sin embargo cuando te enfermás ves que sigue todo, y pensás mejor me repongo y continúo. Porque fuimos cayendo como moscas, porque qué era lo que pasaba, al estar ahí vos te hacías el fuerte. Entonces primero empezabas con problemas en la nariz, después con tos,  y no te podías recuperar nunca, nunca, hasta que llegaba un momento en que caíamos. Y cuando caíamos, decíamos bueno, voy a volver pero voy a aflojar porque necesito estar bien sino no sirve, ahí si que íbamos a ser pocos. De todas maneras te digo que ese pensamiento te dura tres días, cuando te sentís bien te volvés a instalar ahí y no volvés más. Y no salís, y no salís porque te vas involucrando, te vas involucrando y te parece que no podés delegar.
Te cuento una anécdota. Estábamos organizando la comida, mi núcleo y yo ya no cocinábamos, habíamos encontrado a alguien que nos cocine, solamente le teníamos que llevar los ingredientes. En ese momento le digo a un compañero que no me siento bien, que estoy afiebrada, que por favor vaya a buscar la comida, que se cocinaba en otro lado porque no teníamos la infraestructura para cocinar en la carpa. Y bueno le dije que por favor vaya a buscar la comida, que después, los que estén en el turno yo les dejo dicho que ellos sirvan la comida a la gente que quiera comer. Y bueno todo bárbaro, a tal hora, en tal lugar, bueno listo, y me fui. Estaba en casa, temblaba como una hoja, volaba en fiebre y en eso me llaman: “che Vero, no llegó la comida”. Eran las once de la noche, y nosotros habíamos dicho que entre las  nueve y media y las diez y media a más tardar se come, por el frío. Y no llegaba, y no llegaba, y yo me quería comunicar con este chico, y bueno la comida no llegó nunca; como no era su responsabilidad, él se olvidó. Yo me sentí tan mal, pero tan mal que no te puedo explicar, expresar lo que sentí, que yo nunca más me fui de al lado de la comida, en los horarios en que tenía que estar la comida, yo no me fui nunca más. Tenía que estar, y tenía que asegurarme que la gente coma, cuando la estaban sirviendo yo ya me iba.
- Gabriel: Ella, junto con el otro compañero, es un poco el alma de la carpa; que también ha tomado esa responsabilidad como suya y que es enorme.    
A mí me pasó personalmente el sentir culpa por no estar en la carpa, pero después tuve que ir pensando porque acá en el gremio me decían vos tenés que hacer esto, tenés que cumplir con esta función, tenés que venir acá. Entonces era imposible cumplir con todas las responsabilidades que se me otorgaban acá en el gremio y a la vez estar en la carpa, así que tuve que ir procesando mentalmente el decir que no estoy en la carpa pero también estoy haciendo cosas; o sea la carpa era algo… era la carpa, era nuestro lugar, nuestro logro, nuestra conquista, era lo más importante.
- Verónica: Todos fuimos aprendiendo cosas. Una estaba acostumbrada a que si había escrache estábamos, si había corte de ruta estábamos, había otras cosas y estábamos. Cuando estábamos en la carpa y fueron aumentando las responsabilidades, ya que la carpa no es sólo la comida, también es ver que haya suficiente leña para pasar la noche, no te olvides que además de los docentes, cada gremio tiene su carpa, donde vos no sólo velas por tus compañeros, eso sería muy egoísta, entonces vos tenés que ver que haya leña para todos. Entonces está ATE, un grupo minoritario de servicios públicos que son autoconvocados, también hay otro grupo de autoconvocados que tampoco tienen el apoyo del gremio, estamos los docentes, están los de judiciales, están los del SOEM los municipales, y a su vez gente itinerante que viene como los petroleros. Entonces vos tenés que bregar por la seguridad, porque la gente esté cobijada y por un montón de aspectos más. Una sí se sentía responsable y ya eras el referente te guste o no, y ya no había que hacer un paso al costado, ni atrás ni a ningún lado, había que hacerse cargo.
Entonces te decía que tenías que ver que haya suficiente cantidad de leña para pasar la noche, que haya agua potable. Mirá por ejemplo los primeros días, cuando empezó a funcionar lo que es el buffet de la carpa, en ese momento éramos sólo docentes, y se necesitaban 110 litros de agua para beber de las 10 de la mañana hasta las 18 horas, era muchísima cantidad y era un costo impresionante. Después organizamos los medios para que esos bidones no se tiren, entonces un grupo de docentes se los llevaban a sus casas y los cargaba, luego conseguimos un gimnasio que tenía purificador y así íbamos llenando los bidones. Vos fijate todo ese trabajo. Y después todos tienen responsabilidades, vos sos la referente y tenés que organizar como si fuera tu casa. Entonces en un momento con Ezequiel Alos y Sandra Bañato, dijimos que por ejemplo la carpa no se pude convertir en un basurero, entonces por núcleos, cuando llegabas al buffet tenías que dejar las tazas limpias, los platos limpios, había lavandina para que todo esté higienizado, desinfectado; había que barrer la calle porque con el otoño se llena de hojas, las colillas de los cigarrillos. Hay tareas que se tienen que hacer permanentemente, y uno tiene que dejar la carpa en condiciones para cuando llegue el otro grupo y ese grupo para el otro grupo y así sucesivamente. Entonces vos por ahí tenés que agarrar el micrófono, tomar coraje porque inhibe muchísimo, y decir bueno compañeros vamos a ordenar un poco, vamos a limpiar; ahora ya es automático, no hace falta estar diciéndolo, pero eso fue un aprendizaje más. Después también teníamos en cuenta que haya leche, que hubiese algo calentito; después dijimos que no importaba que no haya café, porque también pensábamos hasta en la salud. Cuando vinieron los trabajadores de ATE, donde están los de Sanidad, les hacíamos consultas y entonces la olla tuvo un menú variado, incorporaba más verduras; fijate hasta que punto. Por ejemplo comíamos un guiso, era contundente pero con más verduras, si hoy era carne, mañana era pollo, hasta ese punto pensábamos. Después fuimos aflojando con el café a la madrugada, conseguimos unas donaciones de sopas instantáneas, que te aportan y nutren más. Todo fue un proceso hasta llegar hasta hoy y lo contás y decís bueno esto… Y es así, vos tenés que tener suficiente calor para mantenerte, para estar bien nutrido, para estar en pié.

Nos despedimos con Verónica y continuamos dialogando con Gabriel, ¿Contanos cómo vivió el conflicto la comunidad de Río Gallegos?

El conflicto partió de un reclamo docente, salarial, estrictamente salarial, y esa fue como una punta de lanza, de ser un reclamo que comenzó a incorporar a nuevos sectores. Comenzó siendo un reclamo salarial, pero ante la crisis que tenía la provincia, no sólo la suba de los alquileres, el costo de vida, sino también un gobierno débil. El gobernador Acevedo había renunciado, había quedado Sancho que era el vice-gobernador que no tenía demasiado consenso; y a la vez era una figura ausente. El autoritarismo del gobierno, el no escuchar a los reclamos de ningún tipo, el gobernar por decreto, el gobernar autoritariamente.
Todo esto se juntó y el reclamo docente, al ser visto como un reclamo fuerte, un reclamo legítimo por parte de la comunidad, esta comenzó a sumarse. También tuvimos algunos medios de comunicación que convocaban al acompañamiento, los medios que luego fueron censurados. Por ejemplo hay una radio que tiene directamente una interrupción, no se la puede escuchar. Se sumaron otros gremios, incluso a la carpa; y la comunidad  comienza a manifestar su adhesión. Esto se veía, por ejemplo cuando se convocaba para las 21 horas a un bocinazo, y eran miles de autos que tocaban sus bocinas en la esquina de la carpa; ahí se ponía la alcancía, la gente donaba cosas, era algo impresionante. Incluso a veces había un cacerolazo a las 21 horas, estaba toda la manifestación de gente en la calle y atrás venían cientos de autos, era interminable. Esa era una forma de la manifestación de adhesión de la comunidad y también se veía en algunos medios donde la gente podía participar con su opinión, y se veía claramente que había un gran apoyo de la comunidad. La gente se había cansado de esta forma de hacer política, se había cansado de un régimen político que estaba acostumbrado a gobernar por decreto, a gobernar controlando el poder judicial, el poder legislativo, a hacer monopolios, a estar vinculado con los negociados de la obra pública, con las petroleras. Y bueno eso hizo que la comunidad se canse y se aproveche este momento de coyuntura, para que se sume en su conjunto. El apoyo sigue incluso hoy. Es muy importante.

En otro conflicto docente en la provincia de Neuquén, fusilaron a un compañero trabajador de la educación, Carlos Fuentealba. ¿Cómo lo viviste, cómo lo vivieron, cómo lo sintieron?

El asesinato de Fuentealba fue un impacto muy grande acá. Ese hecho reforzó, reforzó la militancia que había surgido en este conflicto por parte de los docentes. Indignó mucho, pegó, fue un golpe bajo, pero a la vez como varios golpes bajos que nos había dado acá el gobierno, por ejemplo cuando quemaron el auto de la A.DO.SA.C. Obviamente que no se compara. Pero fue un hecho que a pesar de lo trágico, reforzó la movilización acá, no fue desmovilizador; produjo mayor indignación. Eso se vivió y se recuperó la consigna por Fuentealba, en la misma noche en que se instaló la carpa en la casa de gobierno hubo inscripciones en las paredes de los alrededores recordando a Fuentealba, recuerdo que una pintada decía: “Fuentealba vive en nuestra lucha”.

¿Cuáles son tus sueños?

A parte de trabajar en la enseñanza en escuelas medias, también participo trabajando en una cátedra de problemáticas de los derechos humanos en la Universidad de la Patagonia Austral, en la UNPA. Obviamente que el reclamo y el logro de la satisfacción de todos los derechos humanos, considerados derechos humanos, hoy sería una utopía a seguir. Los derechos humanos entendidos como el conjunto de los derechos políticos, civiles, económicos, sociales y culturales en su conjunto. Y que realmente el estado cumpla con su razón de ser, desde el punto de vista de la gente, de los ciudadanos, respetar los derechos y dar respuestas a las necesidades que tiene la gente en su conjunto. Esa es una utopía. Creo que de alguna manera lo que pasó en Santa Cruz, y ante las condiciones de riqueza que tiene esta provincia, creo que están las condiciones dadas para que la gente de esta provincia e incluso de este país que está alimentando a 300.000.000 de personas del mundo, viva en condiciones dignas en su conjunto.

Por último, como trabajador de la educación, como luchador, ¿qué mensaje tenés para otros trabajadores que están en lucha en diferentes conflictos a nivel nacional?

El mensaje obviamente que es positivo. Le cuento que el año pasado acá en Río Gallegos la gente estaba muy desmovilizada, el gremio estaba muy parado, parecía que era algo que nunca se iba a levantar y sin embargo hoy estamos vivenciando, y según lo que me dice la gente de otras provincias, estamos vivenciando un hecho inédito, histórico. Sin embargo, salió de una coyuntura política, que permitió la reconstrucción del gremio, la reconstrucción del cuerpo de delegados, el surgimiento de nuevos dirigentes, de nuevos líderes gremiales, delegados, etc. Hay algunos que dicen que se ha acabado la lucha y que todo ya está dicho y que no se puede hacer nada; eso es falso, se puede, acá se vivió y se está viviendo en forma permanente un despertar de la conciencia, un despertar de la lucha y la conciencia de que se puede.


Nos encontramos en la sede de A.DO.SA.C. provincial, en Río Gallegos provincia de Santa Cruz, dialogando con Ezequiel Alos. Comentanos cómo fue tu participación en el conflicto docente.

Mirá, arranqué como delegado de la escuela haciendo todo el trabajo de convencimiento de los compañeros para que se unan a esta lucha. Por ser allegado al secretario adjunto de la provincial de aquí de Río Gallegos, empecé a participar un poco más, a ayudar, a empaparme más en el conflicto y en las cuestiones que lo rodeaban. Cuando entro a participar, digamos de lleno, es cuando se instala la carpa, las carpas; ya que primero se instalaron dos carpas itinerantes, a fines de marzo y principios de abril. Y la carpa definitiva que todavía está en pie se instaló el 19 de abril, en una marcha multitudinaria en la cual hubo un pequeño forcejeo con la policía, cuando en realidad lo único que queríamos era entregar un petitorio y como no nos recibieron, el secretario gremial de la A.DO.SA.C. dijo que nos quedamos hasta que nos atiendan. Y fue así como hoy está instalada la carpa.

¿Qué rol jugaste durante la instalación de la Carpa?

La organización, entre los docentes, enseguida se arma. Particularmente pasé a ocupar lo que sería la logística; o sea víveres, luz, agua, iluminación, seguridad a la noche, leña, no te olvidés que estamos en Río Gallegos. Y las más diversas cuestiones que te puedas imaginar, por ejemplo las 70 escuelas de Río Gallegos, se dividieron en 13 o 14 núcleos y por cada núcleo o de a dos núcleos, en función de la adhesión al paro que tenga cada núcleo, se fueron distribuyendo en turnos de 3 horas. Al mismo tiempo te toca ver cuál es el turno que sigue, porque también se armó una cantina, hay un equipo de música. Las responsabilidades se van sumando y después tenés de todo para hacer, de lo más diverso que te puedas imaginar, te surge en un momento así.

¿Cómo te sentiste realizando esas tareas?

Hoy justamente lo hablaba con una compañera de trabajo. Hoy volvimos a la escuela y la sensación no fue la que me imaginaba, es decir, no fue esa sensación de, no de triunfo, porque digamos en general sólo se lo mide desde lo salarial, hoy por lo menos. Pero sí esperaba, por lo menos entre los que habíamos hecho las medidas de fuerza, una comunión, que se hubiesen estrechado lazos y no fue así. Entonces justamente estaba hablando con una compañera y le decía que no me arrepentiría nunca de participar en una causa justa, de tener el rol que tuve en la causa justa. Sí, por ahí te decepciona un poco alguna persona, pero te hace sentir muy pleno el hecho de saber que vos estás peleando por una causa justa y que estás ayudando a los demás. Es decir que no hay margen para decir: no, esto no valió la pena. Y más cuando peleamos contra un monstruo como el que tenemos acá.

Nos podés comentar algunas anécdotas, algunas vivencias que te hayan marcado durante todo este proceso de lucha.

Vivencias… mirá no me tocó de lleno, pero sí de haber escuchado a los compañeros municipales, después de la represión que sufrieron, de decir que los docentes somos sus ídolos porque estuvimos tres meses de paro. Y eso te eriza la piel, te mueve.
Otra por ejemplo fue escuchar en la radio a la gente decir gracias a los docentes porque nos dieron la mejor clase de su vida, gracias porque mi hijo está aprendiendo un montón y no está yendo al aula, por favor no aflojen. Otra fue llamar a la radio y decir que nos estaba faltando leña y que al ratito caigan 5 o 6 personas en vehículos con leña, con víveres. Eso te deja… te saca el cansancio, no hay como explicar lo que se siente.

¿Cambió el vínculo entre los participantes de la carpa, entre trabajadoras y trabajadores de la educación, se profundizaron, se conocieron más? ¿Cómo fue ese proceso?

Podríamos dividirlo en dos etapas. Para empezar que todo esto nos sirvió para conocernos, no te olvides que como docente vos trabajas dentro del aula y te conocés vos y los que coinciden en el recreo en la sala de profesores que estás vos, después no conocés a nadie más. Esto, la verdad que generó un montón de vínculos nuevos, conocimos a lo que creíamos conocer y a los que no conocíamos y ya después de un mes de carpa las cosas se empiezan a crispar. Por ejemplo cuando surgen las diferencias, de hecho un porcentaje creíamos que teníamos que volver, que teníamos que suspender las medidas y otro grupo no; y eso tampoco es fácil, no todo es color de rosa. Además cuando vos tenés una carpa en la calle, se te pega todo, en el mejor sentido, desde los perros abandonados hasta cualquier personaje que anda dando vueltas se suma.

¿En que te marcó en tu vida este conflicto?

Lo que te podría decir que me deja es lo mismo que te decía antes, tuve la suerte de despertarme, tuve la suerte de darme cuenta que había que estar de este lado. Hubo compañeros que no participaron, que se mantuvieron… ojo, nadie se hubiera imaginado el 5 de marzo, que estaría la situación política y social que tenemos hoy. La soberbia de Kirchner y la inutilidad de los funcionarios que dejó acá nos ayudó.
Me dejó que las causas justas hay que seguirlas, la única lucha que se pierde es la que se abandona. Creo que eso es un poco el resumen.

Contanos ¿cómo es vivir en Río Gallegos?
 
Yo ya llevo 10 años viviendo acá. En un principio vos venís y decís mirá qué frío, hay hielo, mirá la temperatura, porque te sorprende, -10, -18, hielo en las calles. Esta sociedad… bueno de dos meses hacia acá es otra. La sociedad está impregnada de miedo, esto es así; las patotas del aparato político de quien hoy es presidente marcaron durante muchos años esta provincia. Yo llegué acá en 1997, y el sistema de Kirchner estaba implantado desde 1991, o sea que estaba muy bien aceitado todo su aparato y realmente era el no te metas, no se te ocurra decir algo. Los diarios que no son amigos no reciben publicidad, son censurados, son socavados. Como pasa hoy por ejemplo con una radio, que le dicen la radio del pueblo, que directamente una radio de un concejal justicialista emite en la misma frecuencia, ningún sonido en particular, pero solamente emite para interferirla y bloquearla. Esto subido un par de grados más y te das cuenta lo que era antes.
De dos meses para acá como que la gente se despertó, y espero que siga despierta sobretodo para octubre porque… que no se capitalice el hecho de haber perdido el miedo como ha pasado acá, sería grave. Alguien me dijo que por ahí tengo muchas expectativas y que 17 años en 2 meses no se pueden cambiar. Pero la esperanza está y esperemos que esto cambie para que podamos ser una provincia en serio.

Ante un reclamo sectorial, social, político, una de las respuestas que tienen es el envío de Gendarmería, la militarización de la provincia, la militarización de las escuelas. ¿Cómo te sentís ante esa respuesta de los gobernantes? 

El sentimiento es de impotencia y de no entender qué es lo que no se entiende. Uno cuando empezó este reclamo no esperaba desnudar semejante aparato, porque las dimensiones del aparato opresor son tan grandes que todos están sorprendidos. En realidad queríamos aumento al básico, hicimos una movilización el 1 de marzo de 600 personas, luego de 2000. Hicieron una contramarcha, donde les pagan a todos los obreros de la construcción, otra empresa de Kirchner acá, y no lograron juntar a 500 personas. Dos horas más tarde hacemos una marcha con 3000 personas. Es como que en lugar de apagar el fuego, lo seguían incrementando. Bueno tenían un par de inútiles como ministros que nos dieron una mano bárbara porque cada cosa que hacían, la entorpecían más, hacían enojar más a la gente.
Y me siento muy mal ante la militarización de la provincia. Vos estás reclamando algo tan justo que hasta una criatura de 5 o 6 años lo puede entender y no entendés qué es lo que pasa, por qué.

¿Qué valores se cultivaron en la Carpa de la Dignidad?

Sobretodo la solidaridad, es impresionante. Como te decía antes, vos decís falta un vehículo para traer leña, y te caían dos vehículos y tres vehículos más con leña, una cosa impresionante, de la sociedad, genuino. Si vos me decís es del partido frente para la victoria, bueno dudas porque ahí hay plata; pero que sea así, un movimiento genuino, donde la gente pasa a tu lado y te dice no aflojen, no aflojen. Sin palabras.

Hoy te re-encontraste con los estudiantes, ¿cómo fue ese reencuentro?

Bien, muy bien, realmente muy bien. Los chicos decían que sus padres nos apoyaban, pero que extrañaban la escuela, ellos decían que no lo podían creer que estuviesen extrañando la escuela. En general la relación con los chicos muy bien.

Estábamos hablando de la militarización, de la represión. En otro conflicto docente, en la provincia de Neuquén, una de las respuestas que les dieron a los docentes fue el fusilamiento del compañero Carlos Fuentealba. ¿Cómo lo viviste, cómo lo sentiste?

Muy mal, fue un golpe para cualquiera que fuera docente y sobretodo para cualquiera que haga un reclamo. No fue un accidente, fue un asesinato, de la forma que se produjo. Realmente es un golpe para todos. Nosotros no estuvimos muy lejos, en realidad reprimieron a los municipales, y la noche anterior tuvimos un enfrentamiento con gendarmería, en el cual le partieron la cabeza a nuestro secretario gremial de la filial de Río Gallegos, por dos centímetros lo podían haber desnucado.
Volviendo a Fuentealba, eso fue una barbaridad. Y también, para la sociedad es un signo y un síntoma. Porque fijate que hoy Sobich no les cumple con lo firmado, teniendo en su haber un muerto y un pedido de juicio político que espera que le caiga alguna vez. Sin embargo, es tanto el poder que acumulan que se dan el lujo de decirte no te cumplo. Es realmente un momento muy especial para todos los argentinos que tenemos que ver esto. No puede ser que sigan existiendo estos caudillos, esta gente que acumula y acumula poder.

Haciendo un taller de educación popular con jóvenes, nos decían que los sueños, las utopías son el motor de la lucha, ¿cuáles son tus sueños, tus utopías?

Mirá sueño, con que una vez encontremos un “loco” que se de cuenta que la educación es el futuro para una sociedad, que no lo tomen más como un gasto sino como una inversión. La utopía es que esa persona que alguna vez llegue al lugar indicado se de cuenta de todo esto y que tenga la suficiente humildad, que es lo que falta, para darse cuenta que podés estar equivocado y que alguien te puede corregir. Para que esto prevalezca tiene que haber mucho menos egoísmo.

¿Cuáles fueron los principales aprendizajes que pudiste realizar durante este conflicto?

Los aprendizajes creo que uno a veces piensa que es el único que piensa de una determinada forma, y te das cuenta que en el fondo la mayoría tiene el interés, existe el interés de ayudar por ayudar, de participar por participar de una causa justa. Esto realmente me marcó mucho porque llega un momento donde vos renegás, renegás y decís esto a quién le importa; y bueno, sí, importa, y cuando se trata de una mega-situación como es esta, realmente te marca.

Como trabajador de la educación, ¿qué mensaje le podés dar a otros trabajadores que también están luchando?

Que no hay que bajar los brazos, que más que apuntarle al poder político hay que trabajar con la sociedad, trabajar con los padres. Parece mentira que a lo mejor te pasas un montón de años peleando y te parece que estas peleando contra el mar, pero que en algún momento baja la marea y cuando baja la marea esa es nuestra oportunidad.

Bueno, muchas gracias.

No, gracias a vos.


Estamos reunidos con el párroco de Las Heras, Luis Bicego, quien nos recibe en la iglesia para compartir algunas palabras. Luis, ¿cómo ves que está la situación de la provincia de Santa Cruz?

Si uno hace un análisis de todo lo que pasó, pienso que es un momento histórico, nunca en la historia de la provincia hubo manifestaciones tan numerosas y reclamos fuertes. Pienso que no responde solamente, como dice el oficialismo, a los partidos de la oposición, sino que ya es un reclamo general. Un poco la gente está cansada de este sistema de gobierno y quiere participar y quiere un poco de mayor claridad, que las cosas sean claras. Hay cosas que en la provincia son tabúes. Pensemos solamente en la plata que dicen que está afuera. Ahora escuché esta mañana, en la entrevista que le hacía Magdalena al presidente, y él dice que la plata ya está acá. Y que está, y la está manejando el banco de Santa Cruz. El banco de Santa Cruz ya no es de la provincia, sino que está en manos privadas; es peor el remedio que la enfermedad. Por lo menos allá estaba a plazo fijo y que estaba a nombre de la provincia.

¿Qué otros temas son tabúes en la provincia de Santa Cruz?

Hay un montón de otros temas. Por ejemplo todo lo que es obra pública, uno no sabe cuánta plata están gastando, hay obras faraónicas. He visto que iban a hacer un escrache a lo que es toda la entrada a Río Gallegos, lo que es el puerto en Caleta Olivia, y lo que va a ser la ruta 40. Uno no sabe si en este momento vale la pena gastar tanta plata o más bien responde a un plan de una provincia para pocos o responde a un proyecto de explotación minera.
Después está todo el tema de la pesca, uno no sabe cuáles son los contratos y todo el tema de minería, que ya hay dos o tres funcionando, pero dicen que no sé cuántas van a hacer. Lamentablemente son mineras que van a trabajar en la explotación de oro y plata y van a trabajar con cianuro. Y ya tenemos experiencia en el norte del país, que es tremendo las consecuencias que deja. Y lo más lamentablemente para mí es que la legislación que sigue vigente nos la dejó como herencia Menem y ellos lo están criticando.

¿Cuáles son las respuestas cuando el pueblo quiere, cuando el pueblo reclama por sus derechos por una vida digna?

Intentan desinflar el problema. Acá en Las Heras hubo reclamos fuertes, y bueno se hacen presentes un día, viene todo el gabinete y después mandan a los secretarios de segunda o tercera, hasta que la gente se cansa. Acá también lo intentaron con los maestros de ganarle por cansancio, pero no lo consiguieron.
El tema del agua, ahora está el proyecto del dique de Los Monos, pero de acá hasta que se haga, no sé cuantos años van a pasar. Y Las Heras sigue teniendo el problema del agua, uno no sabe si el agua está contaminada o no está contaminada, porque el agua que nosotros estamos tomando en toda la zona norte, no solamente en Las Heras, también en Pico Truncado, Kaike y Caleta, la sacan del Río Deseado. Y toda la parte baja del Río Deseado está rodeada de pozos, y en muchos de esos pozos hicieron recuperación secundaria e inyectaron un montón de materiales que son contaminantes. Uno no sabe hasta qué punto esa agua pueda ser potable.

Los docentes, en Río Gallegos, ahora que estaban manifestándose, recibieron diferentes ataques como incendio de la sede con una molotov, incendio de un auto,…¿Vos que tipo de ataques recibiste?

Fueron más bien ataques verbales. Yo mandé una carta documento y me dijeron: “mirá cómo el cura se defiende”. Y yo lo hago concientemente, lo he pensado mucho. En la iglesia está el tema del perdón, pero cuando un acto o una actitud es pública, y más que pública es política, entonces no se puede hablar de un perdón como si fuera un perdón entre yo y otra persona. Pienso que puede haber perdón en caso político, social o público  cuando la parte reconoce el error, si no es tapar. Usar la política del gato que se manda la macana y la tapan. Y yo pienso que eso en una comunidad es lo peor que pueda suceder, es lo anti-justicia. La impunidad no puede… ya estamos cansados de impunidad en este país. Y por otro lado es permitir que un gobernante haga y diga lo que se le cante y nadie le pueda poner freno. Es en ese sentido que yo he tomado esa decisión, como un gesto de derecho ciudadano. En defensa no solamente personal sino defensa del bien público, de las instituciones de la vida democrática.

Luis te acusaron de que acá en la iglesia tenés las armas, ¿cuáles son tus armas?

Me acusaron, de que durante la huelga. Los reclamos que se dieron en Las Heras el año pasado, pero empezaron más bien hace dos años, desde el 2005. Me acusaron que durante la muerte de Sayago, yo había guardado las armas de los piqueteros. Lamentablemente para “mi amigo” Varizat, durante ese mes de febrero, yo no estaba en el país, estaba en Italia. Y después, con toda la policía y gendarmería que había en la población, hubiera sido un gesto alocado; con todo el control que había era casi imposible. No sé quien tendría que haber sido, tal vez el rambo I o el rambo II.

Durante ese conflicto la gendarmería había rodeado la iglesia.

Acá todo estaba rodeado, esto era como un cuartel general, entre gendarmería, la policía del lugar y la fuerza especializada que tiene la provincia. Y ese es otro tema, no sé cómo podemos seguir permitiendo que existan fuerzas especiales para reprimir, a mi no me cabe en mi cabeza. Oficialmente hablamos de democracia y por otro lado admitimos fuerzas para-policiales o policiales especializadas; si a cada uno de los miembros le hiciéramos un estudio, pienso que la mayoría, más del 90 % son gente que necesita atención psiquiátrica o son gente enferma.

Y la gendarmería continúa instalada en Las Heras.

Sí, lamentablemente sí. Parece que quieren establecer un cuartel de gendarmería. Pero ahora están usando las instalaciones que usaba la municipalidad para los encuentros deportivos, por lo tanto todo lo que es actividad deportiva está un poco paralizada, tampoco se pueden hacer eventos y traer gente de otro lado. Pensando también que Las Heras es una localidad que está situada en el centro de la meseta y alejada de otros centros y donde la población más cercana la tenemos a 70 kilómetros. Así que sí o sí, si uno quiere hacer un evento deportivo tiene que tener lugar como para alojar a la gente que viene.

¿Cómo se vive en un pueblo “gendarmerizado”, militarizado?

La gente ya… gendarmería está ahí, se rasca, yo digo. Los estamos alimentando, es un criadero de vagos. Es lamentable, porque no hacen nada, de nada, de nada. En otros lugares, por lo menos hacen control en la aduana, o hacen control de drogas; pero acá no hacen nada, de nada, de nada. Es decir, comen, duermen y nada más.

¿Y atemorarizan con su presencia a la población?

Sí, puede ser. Pero yo mucha preocupación no me hago. Pero sí están, algunos despioles arman los fines de semana porque van a los boliches. Y hay siempre peleas, como de alguna manera están enfrentados con la policía local, así que siempre hay aluna rosca.

Nos estabas comentando antes, sobre un nuevo caso de impunidad en Las Heras.

Y sí, esta semana, el lunes a la madrugada, hubo otra muerte dudosa. La policía dice que se ahorcó en la celda de la comisaría, estuvo en la comisaría una hora o una hora y media. Los familiares tienen muchas dudas. Por otro lado pienso que hay muchas muertes, por lo menos las últimas, que nunca quedaron bien esclarecidas, siempre queda la duda. Hay hechos que para mí son dudosos, por ejemplo las últimas dos o tres muertes que se dieron el año pasado, uno llega a dudar si fueron homicidios o si fueron suicidios. Y es lamentable que la justicia tape todo y queda la duda y queda la bronca de parte de la familia y también de parte de la comunidad. Y eso es caldo de cultivo también para, si es verdad que fueron suicidios, para nuevos suicidios. Los estudios de los casos dicen que cuando hay problemas no resueltos es un motivo para nuevos suicidios. El suicidio es síntoma de que algo en una comunidad no funciona. Pienso que en nuestra comunidad parte de lo que no funciona es la justicia, y pareciera que la justicia funciona para algunos y para otros no.

En relación al proyecto que desarrolló Kirchner en sus años de gobernador de Santa Cruz, ¿hay similitudes al proyecto de país que está desarrollando?

Sí, pienso que es parecido. Si uno ve un poco lo que fue pasando en la provincia, vemos que se está repitiendo a nivel nacional. Es decir, por un lado las obras públicas sobre-facturadas, y por otro lado uno ve que tanto la provincia como la nación es para unos pocos. Porque por más que el producto bruto aumenta, yo me pregunto a dónde va. Porque al final se puede volver en una mentira, porque si aumenta el producto bruto y no queda en el país y se va, es como si el país se volviese una colonia. Las multinacionales se llevan las riquezas del país y acá no queda nada. Yo le digo siempre a la gente, que acá nos van a quedar los piojos y esos no sirven para comerlos, sirven para rascarnos nada más.
Por otro lado siempre fue un gobierno muy autoritario. Si uno hace todo un análisis de los años que gobernó, por lo menos lo que yo tengo de experiencia acá en Las Heras, los intendentes que no pensaban como él o que no eran obsecuentes, eran castigados. El ejemplo más claro, más patente es Las Heras. Si comparamos Las Heras con Pico Truncado, que es el pueblo de Acevedo, solamente en viviendas en la última década se hicieron en Las Heras 64 viviendas; ahora hay más de 300 empezadas, pero que están paralizadas en este momento, y mientras que en Truncado se hicieron más de 600 viviendas. Las Heras tiene un problema habitacional impresionante, la gente vive mal, en piecitas viven familias enteras, y sigue llegando gente. Y el estado, no sé si ve o no ve o no quiere ver.

¿Cómo es vivir en Las Heras?

Y no es nada fácil. Primero por el clima. Estamos en plena meseta, hace frío, hay mucho viento, estamos aislados. Y por otro lado la mayoría trabaja en el petróleo y el obrero petrolero es de alguna manera explotado, tiene muchas horas de trabajo, tiene muchas horas de viaje también. La familia del obrero se transforma en hotel, el padre está pintado, yo pienso que muchos hijos tendrán la foto del padre. Así que…
Y después, el desarraigo, en este momento el 70% de la población es gente que vino de afuera y la mayoría sigue añorando el lugar de origen, y eso no hace bien a ninguna comunidad. Y muchas otras cosas…

¿Cuál es el mensaje de Luis Bicego para quienes rechazan, rechazamos este proyecto de país para unos pocos?

El mensaje… Para mi el tener coraje de seguir soñando a pesar que no resulte fácil un país distinto. Tomando la posta de muchas generaciones, pienso que el país tuvo generaciones que se jugaron, acertada o no acertada. Por lo menos mi generación, en el país se ha jugado. De los que quedaron algunos están vendidos, si uno hace un poco de historia, otros todavía estamos en la brecha. Pero yo veo que las nuevas generaciones quieren algo distinto. El miedo mío es que si no encuentra canales para expresarse o para participar, tengo miedo que la historia se vuelva a repetir. Es decir que se vuelva a repetir algo parecido a lo de la década del ´60, que podamos tener una guerra civil o enfrentamientos fuertes. Ojalá que no, ojalá que los partidos de oposición ganen terreno. No es fácil desarmar un aparato tan fuerte de gobierno.

¿Cuáles pensás que pueden ser los caminos para que la juventud se pueda manifestar, para que pueda construir un proyecto distinto?

Y si los partidos se animan a dejarlos participar, pienso que es el gran desafío de la política, no solamente a nivel nacional sino también a nivel mundial. En los países donde la oposición casi no existe, donde existe el partido casi único como en nuestro país, eso es lo más nocivo para la vida democrática.

Bueno, gracias.


Estamos en Las Heras, en el estudio de Radio Soberanía, con Alfredo Carrizo. Contanos qué trabajo realizás.

Bueno yo trabajo desde hace 18 años en un medio de comunicación, que se dedica exclusivamente a una programación dedicada a la comunidad y tratando de cumplir los elementos básicos que son: tratar de entretener a la comunidad y también informar, que es bastante complicado por estos tiempos. Y después tenemos un diario digital también que sale de aquí, de nuestra emisora. Y bueno, el trabajo constante de la información. Tratamos de brindarle la información lo más veraz posible. De consultar más que nada, no tanto las fuentes, sino consultar a la gente: qué piensa, cuáles son sus necesidades, sus angustias. Y bueno, acá permitimos la entrada a todo el mundo. No hay diferencia de religiones ni políticas. Acá todo el que tenga ganas de expresarse o decir algo, este medio de comunicación hace 18 años que hace exactamente lo mismo: brindarle a la comunidad la posibilidad de expresarse, por lo menos hasta ahora es lo que nosotros hacemos, hace 18 años.

Antes estábamos hablando y nos decías que sos un muchacho de pantalones cortos en Las Heras, ¿cómo era y cómo es Las Heras hoy?

Sí, soy de pantalones cortos. Nacido en Santa Cruz. Yo llegué aquí cuando tenía tan sólo 4 años y bueno, conozco solamente esto, no conozco otra cosa. En aquellos tiempos creo que se vivían las mismas cosas, ¿no? Pero me parece que se vivía un poco más tranquilo, en aquellos años cuando te hablo de los pantalones cortos. Había un poco más de solidaridad, había gente que…bueno cómo decimos los sureños siempre, en aquel momento podíamos dejar la puerta abierta, tranquilos, e irnos a comprar a cualquier lugar y volver y nada faltaba y nada pasaba. Hoy tenemos los problemas del crecimiento de los pueblos, de las grandes ciudades y bueno, toda esa velocidad que nos va imprimiendo muchas veces las capitales y que van viniendo de a poco a medida que crece nuestra comunidad. Igualmente creo que sigue siendo una sociedad bastante tranquila, apacible, acogedora. Todavía sigue brindando la posibilidad a toda la gente que muchas veces tiene necesidades en otras partes de las provincias de nuestro país a radicarse, a poder vivir, a poder armar su familia. Porque dentro de todo si hacemos comparaciones con el resto de las provincias todavía podemos vivir en la Patagonia, en la provincia de Santa Cruz. No es como dice el presidente, pero si creo que la provincia de Santa Cruz es rica, tiene muchos recursos. El único inconveniente que tiene es que está mal distribuido. Yo estoy completamente convencido que no hay una distribución equitativa.
La comunidad, en líneas generales lo que sí ha cambiado es la cantidad de gente que ha llegado, el movimiento que hay. Hace que a nosotros, los del lugar, nos asusta un poco porque ahora andamos a otras velocidades que antes no teníamos.

¿Cuáles son los principales temas informativos que trabajás en la radio?

Bueno, informativo en general. Arrancamos siempre con los títulos de la provincia, para más o menos saber… O sea, mi idea con respecto a la información tiene que ver con brindarle a la comunidad las herramientas, las herramientas son la información y la información no solamente tiene que ver con la localidad sino con la provincia y con el país. Entonces, nosotros arrancamos a la mañana con una síntesis de todos los títulos más destacados de la provincia y del país y apartir de ahí vamos elaborando. Yo voy haciendo comparaciones de lo que nos pasa en la provincia y de lo que nos pasa en nuestras localidades. Entonces, después van saliendo opiniones de la gente, cosas que quieren que tratemos en el programa y así vamos elaborando distintos tipos de temas que tienen que ver con las necesidades que tiene la comunidad. Porque en realidad nosotros en estos últimos tiempos, aparte de atacar la información hemos atacado la necesidad que tienen. Acá hay gente que necesita tener un servicio de cloacas como la gente, necesita tener un servicio recolector como la gente, necesita tener agua como la gente, luz como la gente y en realidad en estos lugares no nos pasa. Entonces tenemos con el clamor de la gente que permanentemente dice que no tiene esto, que le falta lo otro. Entonces, bueno ese es nuestro trabajo, el que hacemos todos los días y el que nos hace que podamos brindarle a la comunidad este tipo de programa. Por ahí no muy querido por el gobierno de turno, pero en realidad la gente nos lleva a hacer este tipo de trabajo.

¿Se hace muy difícil trabajar desde un medio independiente?

Sí. Te diría que se hace más difícil que estar del lado del poder, indudablemente. A nosotros se nos complica siempre porque nuestra opinión siempre molesta al gobierno de turno. El gobierno de turno quiere que nosotros opinemos como ellos piensan. Y en realidad, nosotros tenemos una experiencia en la comunidad de muchos años. A medida que fue pasando el tiempo, nosotros llevamos 18 años en la radio, yo creo que nosotros hemos tenido dos etapas. Primero la de aprendizaje, seguramente, en los primeros ocho años, en el inicio de la democracia. Nosotros, convengamos que desde el 83 para acá estuvimos aprendiendo, digamos, cómo vivir en democracia. Ocho años, por lo menos, estuvimos aprendiendo en lo que es medio de comunicación. Nosotros no somos profesionales de la materia, somos amateur, nos dedicamos exclusivamente. Porque alguien tiene que hacerlo acá. Los dos periodistas que hay en nuestra localidad están dedicados a la docencia, no se dedican a su trabajo. Nosotros llevamos 18 años trabajando en esto sin tener ningún tipo de título, entonces lo nuestro fue, no solamente el doble: poder adaptarnos a los sistemas informativos, el poder hacer un análisis al aire, el poder familiarizarnos con los micrófonos, tratar de ser lo más cortés posible con la gente. Hubo muchas cosas hasta que encontramos el rumbo, que es ahora y que gracias a dios nos encontró con independencia ¿no?
Pero siempre es bastante difícil, a nosotros se nos facilita por el solo hecho de, cómo decíamos anteriormente, yo tengo un plus aparte: el haber estado con pantalones cortos en esta comunidad, conocer desde cuando las calles eran de piedra; eso me permite el tener un poco más de seriedad en el tema. Cuando nosotros hablamos de que hace muchos años que está postergada la comunidad es porque conocemos que hace muchos años que está postergada. No nos dijeron, no nos vino alguien a contar que está postergada la comunidad. Entonces ese plus me permite manejarme de mejor manera y que por ahí no tenga tantos problemas. Pero igualmente el ser independiente por estos lugares es bastante complicado. Yo sufrí una época….e incluso en estos momentos: nosotros por una deuda que tenemos en el teléfono nos cortaron. Nosotros estamos en contra de esto porque en realidad no nos cortaron sólo a nosotros, nos podrían haber cortado las llamadas locales y a larga distancia, y podrían haber dejado para recibir. Y si hubiesen dejado para recibir, estarían pensando en la gente, porque le permitirían a la gente que se comunique con la radio, pero no lo hicieron. O sea que el problema de ellos es que nosotros opinamos de ellos, entonces nos cortaron el teléfono. Ya tenemos experiencia. Nos habían cortado una vez el teléfono, 2 años tuvimos cortado el teléfono, durante el gobierno anterior, el gobierno de Francisco Vázquez, también perteneciente al frente para la victoria; entonces ya estamos medio acostumbrados. Pero todo es más difícil, para el independiente acá todo es más difícil.

Nos decías que Las Heras es un pueblo postergado. Sin embargo vemos como contraposición las riquezas de los bienes naturales, como por ejemplo el petróleo. ¿Porque te parece que se da esa situación en este pueblo, en esta localidad?

Nosotros pensamos que esta es una provincia para pocos. Que los recursos están distribuidos en pocas manos. Y estamos convencidos de que las riquezas no van a la comunidad porque nuestro pueblo tiene como característica la de los viejos pueblos y chicos pueblos, de muchísima tranquilidad. Nosotros no nos quejamos si tenemos hambre, en el sur no nos quejamos. No salimos a la calle a pedir comida porque no estamos acostumbrados, nunca nos faltó la comida. Nosotros podemos mañana salir a limpiar un patio y sabemos que podemos vivir y comer. Porque hay patios para limpiar, hay gente que puede pagar. Entonces no estamos acostumbrados a pedir. Entonces cuando vienen y nos saquean los recursos, como no estamos acostumbrados a pedir ni a reclamar, tampoco salimos a quejarnos por eso, porque no nos damos cuenta. Entonces, digamos que por mucho tiempo este pueblo estuvo postergado así. Porque nadie dijo nada, nadie decía nada, nadie le puso palos en la rueda para decir “bueno, basta, hasta aquí” y bueno se permitió todo. Todo se permite. Acá nos contaminan día a día: sin ir más lejos en zona  de chacras se perfora para sacar agua y sale un líquido…sale el agua mezclada con hidrocarburos. Y  Repsol-YPF lo manda a analizar y tardaron como un año para encontrar, digamos para darse cuenta que en realidad eso no era lo que nosotros estábamos viendo. ¿Y quién le dice lo contrario? Si ellos mismos se controlan. Entonces  esas cosas nos pasan. ¿Y a dónde vamos a acudir? ¿Nos vamos al juez? Y si resulta que el juez forma parte del poder, del gobierno. ¿Y dónde vamos a reclamar? ¿Vamos al gobernador? Y el gobernador forma parte de este poder. ¿Y vamos al presidente? Y el presidente estuvo 8 años acá gobernándonos. Entonces no tenemos escapatoria.
A nosotros nos parece que sinceramente no se han distribuido bien los recursos y es porque nuestra comunidad ha sido muy silenciosa y callada. A pesar, de que yo tuve una charla con la jueza Ruata de Leone donde me expresó que nosotros en Las Heras éramos violentos, que no teníamos paciencia. Y yo le dije “doctora la verdad es que nunca nos vamos a poner de acuerdo. Los municipales necesitaron 17 años para hacer la primera huelga. Otros 17 los docentes para quejarse de los 161 pesos que le vienen pagando de básico en la comunidad. ¿Y le parece violento?” Entonces me quedó mirando  y como a ella quizás le pareció que le había argumentado bien, dice “bueno pero actúan mal”. Y yo le digo “¿Si? y seguramente que cualquier persona que es tranquila si en algún momento la reprimen, la tratan mal, la va a tratar mal,  seguramente, porque no tiene término medio. Ahora, ¿Quién tiene la culpa?”. Y bueno y quedó pensando. Y yo digo, pensar que pude charlar con la jueza Ruata de Leone  y no tuvo una palabra que me pueda decir “tiene razón”. Ahora, yo noté como que los jueces, lamentablemente, cumplen órdenes. Entonces, digo, a nosotros el grave problema de la mala distribución que existe en nuestra comunidad es porque nuestros políticos que están permanentemente aplaudiendo a los gobiernos de turno, sin ni siquiera negociar absolutamente nada. A nosotros nos pasa. Nosotros vivimos con problemas…hoy como ser,  ATE hace como un mes más o menos que están de paro. El intendente los atendió la semana pasada, recién los atendió. Anteriormente los había atendido el secretario de gobierno. Entonces nos dicen “no hay plata para los salarios, no hay plata para aumentar, no hay plata para obras (porque no tenemos obras), no hay plata para pintar el busto del general San Martín, o para hacer un acto del 25 de mayo como corresponde”.
Ahora me pregunto: ¿dónde está la plata que sale de acá? Porque si no hay plata para nada, ¿qué hicieron con la plata? Entonces es ahí cuando nosotros decimos no hay una buena distribución. Alguien se está quedando con el dinero. Es lo que nosotros creemos. Las obras aquí, una refacción de la escuela n° 53 sale dos millones y medio de pesos. Cuando hablamos con el constructor nos dice “yo cobré un millón y medio” ¿Y el otro millón quién lo cobró? Entonces claro, cuando uno dice existe sobre-valuación de obras, dicen que estamos en contra del gobierno. Pero es cuestión de ir  y consultar nada más. Los valores que sale una vivienda en Comodoro y lo que sale acá, o lo que sale en Truncado y lo que sale acá, hay una diferencia terrible. Entonces, la localidad de Las Heras ha sido siempre, siempre el lugar para saquear, porque tiene riquezas.

Vos que sos de estas tierras, tierra patagónicas, ¿cómo construyo poder Néstor Kirchner?

Yo formé parte de la construcción de poder de Kirchner. Yo cuando era joven, él vino, nosotros pertenecíamos al peronismo de Arturo Puricelli. Y nos parecía que nos había abandonado Arturo Puricelli, equivocados porque quizás veía de otra manera la política. Pero en ese momento fuimos consultados por Néstor Kirchner, era intendente de Río Gallegos. Nos vendió el famoso PROSAC 91, el cuál personalmente le critiqué pero lo apoyé porque me parecía que eran aires nuevos que venían. Criticaba el PROSAC 91 porque ya notaba que las obras de Las Heras, él las tenía ya determinadas en ese proyecto. Y yo discutía que las obras de Las Heras las tenemos que diseñar nosotros y el decía que yo no podía cuestionarle eso porque yo no era ni ingeniero ni maestro mayor de obras, el había hecho ese proyecto con facultativos. Bueno el tema está en que formé parte de eso y siempre me hago cargo. Porque me parecía, como le parecía a muchos, viene gente que uno cree que puede ser buena persona y después nos engañamos. Nosotros armamos un grupo acá, trabajamos y empezamos a reclutar compañeros para este nuevo proyecto. Lo que sí nos dimos cuenta en muy poco tiempo, que una vez que logró el objetivo, todos aquellos compañeros de la primera hora, que hicimos el allanamiento de lo que se venía quedamos afuera. Porque de hecho nosotros pensábamos también que veníamos con un gobierno que se iba a aguantar que nosotros criticáramos las cosas que estaban mal. No fue así. Los primeros reclamos que hicimos nosotros, automáticamente nos sacaron de lado. Entonces fue construyendo poder mintiéndole a la gente, como nos mintió a nosotros. Que iba a hacer un proyecto que en definitiva no lo terminó nunca. Aquí en la localidad fue en la que menos obras hicieron, y lo decía en el PROSAC 91. Y en ese momento cuando yo se lo reclamaba, no solamente le reclamaba eso, también le reclamaba que eran pocas obras, y el me decía “no, pero esto es el comienzo, esta es la primera etapa”. Nunca apareció la otra etapa. Y seguimos nosotros con un complejo que tiene añísimos, y tenemos ahí uno para inaugurar que todavía no lo inauguraron y está como hace un año parado, sin inaugurar. Nadie sabe si le pagaron a la empresa, si la empresa lo entregó, si no le pagaron, que pasó. Entonces, él construyó poder así, con la ilusión de la gente. La gente creía, porque el decía que iba a ahorrar, que iba a ser un gobierno austero, que iba a ahorrar pesito a pesito. Y bueno, todo el mundo creyó. Pero después se encontró con que lamentablemente…, lástima que nos damos cuenta tarde. Pero así construyó poder, como conmigo, lo construyó con un montón. Hay algunos que no se hacen cargo, yo me hago cargo. Formé parte de ello, pero también me hago cargo que yo no le permito a aquellos que quieren usarme o trabajar conmigo, el no permitirme pensar. Yo pensé. No estaba de acuerdo con algo. Se enojaron, me fui, me echaron del partido. Gracias a dios, vivo tranquilo y con la conciencia tranquila. Y bueno, formé parte de la democracia también.

Mario Navarro estuvo aquí, lo estabas entrevistando cuando fue detenido, ¿cómo fue esa situación?
 
En realidad muchos medios nos preguntaron por esto, porque creo que fue un momento bastante digamos triste. Primero porque era un trabajador. Segundo porque lamentablemente hay mucha gente que lo ha culpado. Por el sólo hecho de haberse ido de la comunidad fue culpado. Nosotros, por lo menos los medios, creemos que no se tendría que haber ido. Estamos convencidos de eso, pero no creemos que sea una mala persona. Creo que ha sido un luchador de muchísimos años. Toda la gente que lo conocemos…..yo quiero hacer una reivindicación de él porque me parece que nuestra comunidad lo castiga demasiado. Los familiares también, tienen sus razones obviamente ¿no? Pero yo siempre me manejo de conocer a las personas de muchos años, y yo lo conozco de muchos años, de petrolero y me parece que quizás fue una decisión desacertada de haberse ido. Pero eso no da derecho a que nosotros digamos que él nos ha traicionado. A mi me parece que, por ahí, él ha sido una persona…ni siquiera fue el dirigente, él era un vocero. Quería hacer esa reivindicación nada más.
Con respecto a cómo fue, en realidad vino porque se corrían rumores de que él iba a ser detenido. Entonces se vino para la radio, un poco para alertar a la gente que se quedaran en sus lugares, que él se iba a quedar acá. Que sí lo tenían que detener que lo vengan a buscar acá a la radio. Algunos políticos de turno dijeron que el había estado haciendo apología, no se comprobó, él salió libre. No se comprobó y  nosotros las grabaciones se las entregamos a la jueza en mano porque no tenemos nada que ocultar. Y ahí él en ningún momento hizo apología. Y él le pedía por favor a la gente que se quedara en el lugar, para tratar de calmarla. Que él no se iba a resistir, que él iba a estar acá. Y bueno, y la policía vino, muy respetuosa. Porque eso lo marcamos esa vez, nos pidió permiso para entrar, esperó hasta que termináramos de dialogar y después que terminó de dialogar lo invitaron a ir afuera, lo llevaron sin esposarlo ni nada. Y bueno, después pasó  todo lo que pasó. Cuando llegó a la comisaría, la gente se vino a la comisaría de nuestra localidad y terminó en el caso Sayago. Pero de aquí lo sacaron, sí.

Quizás a la distancia se hace un poco difícil analizar la situación que se desarrolló ese 7 de febrero ¿cómo lo vivieron y cómo lo analizas vos a un año y unos meses de sucedido el hecho?

Es que es difícil analizar ese tema ¿no? Yo creo que el caso Sayago…, el caso de los maestros, si los maestros no hubiesen sido tan cautos, si no hubiesen sido tan cuidadosos hubiésemos terminado en un caso Sayago. Lo que pasa es que acá estábamos hablando de un grupo de petroleros y en el grupo de petroleros generalmente…o sea…uno los tiene como… es más fácil involucrarse o meterse a hacer cualquier tipo de acciones extra en el movimiento piquetero o en el movimiento de petroleros ¿no? En el de docentes ya es más difícil, porque como que hay una especie de elite, hay un cierto tipo de gente. En el de petroleros hay de todo. Entonces, a mí me parece que hubo provocación por parte del gobierno y digo provocación porque yo todavía me pregunto ¿para qué fue detenido Navarro? Porque hubo una orden de detención, de acuerdo a lo que decían ¿no? A él lo detienen y cuando se armó todo el lío, lo largaron. Entonces, ¿por qué no lo dejaron adentro? Hay cosas extrañas que pasaron esa noche. Nosotros tenemos la grabación de los concejales que intentaron charlar con la policía y no los dejaron. Entonces uno dice ¿provocó el gobierno esto? Hay dudas todavía con eso. Desde ya que somos respetuosos de la justicia, pero hay preguntas que nos hacemos nosotros. ¿Por qué pasó eso? Si acá nunca pasaba. Acá hubo un montón de movimientos de piqueteros y hubo cortes de ruta. Lo que si tenemos que decir y ser conscientes, siempre, siempre que hubo movimientos, intentaron atacar por la fuerza. No nos olvidemos el caso Oil. En el caso Oil, se juntaron en la empresa, se movilizaron los compañeros y prendieron gomas, y llegó la policía del GEO ahí de Caleta Olivia y les pegaron a todos. Y de eso nada se dijo, nada se repudió. Se le dio más importancia a este tirón de pelo, y al huevazo y a la harina de la ministra. Pero estas cosas son las que pasan en nuestra comunidad y que a nosotros nos preocupan. Por eso digo el caso Sayago nosotros todavía tenemos nuestras dudas. Uno  de los chicos que está ahí, Darío Catrihuala, trabajó conmigo era operador de acá, lo conozco de chiquito y yo estoy convencido de que él no es el asesino. Y hablo por él porque lo conozco de toda la vida. Entonces, digo, la justicia, obvio que no es como uno que los maneja porque nos criamos acá, pero tengo muchas dudas con este tema del caso Sayago. La verdad que no me cierra nada.

A partir del caso Sayago se instaló un destacamento de gendarmería. ¿Cómo es vivir en el pueblo con la gendarmería instalada?

Y la verdad que digamos que da lo mismo. Lo único que tenés más gente, más gastos, producen más mugre porque ahí detrás de dónde están viviendo, el de la escuela de danzas una vez estuvo como 5 meses con los pozos rotos, porque con los camiones de la gendarmería los rompieron y después no los querían arreglar. O sea, sinceramente están para cuidar los intereses de las petroleras pero, la verdad, sinceramente todavía no sé para qué los pusieron. Estoy convencido que los pusieron para que todos tengamos miedo. Pero Las Heras ya dejó de tener miedo, y lo demostró. Los maestros le cortaron la ruta ¿Y? ¿Qué pasó con gendarmería? Yo creo que este gobierno nos hizo tener miedo. Nos quiso aplicar las tiras. Pero a nosotros nos aplicó las tiras durante 8 años, o sea que ya está, ya es suficiente, ya no permitimos más que nos aplique las tiras. Durante 8 años, de hecho, hizo lo que quiso. Nos manejó los sueldos como quería él, manejó las obras como quería él, y bueno ahora ya no. La gente se cansó…así que gendarmería……algunos quieren que esté, hay otros que no…. a nosotros nos parece que está produciendo gastos porque la verdad que los robos han aumentado, siguen pasando cosas en la comunidad, droga sigue entrando. O sea que si uno dice gendarmería ha hecho algo, no, gastos nomás. Porque la municipalidad los mantiene, les paga la comida, el albergue donde están viviendo ellos era un albergue para las actividades deportivas. Hoy en Las Heras no se hacen actividades deportivas porque no hay albergue. Y bueno, eso ha producido gendarmería, molestias nada más porque favores no nos ha hecho nada, no nos sirve para nada, ni siquiera nos sirvió el 25 de mayo para hacer un desfile con ellos. Así que la verdad es una risa… Para mí lo único que producen es gastos.

Estamos hablando de los docentes, ¿cómo lo analizas el conflicto?

Y la verdad que era hora. Primero que se animaran, segundo que se pusieran las pilas de dejar de pensar solamente en cobrar un presentismo, un doble turno…o sea, había gente que tenía que ir enferma por 200 pesos, por 300 pesos y uno tiene que pensar en su salud, no tiene que pensar en la plata. Y esta vez pensaron que ya basta, se cansaron también y me parece muy bien. Nosotros luego de haber estado mucho tiempo con los movimientos sociales siempre le recriminábamos. Nunca se metían, no apoyaban a los desocupados, no apoyaban a los petroleros. Y porque tenían su sueldito, tenían esto, lo otro. Y cuando se quisieron acordar se dieron cuenta que estaban explotados, que les estaban exigiendo demasiado, que cada vez le sacaban más. Porque cada vez le sacaban más cosas. Le fueron sacando, no le fueron agregando nada. Entonces cuando se dieron cuenta, bienvenido sea, bienvenido sea, por eso toda la gente los apoyó. Ahí aparecieron los desocupados, los petroleros…de una u otra manera apoyaron, ayudaron a que ellos pudieran ganar esta lucha, porque la ganaron, nosotros estamos convencidos de que la ganaron. Así hayan aceptado los 500 pesos la ganaron, porque acá ganaban 161 pesos. Entonces no se tienen que sentir derrotados, al contrario, han hecho una lucha extraordinaria. Y ojalá que a partir de ahora sirva para darnos cuenta que los docentes no votan a este sistema.

¿Entendés que hay algún hilo conductor entre aquel 19 y 20 de diciembre de 2001 cuando se cantaba que se vayan todos y ese grito, ese canto que resurgió en Río Gallegos en estos últimos tiempos?

Pero siempre decimos que se vayan todos y quedan los mismos y nos quedamos conformes, ¿no? Digamos que los seres humanos por ahí nos olvidamos un poco. Nosotros decimos que se vayan todos, pero por ahí mañana se presenta alguien que es del Frente para la Victoria y por ahí reclamó un poquito más que los otros, y lo votamos. No sé si eso se va a dar de que se vayan todos. Yo en realidad pienso que no se tendría que ir ninguno, empecemos a controlarlos, empecemos a quejarnos, empecemos a decirles las cosas que tienen que hacer, empecemos a denunciarlos. Y se van a ir ellos y van a venir otros. Si forman parte del mismo grupo, y... son lo mismo. Entonces lo que tenemos que cambiar es la metodología. Empecemos a quejarnos, que no sea sólo uno. Si somos 15.000 habitantes que sean los 15.000 que se quejan. Entonces las cosas van a cambiar, no hay otra. Un político que intente meter la mano en la lata o cualquier otra cosa no lo va a poder hacer si el pueblo está unido. Yo creo que por ahí pasa. Esto lo hemos charlado muchas veces en la radio: que venga el que venga, el tema es que lo controlemos.

Haciendo un taller de educación popular con jóvenes y adolescentes, ellos nos decían que los sueños, las utopías son el motor de la lucha. ¿Cuáles son tus sueños, tus utopías?

La verdad que mi sueño sería poder ver una comunidad organizada. Una comunidad que empiece a recomponer valores. Ayer estaba charlando con un doctor amigo que compró…..en nuestra localidad se destruyó… una obra privada pero que formaba parte de la historia de nuestra comunidad que era un teatro, que tiene más de 60 años. Y se lo tiró abajo, porque en realidad se lo habían ofertado a la municipalidad y la municipalidad no lo quiso comprar para reestructurarlo. Quizás lo vio un gasto inútil. Este doctor lo que hizo, y no es de la localidad, le dio profunda tristeza, y compró toda esa madera y esas chapas, porque al teatro lo desarmaron completo. Y compró y está reconstruyéndolo al teatro. Le va a hacer algunas innovaciones claro, actualizarlo un poco más. Pero toda esa madera hoy está en un edificio que él está haciendo y que va  a hacer una especie de teatro. Va  a poner una especie de sala de juegos, una especie de museo. Eso lo espero de la comunidad, eso lo espero de las autoridades, eso lo espero de mi pueblo. Que empecemos a recuperar esos valores. Que no nos olvidemos que tenemos un ferrocarril quemado que nadie lo reconstituyó y que forma parte de nuestra vida. Entonces esos son mis sueños. Que alguna vez tengamos dirigentes que se preocupen por las cosas que a nosotros nos hicieron, por la historia nuestra. Que no se olviden de la historia. Creo que eso, cualquier persona, hasta la misma gente que se radica aquí siempre dice y se preocupa de esto, de que no nos preocupemos de estas cosas. De los valores que tenemos en nuestra comunidad. Y bueno esos son mis sueños, de poder ver alguna vez algún dirigente que se pueda preocupar de esas cosas que nos hacen falta.

¿Por qué la radio se llama “Radio Soberanía”?

En realidad tiene el nombre en honor a los héroes de Malvinas, por eso se llama Soberanía. Porque en aquel momento… quienes fueron los que inventaron esta radio Carlos Nieto y Gustavo Zenco vieron de buenos ojos ponerle Soberanía en honor a los caídos en Malvinas. Por eso quedó el nombre, yo la tomé y lo seguí, y seguirá con ese nombre hasta que le bajen la palanca, no se cuando será.

Esperemos que nunca le bajen la palanca. Y por último para ir concluyendo, como trabajador de la comunicación ¿que mensaje tenés para dar a otros trabajadores y al pueblo argentino en general?

Y que no claudiquemos en la lucha, porque en realidad la lucha forma parte de nuestra vida ¿no? Tenemos que sobrevivir, tenemos siempre que levantarnos con alegría y decirle a la gente que no se deje caer, que no piense que esto que hacen los gobiernos es para toda la vida, todo tiene un tiempo, todo tiene un final. Que empecemos a construir entre todos una sociedad distinta, que empecemos a aplicarles a todos nuestros jóvenes los valores que realmente nos hace falta, como argentinos. Como nos pasaba ayer, un 25 de mayo que podríamos haber hecho un acto como se hacían antes en nuestra comunidad, actos cívicos militares cuando participaban todos los colegios y bailaban folclore. Hoy no se hizo nada, se hizo un acto donde se izó la bandera, se canto el himno, se dijeron 2 palabras y se fueron a la casa. Esto me gustaría que empecemos a cambiar todos los argentinos, a ser un poco más patriotas.

Muchas gracias

No, gracias a ustedes.


Estamos en el Sindicato Argentino de Televisión, en Río Gallegos, dialogando con Héctor Barabino, periodista de Radio Abril, que nos recibió con unos ricos mates. ¿Cómo es desarrollar la tarea de periodista aquí en Río Gallegos?

Estimo que es como en todos los ámbitos, porque es universal que la tarea del periodista tiene sus obstáculos, más o menos, de acuerdo a las características del poder político o del poder económico y la más o menos conciencia que halla en la gente de la importancia de los medios de comunicación. En Santa Cruz es por estos tiempos particularmente difícil porque, justamente, hay un gobierno de características hegemónicas y un uso férreo de lo que es la pauta oficial, la publicidad oficial. Distrae muchos fondos en publicitar en medios propios y ajenos. Es decir, esto de propios voy a hacer una observación: los medios que corresponden al estado, que maneja el gobierno, son manejados con un criterio de apropiación muy particular desde la política de Santa Cruz y los políticos y los funcionarios. Y los medios privados son cautivados por la publicidad oficial. Y por lo tanto, en uno y otro caso, queda poco margen para trabajar la información, para difundirla en su estado puro, neutral, como debe ser la información, inclusive contando con opiniones y con las particularidades de cada medio. Bueno, nada de eso se puede trabajar en la provincia de Santa Cruz, por lo menos en una interrelación, digamos, civilizada con el poder. Los pocos medios que hacen esta tarea de trasladar lo más parecido a lo real y la verdad de lo que sucede en la sociedad y en la gente, lo tienen que hacer  en condiciones de mucho aislamiento en relación con el gobierno y en muchos casos aislamiento social. Salvo cuando pasan cuestiones como la de estos meses en Santa Cruz, con la movilización de los docentes que terminó ampliándose a otros sectores de la administración, a donde la gente toma contacto con los pocos medios que dan la posibilidad de difundir la situación y lo que está pasando. Salvo en estos meses, en general, el trabajo en estos medios de comunicación se torna una empresa difícil, acotada a un sector que requiere información, que esta medianamente esclarecido, que es más o menos conciente y participativo. Y es un núcleo menor, digamos, en una sociedad que se ve todo el tiempo apabullada por un bombardeo -iba a decir informativo pero parece un eufemismo esto- que atenta contra la información, que la distrae, que apabulla con discursos vacíos y llenos de contenidos materiales como hablar de  obra pública, de dinero, de inversiones, como decimos acá mas de números que de palabras. Eso es la provincia de Santa Cruz desde hace años. Lo que pasó y está pasando todavía, que es la movilización docente, abre una expectativa de todo este cercamiento que hemos tenido. Los pocos medios que tienen información y la gran masa de gente, que no se pierda y podamos seguir trabajando a ese nivel porque nos ha hecho muy bien a todos, a pesar de la crisis desagradable que es tener miles de personas en la calle y un gobierno que no presta oídos. Bueno al margen de eso, dejó la enseñanza de que si la gente es consciente de la importancia de un medio de comunicación, bueno podamos seguir trabajando a ese nivel.

En estos momentos de conflicto social, conflicto docente, ¿cuáles son los obstáculos, las barreras, que se le han planteado desde el gobierno provincial, nacional a estos medios de comunicación alternativa?

Además de lo que te comentaba que es la publicidad oficial, que es la principal herramienta que maneja el gobierno para acallar voces o comprar voluntades, a la práctica de un año a esta parte ha habido algún acto de censura. Nosotros teníamos un programa en una radio AM y hace un año y algo nos fue levantado. Un programa que tenía 10 años en el aire, directamente por un apriete a la empresa por la publicidad oficial: o levantaban nuestro programa o se terminaba la publicidad oficial para la radio y el diario. Fue el primer acto de censura en los últimos 15 años. No aplicaban esta receta, simplemente se limitaban a operar con la publicidad oficial. De allí para acá se produjo, en el marco de este conflicto, el levantamiento de una radio de la provincia de un programa infantil, que era de una docente, por una alusión que hizo del conflicto docente. Más allá que fue dicho en el marco de lo que puede dar un programa para chicos ¿no? Tenía 14 años en el aire y fue levantado de buenas a primeras por aludir al conflicto. Y después algunos sucesos que tuvieron que ver con una amenaza de cierre de una radio FM, que no conozco demasiado de sus aspectos técnico legales. Si sé que alguna maniobra hubo para hacer aparecer un planteo de queja de otra emisora o de la gendarmería, como de interferencia de señales. Alguna maniobra hubo por parte de un concejal dueño de un canal de radio y televisión y del gobierno interesado en que esa radio que es FM News deje de transmitir, porque está transmitiendo todo el tiempo desde la carpa docente y las 24 horas de lo que está pasando en esta situación.

¿Quién es Rudy Ulloa?

Rudy Ulloa es un colaborador estrechísimo del presidente Kirchner, un hombre de muchos años junto al doctor Kirchner. Desde chico, desde adolescente, en su estudio de abogados, como cadete y después toda su trayectoria política, fue acompañada por Rudy Ulloa. Trabajó siempre, podríamos decir, desde lugares no oficiales, siempre desde la militancia, desde el partido, por ahí algún cargo en el área social que le abría otras posibilidades de manejos políticos. Hombre de estrechísima confianza de Kirchner, se lo considera casi un hijo político, en todas las acepciones posibles de esta expresión. Es dueño ahora, en los últimos años de muchos negocios. Maneja dos productoras de televisión en Río Gallegos, pertenecen a los dos cables que trabajan hoy en Río Gallegos (Supercanal de Villa y Manzano y Canal 10 de unos empresarios de Buenos Aires). Estos cables a pesar de que compiten entre sí por los abonados, la producción la comparten con Rudy Ulloa, así que Rudy maneja la información en los dos cables. En Río Gallegos hay 4 canales de televisión, está el canal del estado, que obviamente difunde  información oficial. Están los dos cables que la producción es de Rudy Ulloa y está el cuarto canal chiquito y comunitario, Canal 5 que es propiedad de un particular de apellido “Reagan”,  pero que está altamente asociado al concejal José Luis Gómez del kirchnerismo. Su hijo es el gerente, su esposa la contadora y él es el que maneja políticamente la empresa. Así que esos son los cuatros canales de información. A la totalidad de los canales del interior de la provincia, los contenidos informativos se los pilotea Rudy Ulloa con la publicidad oficial. A pesar de que no es el secretario de información pública, ni el ministro correspondiente que administra la publicidad oficial, es el hombre que vía sus intermediaros hace los arreglos, los negocios; es el dueño de la pauta oficial y de la información en toda la provincia de Santa Cruz.

Teniendo en cuenta esta situación ¿cuales son los temas tabúes, que están ocultos?

A mi me parece que el tema del dinero en el exterior es un tema crucial. Me parece que Kirchner si bien de 3 o 4 años, cuando estaba a punto de asumir de presidente- estaba en plena campaña- en los meses previos, si bien blanqueó la existencia de estos fondos depositados en el exterior, de allí para allá se habló del tema. Pasó por la cámara de diputados, el tribunal de cuentas, inclusive algún gobernador, como Sergio Acevedo, habló del tema. Su ministro de economía Luis Villanueva, en su momento dijo algo que a mi me pareció impresionante, que tuvo muy poca trascendencia, creo, por el momento en que lo dijo y se trataba de un gobierno provincial con crédito como era Sergio Acevedo. Dijo algo así como que él “podría rendir y dar cuenta de esos fondos desde el 2003, que es cuando ellos asumieron, de ahí para atrás no podían rendir cuentas”. Esto fue toda un revelación. Pero bueno pasó intrascendente, con un gobernador nuevo, con un presidente nuevo. No tuvo la dimensión, que después con el tiempo, sí adquirió. Lo que creo que el problema de Santa Cruz y los gobernantes de Santa Cruz, incluido el presidente Kirchner, son esos 6 o 7 años durante los cuales esos dólares estuvieron depositados en el exterior, en destinos pocos precisados, que el propio presidente precisó erróneamente. Como cuando habló de la reserva federal de los EE.UU. y después fue desmentido porque allí no había ningún deposito de la provincia de Santa Cruz. Más los intereses que generaban, la titularidad de las cuentas de los depósitos, de los que manejaban esos dineros, más la falta de rendición. Durante 6 o 7 años fue eso y era mucha plata. Digo era porque fue un poco perdiéndose, ya porque se invirtieron en algunos casos en destinos poco fundamentados pero se habla de que en la cementera de Pico Truncado hay una parte de ese dinero desde hace un año y medio. Después, de devolución de aportes a la caja de previsión y después no se recuerda otra cosa. Pero esos fondos que eran 500 millones de dólares en sus comienzos, fueron transformándose en el doble, por maniobraras que hizo el gobierno de Kirchner comprando acciones. Fueron 1.000 millones de dólares de los cuales no se supo por muchos años y ahora se sabe que hay una suma de 540. Cuando Acevedo anunció su repatriación y ahora hace 12 días el banco de Santa Cruz informó que eran 590 millones de dólares ¿no? Bueno, así se manejó siempre este tema con mucha ligereza como si habláramos de monedas de un peso. El otro día en una entrevista que le hizo Magdalena Ruiz Guiñazú, el presidente Kirchner dijo “creo que eran 400 millones efectivo o 600 millones en bonos” pero no precisaba cifras. Yo creo que quién fue gobernador todo el tiempo, y partícipe de eso, y luego presidente no puede dudar en el manejo de millones más millones menos. Con esos modales se manejó siempre. Por eso, ese me parece que es el tema, todo lo demás se deriva de más o menos lo mismo, pero ese es el tema que va a ser una cruz en la administración actual, en las que pasaron y en las que vengan si no se esclarece.

Primero intendente aquí en Río Gallegos, luego varios años gobernador en la provincia de Santa Cruz, y presidente de la nación, ¿Cómo construyó Kirchner poder?

Bueno, porque es un hombre que trabaja para la política y tuvo siempre un objeto en la política de poder que pocos tienen, digamos, identificado. Es un hombre que siempre actúo en política para obtener poder y llegar. Y eso es una virtud en sí misma. ¿Cómo se hace? Y los procedimientos pueden ser cuestionables. En algunos aspectos como por ejemplo el uso desmedido del erario público -a la hora de hacer clientelismo por supuesto-, de esa forma y no de otra. Y de todos los recursos del estado, como los medios de comunicación, como los medios de patrimonio: uso del avión sanitario para hacer campaña. Me parece que eso es cuestionable. Es un hombre que sabe usar los recursos económicos, inclusive, propios y públicos para hacer política. Y a partir de allí me parece que es imparable. Cuando Kirchner se hace de una cuota de poder, de un estamento de gobierno, es muy difícil que lo pierda. Por eso en sus 4 años de intendente, casi 12 de gobernador y en lo que lleva de presidente que está demostrando más o menos el mismo perfil. Aunque el escenario nacional tiene otras características que por ahí acotan se uso indiscriminado de…sobre todo después que consiguió la reelección como gobernador, y la reelección indefinida y las reformas electorales y de la constitución por la causa de consanguinidades que impedía que un familiar de él lo suceda en el cargo. Gracias a eso, Alicia si lo deseara puede sucederlo en el cargo acá en la provincia de Santa Cruz, o su esposa. Todo eso es Kirchner. Es decir un hombre que una vez que se establece y pisa suelo firme es muy difícil desequilibrarlo y arrebatarle su tren político. Es muy difícil por lo menos en Santa Cruz. Dominó la cámara de diputados, cooptó a la oposición y sabe hacer uso de los recursos del estado a fines de la política. Esto creo que en un escenario nacional es más difícil por la diversidad de los factores de poder, y porque es un hombre acostumbrado al manejo unipersonal. Y no es lo mismo una provincia chica con poca gente, con una economía prácticamente elemental: cobramos regalías y fondos coparticipables y recaudamos impuestos, y nos hacemos de esos ingresos y pagamos sueldos, el resto obra pública. Acá no hay, en Santa Cruz, una economía incidente. El petróleo, la pesca, la ganadería inclusive o bien son recursos administrados por capitales nacionales o internacionales o, como en el caso de la ganadería, se han acotado muchísimo. Es decir, no hay una economía que uno diga que hay una incidencia importante en lo que significa el manejo de un gobierno. Porque del otro lado me demandan o me piden que rinda cuentas o me piden créditos o me cuestionan determinadas políticas, en Santa Cruz nada de eso pasaba. En el país sí. El escenario nacional es más importante y en eso a Kirchner no le va bien con el manejo personalísimo que tiene de la cosa, porque no hay cuerpo que aguante. Se me ocurre que no es lo mismo levantarse una mañana en la provincia de Santa Cruz e ir a tomarse un café a Roque y San Martín y manejar las dos o tres líneas de gobierno que puedan establecerse en una provincia chica, que en Buenos Aires donde la cosa, imagina uno, es enorme. Yo estoy fascinado todavía con el hecho de haber visto de hacerse un presidente desde un lugar como la prensa, el periodismo donde uno está más cerca. Tanto como lo sigo estando hoy fascinado con los pasos a seguir, los procesos, que en principio sus hábitos habían cambiado. Hoy ya lo veo más parecido a lo que fue en la provincia de Santa Cruz. Y bueno quiero ver qué pasa en octubre cuando, todo indica, gane las elecciones y se revitalice en esas ínfulas que a él lo caracterizan luego de cada triunfo, los domingos a la noche. Ya lo conocemos a Kirchner. Lo hemos visto ganar 20 elecciones en Santa Cruz. Y ya me lo imagino el próximo 28 de octubre, diciendo las cosas que inclusive espero que va a decir. Y a partir de ahí ocurre otra etapa en el país porque no es lineal la política en Santa Cruz, ni la política en Argentina. Ni sé si en el mundo, pero por lo menos lo que uno ve y por lo menos con Kirchner la cosa no es lineal. Es decir que un triunfo en octubre no significa una renovación de un cheque en  blanco. Puede tornársele más complicado a Kirchner por razones que es este disparate, que es la política en la Argentina; que hizo que por ejemplo en Santa Cruz el rector de la política que es Kirchner alcanzó su cima, que es llegar a presidente de la nación, de pronto su pago chico se le va de las manos, se le escapó como pasó con estos movimientos sociales a partir del planteo docente. Eso era impensable hace un año. Pensar que a Kirchner le iban a cuestionar su forma de gobierno, sus ministros, sus gobernadores y a él mismo inclusive, cuando tiene todo el poder al ser el presidente de la nación, era inimaginable. Había que estar medio loco para imaginarse que a Kirchner le iba a pasar lo que pasó. Desde el 5 de marzo a esta parte, con esto que ha sido una verdadera revuelta, una verdadera revolución, no sé si en lo electoral, pero por lo menos en la mentalidad de la gente que en Santa Cruz, creo, que ha perdido el miedo. Se perdió el miedo. Por lo pronto ya la gente se anima, sale a la calle y no tienen miedo de pelear por sus derechos. A mi se me ocurre la gran revolución para nosotros, que es chiquita todavía, es el comienzo de la historia, no es cambiar la historia. Pero justamente se empieza por ahí y esto que espero que termine pronto-todavía hay gremios en la calle y de paro pidiendo por sus salarios- y vamos a empezar a andar otro rumbo. Y esto pasó cuando Kirchner era presidente, cuando más poder tenía.

¿Cómo caracterizas el conflicto docente y, no solo docente, sino cuando se sumaron otros gremios?

Es una cosa extraña, porque el conflicto docente empezó por una reivindicación histórica demorada de ese sector que tenía que ver con el básico-como le pasa a todos los empleados públicos- pero el docente tenía una particular postergación. Al docente se lo maltrató de entrada, el docente tuvo siempre una muy mala relación con Kirchner. Por eso, esa característica de un presentismo que hoy son 240 pesos, pero en su momento triplicaba el básico y superaba la mitad del sueldo. Es decir una cosa única, nunca vista. EL presentismo es una suma parecida al 10% de un básico. A los docentes se les impuso un castigo, más allá del argumento del gobierno, de que se trataba de acotar un poco la laxitud de que había muchas carpetas médicas, que generaban reemplazos que había que pagar, entonces el gobierno tenía que….Y terminó siendo una cláusula antihuelga. De allí para acá una postergación por años de los reclamos docentes. Incluso en los primeros días del gobierno de Acevedo hubo un conflicto, que terminó bien porque, a pesar de muchos días de paro, muchos días de movilización, no consiguieron nada, nada más que castigo, descuento de haberes y esas cosas. Se me ocurre que el propio gobierno se encargó de que el conflicto docente se saliera de su cauce, se ampliara a otros sectores de la administración pública y se dilatara por más de dos meses y medio, con las consecuencias que tuvo para el gobierno. Porque creo que las peores consecuencias las sufrió el gobierno.

¿Cuáles fueron las diferentes intimidaciones que sufrieron los docentes que salían a manifestarse por un reclamo justo?

Fueron: el incendio del móvil del gremio docente, que fue una cosa terrible durante la cuarta movilización. Es decir a 15 días del comienzo del conflicto, una cosa increíble. Que en una sociedad normal, con un gobierno normal, con ciudadanos que más o menos conozcan sus derechos y con gobernantes que respeten esos derechos, eso hubiese bastado para, por lo menos, un pedido de informe a un ministro. Ni hablemos de un juicio político a un gobernante, mínimamente un pedido de informe. Porque fue una represalia directa contra el sector convocante de la movilización, a las dos o tres horas de culminada la misma, con características criminales: una molotov adentro del auto, con una zona liberada. Un atentado a todas luces operado, o por lo menos avalado, desde la inercia por el gobierno. Eso fue lo más terrible. Creo que cuando todo esto decante ese hecho va a tener la dimensión que realmente tiene.
Bueno, después el secuestro por horas del hijo de una delegada, realizado por una banda de matones que lo amenazan, con en el sentido de que su madre deje de militar y otras cuestiones que no vienen al caso. Después atentados con molotov a establecimientos escolares, durante una reunión de los docentes. Pintadas en las propias escuelas. En todos los casos con gente del oficialismo vinculada a estos hechos. Por supuesto nada de esto es probable, porque no hay una justicia en Santa Cruz. Hay dos jueces, una es la doctora López Lestón que es prima hermana del presidente y el doctor Losada que de los 10 años de juez no ha hecho otra cosa que salvar siempre la situación del gobierno, cada vez que ha prosperado alguna denuncia a la justicia contra algún funcionario. Generando, que Santa Cruz sea una especie de Suiza, acá no hay funcionarios procesados ni condenados. Entonces parece que nuestros funcionarios son de una honestidad intachable. Y esto no es así. Entonces decir que los autores de esos atentados son los que se conocen como “la banda de los psiquiátricos”, que son 5 policías a las órdenes del empresario Lázaro Báez, cuyos nombres dio a conocer un alto jerarca como el comisario Herrera, que por eso mismo fue desplazado del cargo. Porque denunció este accionar de estos personajes que se desplazaban en los polos grises, que son los falcón verde de los terribles años 70 y 80. Va a quedar en esta grabación y en otros dichos míos y en lo que yo publico y los que otros medios también se animan a decir. Pero ni el juez Losada, ni la justicia en Santa Cruz está enterada de esto. Aunque a la jueza López Lestón, la propia víctima del secuestro de su hijo, Beatriz Constantino se lo dijo, ha hecho saber los nombres de estos personajes. Esto de los psiquiátricos viene por los antecedentes en ese sentido de algunos de los integrantes de esta banda que responde a Lázaro Báez y que se dedican a lo que se llaman adicionales non santos de la policía, con una actitud para-policial que remite directamente a lo que hemos vivido con el proceso militar.

Una de las respuestas que dio el gobierno nacional a través del ministerio del Interior fue el envió masivo de tropas de gendarmería. ¿Cómo es convivir con la gendarmería en las calles, en la vida cotidiana?

Es realmente… en un marco de locura como el que vivimos, el establecimiento de gendarmes en lugares públicos o en la casa del presidente o en algún lugar céntrico o en las escuelas, terminó siendo una…que se entienda bien, después de 20 días, un mes de desorden, de caos, uno tomó lo de la gendarmería como algo que iba a suceder. Porque bueno después de lo que te relaté, secuestros, atentados, aprietes, que venga la gendarmería era algo que se caía de maduro. Uno pensaba que no lo iban a hacer, porque acá hubo una veintena de manifestaciones sin violencia. Y eso se lo rescato yo al gremio docente: por ser una dirigencia  joven se movió con un nivel de inteligencia y de madurez, en un planteo difícil de sostener, con mucha tensión en cada una de las movilizaciones, que hacía que nadie insultara en los cánticos incluso. Comparada con otras provincias, nuestras manifestaciones parecían procesiones a la virgen, esto lo decían los propios manifestantes, ni pintadas en las paredes. Salvo lo que hacían los mandaderos del gobierno atentando a los docentes. Y bueno nadie pensaba que iban a mandar a los gendarmes y bueno todavía están hoy. Llevar a tu pibe al colegio y que te pregunte por un gendarme y te pregunte para qué está, quién lo manda. De todas las crisis se aprende y lo que hemos aprendido los santacruceños, yo voy a decir casi una herejía, pero no sé si los chicos o los grandes lo hubiésemos aprendido en las aulas. Porque mi pibe aprendió, con 13 años, qué hace un gendarme en la puerta de la escuela, por qué a mí me levantaron un programa, por qué cerraron una radio, por qué su maestra estaba en las movilizaciones, por qué el policía que él conocía estaba parado frente a la casa de gobierno, por qué ponían rejas. Pero de esto se va a hablar dentro de un par de meses y la historia va a hablar que en Santa Cruz se vivió uno de los actos más demenciales que hayamos tenido memoria después de las huelgas del 21, después de la revuelta popular que volteó a un gobernador de facto en el año 72. Yo creo que ni eso tuvo el grado de violencia, de demencia que tuvo este conflicto que llevó tres meses, inútil. Porque, vos me preguntabas antes que opinaba del conflicto, el conflicto empezó por una reivindicación salarial y terminó siendo una revuelta social, cultural, política, institucional, se cargó un gobernador, afectó la imagen de un presidente. De una dimensión todavía difícil de medir en sus consecuencias, pero terriblemente aleccionador, de un aprendizaje que la historia nos va a enseñar en Santa Cruz. Espero que a los gobernantes también, que hay cosas que no se hacen y que van a cargar el gobierno de Kirchner y sus funcionarios con el secuestro de un chico, con los atentados, con el auto incendiado, con la represión, con la militarización de una ciudad, casi un estado de sitio. En fin, de esto alguien va tener que hacerse cargo, ellos no, pero la historia se va a encargar. Yo creo que nunca se va a volver a repetir. Dentro de todo lo malo que pasó, lo bueno es lo que aprendimos, y si los gobernantes no… porque da la sensación de que los malos gobernantes no tienen más lugar y esto no es una expresión de deseo, ni fundacional. En octubre puede ganar el kirchnerismo en Santa Cruz, es probable que lo haga porque hay toda una ingeniería electrónica montada para esto. Pero octubre no es una bisagra, para mi la bisagra fue esta de estos meses. Difícilmente empeoremos, hemos tocado fondo. Podremos tardar más o menos pero atrás no volvemos después de este quiebre que hubo en la mentalidad de la gente.

¿Podemos decir que en Santa Cruz se perdió el miedo?
 
Sí, yo creo que sí, en la medida…Dudé un poco porque a mi no me gusta hablar en esos términos…. Pero bueno, en la medida en que la gente tomó conciencia de sus derechos y de para qué sirve un medio de comunicación, de para qué sirve un sindicato, de para qué sirve una huelga, que puede peticionar a un gobierno, que su salario es un derecho y no una dádiva que da un gobierno.  En tanto todo eso se haya hecho carne en la gente, se perdió todo lo otro, la auto-represión, el no se puede, el que las cosas nunca van a cambiar y se perdió el miedo, pero porque se ganó lo otro. Porque a mi eso del miedo me remite a que es una cuestión de coraje, una pulseada, torcer el brazo, que es el discurso del gobierno: “a mi no me van a torcer el brazo”, y después terminó cediendo a un planteo que lejos está de la posición de fuerzas. Acá el gremio docente no dirimió una pulseada, es mucho más de fondo. El gobierno pensó que esto era una pulseada y allí estuvo el error, por eso la peleó como tal y nada de acercar las partes. Por eso, en esa lectura sí, la gente perdió el miedo definitivamente, porque de eso no se vuelve, cuando se toma conciencia de que tus derechos valen. Así como los funcionarios tampoco pueden volver.

Como trabajador de la comunicación de un medio alternativo, ¿qué mensaje tenés para otros trabajadores de medios alternativos y para trabajadores y trabajadoras en general?

En principio que somos periodistas, somos la prensa, somos un sector de la sociedad que refleja lo que le pasa a la gente y acercarle a la gente información lo más parecido a la verdad y a lo que le interesa a la gente. A veces uno se equivoca y está fuera de sintonía con lo que la gente está necesitando. En estos tiempos de crisis uno se acercó mucho a la gente. Ojalá que esta simbiosis que se dio en estos meses no se pierda. Yo veo por ahí en los periodistas jóvenes que adquieren vicios de formación que tenemos todos pero, este particularmente, que es de considerarse casi como seres extraordinarios. Entonces acá decimos que primero si estudias  para periodista o te haces en la práctica, primero te recibís de periodista perseguido y después periodista. El periodista es eso y no otra cosa, sufre la represalia que sufre cualquiera en cualquier actividad. Si un maestro es perseguido porque las políticas educativas lo desplazan y  lo ningunean. Todos sufrimos adversidades en nuestros trabajos. Y no somos seres extraordinarios los periodistas y no nos pasan cosas extraordinarias por lo tanto. Y eso yo lo digo porque es muy proclive el periodista a eso. Yo hablo mucho de la agrupación 7 de junio, que es la que aparece el día del periodista, en esos brindis en despachos que se llenan de periodistas. Y se imagina uno que vive en una sociedad que es un lugar de libertad de expresión. Y después te encontrás que a la hora de los conflictos, hay 5 periodistas. Entonces hay que tomar conciencia de ello. No somos culpables de que por allí tengamos que trabajar por un salario en una empresa que tiene una política comunicacional, porque depende del poder económico, con un perfil ideológico que muestra una realidad que no concuerda con la ideología del periodista. Bueno hay que tener en claro esto, nadie es culpable de eso y uno elegirá seguir por el final de sus días trabajando en esas condiciones o no. Lo importante es creernos que somos simplemente trabajadores, que tenemos que formarnos todos los días, y la práctica nuestra exige todos los días conocer cosas nuevas y a partir de allí formarnos. Esto es lo que va dejando atrás esa suerte, la de periodista perseguido que anda por el mundo creyendo que uno es más importante de lo que es realmente. Porque además uno está muy cerca del aplauso de la gente y es muy reconfortante y te puede marear un poco. Y empezás a transformarte más en un personaje público y no a los fines que debe servir un periodista, que es llevar información con la sola salvedad, casi nada ¿no?, de la honestidad intelectual y respeto de los valores propios y los que son comunes a la gente. Y con esa cuota de riesgo que tiene el periodista que pone la cara, pone la firma y después recibe la devolución de la gente, que puede ser buena o mala. Y eso hay que tenerlo en cuenta porque muchas veces uno se siente impune. Hay que entender el saludo de la gente y el repudio de la gente y en el medio está el nivel de crédito que, me parece a mí, es el alma del periodista. Un periodista puede decir lo que le parezca y esa es su propia fuente de riesgo, si lo que dice es una burrada la propia gente se va a encargar de reprobarlo o alabar a ese periodista.

Por último, haciendo un taller de educación popular con jóvenes y adolescentes, ellos nos decían que los sueños, las utopías son el motor de la lucha. ¿Cuáles son tus sueños, tus utopías?

En realidad sueño con poder seguir cumpliendo para lo que yo vine a hacer a este mundo, que es ser periodista. Llegar hasta el último día de mí existencia haciendo mi trabajo con estos hitos o referentes que te marqué: sintiendo el mismo respeto por la gente, por mí mismo, por la verdad. Formándome, tener energía y luces suficientes para cada día buscar un tema, no hablar por boca de ganso. No desinformar ni deformar a la gente, es decir, aprender a hablar, aprender a escribir. Ese es el sueño perfecto, yo sé que los sueños y los ideales son eso no otra cosa, pero como vos decís con el motor, el impulso. Si no estuviésemos montados sobre estos sueños quién nos levantaría cada día con más o menos alegría o disgusto. Y no quiere decir esto que uno no pretenda una buena familia, que tus hijos sean libres, y la persona que tenés al lado sea querible y que vos te dejes querer y bueno todo lo que tiene que ver a lo afectivo, en lo mas cercano que es el amor. Pero mi sueño es ese, no retirarme antes, no morirme en la víspera y que mis hijos o mis amigos, o el oyente o el lector me recuerden como un periodista que simplemente hizo lo único que tenía que hacer, bien y por momentos mal. Me parece que ese epitafio es bárbaro, es maravilloso y eso es un sueño.

 
  Siguiente >
Julio López, 5 años desaparecido.

dejanos tu firma
28.de.mayo.jpg
 
No a la impunidad
carlos.fuentealba.jpg
radio
espejos.jpg